martes, 11 de octubre de 2011

El retorno


Quería vacaciones más largas.
Luego de cuatro años, merecía un descanso. Y la idea era que se prolongara hasta entrado el 2012.
Sin embargo, pedidos conminatorios de amigos y, sobre todo, la lectura de algunos comentarios publicados últimamente en blogs colegas, apresuraron el regreso.
Las reminiscencias de Waugh me sugerieron variar levemente el título del blog: Retorno a Wanderer, diríamos ahora.
La edad no me invita ya a caminar por senderos neblinosos, sino que prefiero un ambiente cálido, rodeado de maderas y de libros, con un whisky en la mano y un amigo a mi lado y comenzar así, nuevamente, a caminar la posmodernidad.

22 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo hizo pasar por spuose? Mire que le pueden levantar un juicio de honor. Especialmente siendo donde es.

Buan

Coronel Kurtz dijo...

Feliz retorno.

Esperamos sus jugosos comentarios.

Carnacki dijo...

Bienvenido. Me alegra que no haya sido firme en sus propósitos. En verdad se le echaba de menos. Con un Talisker en la mano es fácil sentirse el mismo Stevenson, Pero me conformo con ser el convidado que no molesta y al que se permite disfrutar de un ambiente acogedor que haría feliz a un hobbit. ¿Me permite encender la pipa?

Savonarola dijo...

Ya era hora de la vuelta!!! Que alegría volver a verte por acá Wanderer, ojalá nos vengn buenos textos en los sucesivