jueves, 31 de marzo de 2011

En el olimpo de la ONU


Un lector del blog me envió un correo y, con su autorización lo publico:


Estimado Wanderer:

Casi nunca estoy de acuerdo con lo que Ud. escribe en su blog. Como bien me advierte un sacerdote amigo, su sitio es peligroso para la fe. Debo admitir, sin embargo, que no dejo de leerlo y que el suyo es uno de los blogs católicos más leídos y con más influencia en el país.


El último fin de semana me causó mucha bronca su post invitando a los lectores a firmar una carta contra la beatificación de Juan Pablo II. Era, pensé, una nueva muestra de su soberbia que quiere saber más que la jerarquía de la Iglesia.


Ayer, hojeando el "Cristo hoy", me entero que el arzobispo de Mendoza, mi obispo, ha convocado para el 1 de mayo a una concentración popular en acción de gracias por la beatificación de JPII bajo el lema: "Mensajero de la paz y defensor de la vida". Al leer esto caí en la cuenta que Ud. tenía razón, y que es necesario firmar esa carta.


Juan Pablo II será un beato laico. Los valores que este obispo y muchos otros con él destacan en el pontífice y, aparentemente, centran en ellos su santidad, son la promoción de la paz y de la vida. ¿Qu{e lo distingue, entonces, de Ghandi o de Martin Luther King? ¡Es que no hay acaso valores cristianos en JPII y, si es beatificado, lo debe ser exclusivamente por ellos?


Seguramente los hay, y creo que es un santo, pero la construcción de memoria que los obispos están haciendo está delineando un santo que solamente podrá habitar en el olimpo de las Naciones Unidas.


Flaco favor le hacen al papa polaco.

42 comentarios:

Anónimo dijo...

"Los creyentes de todas las religiones, junto con los hombres de buena voluntad, abandonando cualquier forma de intolerancia y discriminación, están llamados a construir la paz"

Juan Pablo II, mensaje de Navidad de 2002.-

". Mantener la paz y la seguridad internacionales, y con tal fin: tomar medidas colectivas eficaces para prevenir y eliminar amenazas a la paz, y para suprimir actos de agresión u otros quebrantamientos de la paz; y lograr por medios pacíficos, y de conformidad con los principios de la justicia y del derecho internacional, el ajuste o arreglo de controversias o situaciones internacionales susceptibles de conducir a quebrantamientos de la paz;
2. Fomentar entre las naciones relaciones de amistad basadas en el respeto al principio de la igualdad de derechos y al de la libre determinación de los pueblos, y tomar otros medidas adecuadas para fortalecer la paz universal;
3. Realizar la cooperación internacional en la solución de problemas internacionales de carácter económico, social, cultural o humanitario, y en el desarrollo y estímulo del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales de todos, sin hacer distinción por motivos de raza, sexo, idioma o religion; y
4. Servir de centro que armonice los esfuerzos de las naciones por alcanzar estos propósitos comunes".

Artículo 1 de la Carta de las Naciones Unidas.-

John Paul Two! We Love You!... que mundo generoso...

El Séptimo Rey Mago

Beatrice Atherton dijo...

"Esa paz verdadera, a la cual aspiramos con pleno conocimiento, no se refiere sólo a las relaciones de los hombres entre sí, sino también a las que nos unen con Nuestro Hacedor, y precisamente en este punto tan necesario es donde se echan en falta los esfuerzos del mundo. En verdad, nada tiene de extraño que un mundo olvidado de Dios haya olvidado a su vez esta cuestión esencial. Los hombres, pervertidos por predicadores de falsas doctrinas, han llegado a creer que la unión de las diversas naciones constituía el mayor de los bienes de esta vida, olvidando las palabras de Nuestro Salvador, quien dijo que no vino a traer la paz, sino una espada, y que el reino de Dios padece violencia, de modo que sólo mediante muchas tribulaciones podremos entrar en Su reino."
Robert Hugh Benson. "El Señor del Mundo".

Martin Ellingham dijo...

Las normas anteriores a la reforma de JPII establecían un plazo de 50 años. Tal vez hoy debieran ser 70. Porque el paso del tiempo da otra perspectiva: se mueren los contemporáneos, se calman las filias y las fobias, se enfrían los entusiasmos masivos. Desaparece la obligación de guardar muchos secretos. Se abren muchos archivos, se publican memorias, diarios, obras póstumas, inéditos, biografías. La reconstrucción biográfica del candidato puede ser mucho más rigurosa.

Saludos.

Anónimo dijo...

Wanderer, es ese algo tan deplorable -que no podemos especificar-, odioso, de JPII. En el fondo, un pobre ateo, que cedió a la borrachera socialista del mundo eslavo.

Es como si los Papas conciliares hubieran sido, en orden cronológico, gente más y más falta de fe. Recién con Benedicto XVI encontramos cierta vida espiritual, ahogada entre espinas de racionalismo y filosofísmo germánico, pero Fe al fín.

En cuanto al viejo St. Malachy, creo que muchos de sus "títulos" son sarcásticos. Me apenaría mucho que el próximo Papa sea Petrus II en el peor de los sentidos: Petrus I fundó la Sede Romana, Petrus II la terminará de destruir. Eso coincidiría con "ecclesia sedebit".

La otra posibilidad, es que a Benedicto XVI le siga un "batata", que intente retomar la triste obra de Juan Pablo II. Pero en un mundo muy diferente, que le doblará el brazo, y deberá dimitir. Y entonces tengamos un sucesor de los Pios.

(Probablemente Dios, en su infinita creatividad, tenga otras opciones en la manga. Yo me baso en lo que ya viene ocurriendo hace unas décadas. Dios nos sorprenda!)

Crux Australis

Jacobita dijo...

Juan Pablo II, con todos los errores que pudo haber cometido durante su pontificado (bastantes, y de los que no voy a intentar hacer una defensa), no es el tipo de "santo" que canoniza la ONU. Los "santos" de la ONU son del tipo de Obama o Tony Blair.

"Se exhorta a todos los países a que se esfuercen por facilitar los servicios de salud reproductiva, mediante el sistema de atención primaria de la salud, a todas las personas de edad apropiada lo antes posible y a más tardar para el año 2015. Esa atención debería incluir, entre otras cosas: asesoramiento, información, educación, comunicaciones y servicios en materia de planificación de la familia; educación y servicios de atención prenatal, partos sin riesgos, y atención después del parto, en particular la atención de la salud maternoinfantil y la promoción de la lactancia materna; prevención y tratamiento de la infertilidad, interrupción del embarazo, de conformidad con lo indicado en el párrafo 8.25; tratamiento de las infecciones del aparato reproductor, las enfermedades de transmisión sexual y otras afecciones de la salud reproductiva, e información, educación y asesoramiento en materia de sexualidad humana, salud reproductiva y paternidad responsable."
Conferencia Internacional sobre Población y Desarrollo, El Cairo, 13 de septiembre de 1994.

"Como afirmé con fuerza en Denver, con ocasión de la VIII Jornada Mundial de la Juventud: « Con el tiempo, las amenazas contra la vida no disminuyen. Al contrario, adquieren dimensiones enormes. No se trata sólo de amenazas procedentes del exterior, de las fuerzas de la naturaleza o de los "Caínes" que asesinan a los "Abeles"; no, se trata de amenazas programadas de manera científica y sistemática. El siglo XX será considerado una época de ataques masivos contra la vida, una serie interminable de guerras y una destrucción permanente de vidas humanas inocentes. Los falsos profetas y los falsos maestros han logrado el mayor éxito posible ».15 Más allá de las intenciones, que pueden ser diversas y presentar tal vez aspectos convincentes incluso en nombre de la solidaridad, estamos en realidad ante una objetiva « conjura contra la vida », que ve implicadas incluso a Instituciones internacionales, dedicadas a alentar y programar auténticas campañas de difusión de la anticoncepción, la esterilización y el aborto. Finalmente, no se puede negar que los medios de comunicación social son con frecuencia cómplices de esta conjura, creando en la opinión pública una cultura que presenta el recurso a la anticoncepción, la esterilización, el aborto y la misma eutanasia como un signo de progreso y conquista de libertad, mientras muestran como enemigas de la libertad y del progreso las posiciones incondicionales a favor de la vida."
Evangelium Vitae, 25 de marzo de 1995.

Juancho dijo...

Perdón, pero que no pase desapercibido lo que dice el 1er párrafo de la carta.

"Wanderer es peligroso para la fé".

Que el sacerdote que lo dijo lo explique. Y que Wanderer, por favor, lo publique.

Algunas cosas que leo acá se las repito a mis amigos de la parroquia. Y, en serio, me parece que algunas veces los escandalizo, o me empiezan a mirar como alguien que no es más católico, o que no es más parte de la Iglesia.

Juancho.

Anónimo dijo...

Me parece que a ese lector tendria que leer y no "hojear "

Anónimo dijo...

Estimado anónimo de las 09:04, justamente las Jornadas Mundiales de la Juventud... ¿No sabía Juan Pablo II el descontrol -en todo sentido- que eran? ¿No vió el estado anímico que reinaba, o las fotos que todos pudimos encontrar en internet? Parecía más un recital, que una celebración Católica, por el ambiente.

Es como cuando me intentan vender el Perón "católico". ¿Qué hacemos con las Iglesias de Buenos Aires ardiendo? ¿Y Lopez Rega? ¿No estaba excomulgado por ser masón de grado 33?

Lo que tienen ambos en común, es que fueron políticos, y no hombres de Dios.

La Virgen María nos libre de otra humillación, y Benedicto no canonize al polaco.

Crux Australis

Anónimo dijo...

Ludovicus dijo,

No sólo Wanderer es peligroso.

La fe es peligrosa para la fe.

felipe dijo...

Las canonizaciones es un asunto que me interesa porque recién descubro que no comprometen la infalibilidad. Me sorprende también el desahogo con que se llevan los procesos desde la era de JPII. ¿Alguien podría decirme qué procesos de personajes que eran tomados por santos en su época fueron truncados por las antiguas normas que regían en Roma en los anteriores procedimientos? ¿Hay casos de santos des-canonizados porque con el tiempo se desdubrió que fue un error elevarlo a los altares? A mi el caso de Escrivá de Balaguer siempre me escamó.

Juancho dijo...

Vamos Ludovicus, no sea críptico, que si sabe es para enseñar.

Las dos "fe" que conozco son la fides qua y la fides quae. ¿Viene por ahí la cosa?

Esperamos un comentario / post que desarrolle esa aporía.

Juancho.

Anónimo dijo...

Porque no organizan una vaquita y le sacan un pasaje a Europa para Crux,con reserva en un cuarto pontifical de primera en el Palmar de Troya, decorado con frescos solemnes y apocalipticos de Papas posconciliares ardiendo en el infierno?

Anónimo dijo...

La fe es peligrosa para la fe.
Aunque no tan peligrosos como los aprendices de "maestros de la fe".

Anónimo dijo...

Estimado anónimo de las 13:10, que no me simpatizen los "buenos tipos" que vienen reemplazando a los Santos desde el CVII, no quiere decir que me gusten las películas de Fellini.

¿Tiene usted conciencia, o ve lo que está viviendo hoy en día la Iglesia como un partido de futbol?

Crux Australis

Gelfand dijo...

Esto es como Memento, cada uno se dibuja la realidad a partir de lo que se gravó en la piel. La verdad que en vida JP II no tuvo tantos adeptos en la ONU. Pero ya nos olvidamos de todo. Nos olvidamos que el primero que lo llamó magno fue BXVI, nos olvidamos de la Veritatis Splendor, nos olvidamos de la Fides et Ratio, etc.
Y solo queda lo malo...

Tobi, el niño con alas dijo...

Le fe se moviliza pero también se pierde por intermetio de la angustia.
La propia conciencia de la nada que somos ante el Ser nos moviliza hacia Dios, o nos hace desesperar. Sale pato o gallareta.

Entonces, no es la fe propiamente hablando, la que podría atentar contra ella misma, pero sí sus vías.

Hay otras posibilidades pero que en rigor no cuentan, como el fanatismo, que no es más que un plagio de la fe que pifia en la interioridad y en el modo.

Anónimo dijo...

Gelfand, yo pensaba seriamente en hacerme Ortodoxo en tiempos del triste pontificado de JPII. Ya era costumbre esperar cuál iba a ser el próximo paso en el ateísmo de JPII. Hoy era el Dalai Lama rezando con él, mañana besar el corán (y mis ancestros despellejados vivos por los moros, por ser cristianos?), para pasado terminar con el payazo en el Vaticano!

No coincido. Él fue el gran amigo del anticristo en sus planes de "unificar" las religiones.

Crux Australis

Anónimo dijo...

Pucha digo! o mejor, que alegría!

En el posteo anterior me agarré con Crux Australis y ahora vengo a decir "coincido con Ud!" Nobleza obliga amigo Cruz Austral.

Para el Jacobita:

Dice Ud: "Juan Pablo II, con todos los errores que pudo haber cometido durante su pontificado (bastantes, y de los que no voy a intentar hacer una defensa), no es el tipo de "santo" que canoniza la ONU. Los "santos" de la ONU son del tipo de Obama o Tony Blair (...)".

Exacto, la ONU no canoniza ni canonizará a Juan Pablo II. Esto no sucede porque era menos malo de lo que parece, sino porque era mas estúpido que lo que aparentaba.

Se venden al mundo pidiendo, a cambio, ser ungidos por el mundo, ser declarados santos laicos. Error. Jamás los reconocerán, siguen usando, mal que me pese, la Cruz de Cristo como emblema. Siguen siendo la Jerarquía de la Iglesia, seguirán, entonces, aún vendiéndose, perseguidos al final de la cuenta porque a quien persiguen es al de siempre, a Jesucristo. Estos tipos creyeron que empeñaban patrimonio propio. Pobres imbéciles.

No los perdona, solo los define. Los enemigos de mis enemigos no son siempre mis amigos, como Juan Pablo II.

Judas no terminó en el sitial de Herodes Rey. Sus días se acabaron colgando de un arbol. Roma no paga traidores, el demonio mucho menos.

El Séptimo Rey Mago.-

PD: Borges me está cayendo cada día mejor. Después de todo, nunca le dieron el premio nobel.

Tobi, el niño con alas dijo...

Gelfand, si quiere defender a Juan Pablo II no lo haga citando a Fides et Ratio.
¡Menudo fiscal resultó como abogado!

Anónimo dijo...

Algunos comentarios se parecen dialogos entre bipolares .

larvatus prodeo dijo...

Muy lindo es el argumento del Superior de una de las nuevas sectas: Juan Pablo II nos ayudó a nosotros; por tanto era un santo.

Este "criterio infalible" para saber si un Papa es santo o no, no falla:

El que está ahora, no nos ayudó para nada. Por tanto no es un santo.

¿Y el que viene? Bueno, es fácil, habrá que ver si nos ayuda o no.


L. P.

Anónimo dijo...

Leí la encíclica,
Fides et Ratio,
y en forma cíclica,
perdí la fides,
después la ratio.

Coplero.

Jacobita dijo...

Estimado Crux Australis,
Tengo alguna idea de lo que son las Jornadas Mundiales de la Juventud (referencias indirectas), de forma que cuando se celebre la próxima en agosto, a escasos diez kilómetros de donde vivo, me aseguraré de haber puesto suficiente tierra de por medio. Sólo puse la cita como prueba de que Juan Pablo II no era el tipo de persona con el que la ONU se sintiera cómoda, y que se opuso claramente a su política de genocidio en los países pobres mediante abortos, esterilizaciones y anticonceptivos.

La beatificación de Juan Pablo II no es la beatificación de Assisi, ni la del beso del Corán. Y la devoción a los santos es libre. Por ejemplo, otro Papa, el beato Inocencio XI, Papa de 1676 a 1689, beatificado por Pío XII en 1956, cuando todavía había "abogado del diablo" en las causas. No organizó encuentros de oración por la paz con protestantes, pero les prestó dinero para comprar armas con las que matar a Católicos (a Guillermo de Orange en su lucha contra Luis XIV). "Bueno, pero eso no afecta a la doctrina". El caso es que Inocencio XI también favoreció a los Quietistas, hasta que el escándalo de Molinos estalló a la manera del de Maciel.
Nihil sub solem novum.

Anónimo dijo...

Jacobita:

Déjese de tergiversaciones juanpablistas. Inocencio XI confirmó con bula solemne la condena de la doctrina y conducta de Molinos. Le dieron cárcel perpetua en la que murió.

Anónimo dijo...

Y Luis XIV apoyaba a los turcos infieles.

Anónimo dijo...

Jacobita,

No mezcle. No sea pillo.

Simonías, mezquindades mundanas, hijoputeces... hay, hubo y habrá. Lo de Juan Pablo 2 no fue contra los cuerpos de los católicos, fue contra las almas.

Me pregunto si Ud es jacobita por el Rey Jacobo o por los monofisitas sirios.

El Séptimo Rey Mago

Jacobita dijo...

Anónimo de las 16:18 y 16:27,
Sólo he conocido dos papas. En el pontificado de Juan Pablo II apostaté, en el de Benedicto XVI volví a la Iglesia. Con estos antecedentes, comprenderá que difícilmente puedo ser "juanpablista". Simplemente me cansa ver tal nivel de ensañamiento con alguien que ya ha sido juzgado por Dios y está más allá de toda crítica humana. Pero si alguien me viene diciendo que el circo que se montó en Assisi o tal o cual movimiento fundado por un iluminado son obra del Espíritu Santo, porque los autorizó un beato, le daré mi opinión.

Jacobita dijo...

Y volviendo al tema histórico.
Simplemente estaba dando un ejemplo de un Papa declarado beato por el que yo no puedo sentir ninguna devoción. Pero si quiere analizar los hechos (pido perdón a Wanderer y a los lectores de este blog por anticipado por desviar el tema), hagámoslo.

Guillermo de Orange, que recibió dinero del beato Inocencio XI, derrocó al legítimo monarca inglés, el Católico Jacobo II, en 1689. Siguieron 140 años de persecución a los Católicos en Inglaterra e Irlanda, hasta que se aprobó la Roman Catholic Relief Act en 1829.
Según su curso de razonamiento, la acción quedaría justificada porque "Luis XIV apoyaba a los turcos infieles" (más bien, se lavaba las manos mientras los turcos atacaban a sus enemigos austriacos). Muy bien, apliquemos su lógica a la Segunda Guerra Mundial. Pío XII debería haber prestado dinero a Stalin para equipar al Ejército Rojo en su lucha contra Hitler, porque Hitler perseguía a los Católicos. O viceversa, da lo mismo, haber financiado una división de tanques para la Wehrmacht porque Stalin hacia lo mismo en las repúblicas bálticas.

Jacobita dijo...

Y sobre las relaciones del beato Inocencio XI con el Quietismo.

"En la Roma del siglo XVII, como en el Cartago del siglo tercero, los signos de los tiempos eran equívocos; parecía como si la Iglesia se estuviera volviendo Quietista cuando de hecho el Quietismo estaba condenado. Pero a nadie se le podría haber echado la culpa por equivocarse al interpretar los portentos. El papa Inocencio XI tuvo dos secretarios en sucesión, Favoritu y Casoni, que eran aliados próximos de Molinos; según el Cardenal D’Estrées, [el Papa] era el ansioso receptor de revelaciones Quietistas y se dejaba guiar por ellas. La leyenda protestante inventó, después, la historia de que él mismo había sido llamado a comparecer ante la Inquisición. Palafox, el arzobispo de Palermo, que había recomendado la Guía Espiritual en los términos más elogiosos a los fieles de su diócesis, fue nombrado arzobispo de Sevilla. Petrucci fue recompensado por su Quietismo con una mitra; iba a ser recompensado, más tarde, con un sombrero de cardenal. Una Comisión, es cierto, había sido establecida para investigar la orientación de la nueva doctrina, pero dos de los tres cardenales nombrados para este propósito, Capizucchi y Lauria, estaban notoriamente predispuestos a su favor."

Ronald Knox, Enthusiasm.

Fue después, cuando conoció lo que la Inquisición había sacado a la luz sobre Molinos, incluyendo una conducta sexual escándalosa (con mujeres, hay que decir), cuando dijo: "Veramente siamo ingannati". Pero, como dice Knox, "was slow to yield". Le costó dar el brazo a torcer.

Anónimo dijo...

Pronto, una antirabica para el septimo rey mago y una semana de internacion gratis en el Pasteur!

Anónimo dijo...

A lo que dice la carta de su lector sr. W pueden darle una leída a este disparate de mal gusto.

http://evangeliumgratiae.blogspot.com/2011/04/carta-esperanzada-de-un-obispo-un-joven.html?spref=fb

Andrea

Wanderer dijo...

Andrea, supongo que se trata de una broma. No puedo creer que un obispo sea el autor de semejante blog.
Aclárenos, ¿es de endeveras?

Anónimo dijo...

Mister W no es una broma él es el autor del blog... a guisa de ejemplo pruebe esta ruta y se dará cuenta de lo que le digo

http://www.arquimendoza.org.ar/home.php

mire con sus propios ojos los enlaces de la columna lateral izquierda...

Andrea

Anónimo dijo...

me olvidé de alcarar don W... es de a veritas, a veritas...

Andrea, con ayuda del Chavo del 8

Pd: si no es molestia me gustaría saber su opinión.

Anónimo dijo...

Sobre la Carta del obispo Buenanueva:

"El 16 de julio de 2008 fue designado por el Santo Padre Benedicto XVI obispo titular de Rusubiccari y Auxiliar de Mendoza."

¿Rusubiccari? Para mí que, en realidad, debe ser obispo auxiliar de "Desubicari"...

Josecito

Anónimo dijo...

Estimado Jacobita, a la basura que me enseñaron como catolicismo me remito. No necesito más fundamentación que el juanpablismo que sufrí durante toda mi infancia y adolescencia.

Las JMJ, fueron siempre un descontrol, y no necesito decirlo de lejos... mis conocidos alardeaban de ello. Y sus propias fotos los delataban! Busque un poco en fickr y picazza, o en google.

Al día de hoy creo que JPII, al igual que casi todos los Papas conciliares -con la excepción del "celestino" Juan Pablo I- eran gente muy inferior. Tipos con limitaciones humanas notorias, y una vista miópe en grado sumo.

Sin ir muy lejos, le recuerdo la importación de papa polaca radioactiva (tiempos de tchornovill). ¿Recuerda quién fue el que intercedió? O pensemos en luces de la iglesia como Sodano, Hans Küng... todas muestras del tipo de "beato" del que hablamos.

Es una movida política, marketinera, sentimentalista y probablemente inspirada por el Opus la canonización de JPII. Lamento que Benedicto XVI haya cedido a esas voces. La respuesta divina, confío en que no se tardará. Quizá pase como con el vacío de Judas, y deba ser otro el Papa que restaure a la Iglesia.

Porque reitero: nadie afirma que la Iglesia se volverá el eje del poderío anticristiano. Más bien, si uno leé el Apocalipsis, se habla de legiónes de mártires, además de auxilios sobrenaturales núnca antes recibidos (Henoch y Elías). Lo que debe pasar, está pasando, y es la purga pasiva. El que no quiere ser Católico, tiene la puerta del infierno abierta, esperándolo.

Crux Australis

Anónimo dijo...

Me pregunto que esperamos para cubrir el "vacio de Judas",(a quien tan livianamente CA identifica con los papas posconciliares), erigiendo por aclamación un verdadero Papa, un papa pulenta pulenta, un super papaso que quiera ser Católico para que no vaya a parar al infierno; un Tradi-papa que la tenga bien clara
que no sea "gente tan inferior" ni "con limitaciones humanas notorias", ni "una vista miópe en grado sumo" como los "innombrables".

En definitiva, uno que sea como.....como CA, por ejemplo, la flor y nata de la Tradición.

...y es que hay comentarios que, siendo fastidiosamente solemnes,carecen ya de toda seriedad; la lógica de algunas conclusiones lo dejan a Lutero como abanderado de la Contrarreforma.

Anónimo dijo...

... y a Ud, anónimo de las 22 13, su lógica lo deja como una kukusa casamentera.

(vieron que los kukuses dicen "el papa juan pablo" o "juan pablo"?, no usan el "segundo").

EL Séptimo Rey Mago

Martin Ellingham dijo...

Crux:

Le pregunto sin ironía: ¿se lee? ¿realmente piensa todo lo que escribe? Supongo que me dirá que sí...

Saludos.

Jacobita dijo...

Durante un tiempo me interesé por el sedevacantismo. Hay montones de páginas en internet, y en casi todas aparece "en portada" lo de Assisi (que sí, que fue una metedura de pata lamentable de Juan Pablo II, no lo voy a negar). En mi opinión, en los sedevacantistas se juntan estas tres tendencias: 1) una disponibilidad preocupante a organizar comités de lapidación; 2)una papolatría que lleva a considerar al Papa, en todo lo que pueda hacer o decir, una encarnación del Espíritu Santo; 3)una exaltación mítica de la situación de la Iglesia anterior al concilio Vaticano II, que correspondería a una auténtica edad de oro, arruinada por la autodemolición producto de la infiltración masónica. Una visión que no resiste cualquier análisis medianamente objetivo de la Historia de la Iglesia, ni se corresponde con las opiniones de Católicos "temperamentales" como Bloy, Papini o ... el Padre Castellani.

Juan Pablo II podía tener "limitaciones" (yo también las tengo, pero no cargo con la responsabilidad de dirigir una barca que hace aguas por todas partes) , pero no puedo verle ninguna forma como un criptojudío-masón-socialista empeñado en cargarse la Iglesia. Creo sinceramente que tenía buenas intenciones.

Chesterton, en su libro sobre Santo Tomás de Aquino, escribió: "Sólo los calvinistas pueden creer que el infierno está pavimentado de buenas intenciones. Precisamente es eso con lo que no puede estar pavimentado."

Anónimo dijo...

septimo rey mago,

no presuma de lógico; recuerde a GKC: los locos suelen ser ¨"normalmente", solemnes y aburridamente lógicos.

No se sume a la procesión; ya parece el camarlengo de CA "primero" (ya que tanto le gusta los adjetivos cardinales)

Anónimo dijo...

Anónimo adjetivador:

No se preocupe que a Crux Australis ya le pegué en otros comentarios. No so su camarlengo.

El que se suma a procesiones es Ud. mi amigo y, tendré que confesarle, llega tarde.

El Séptimo Rey Mago

PD: No me gustan los cardinales ni los cardenales.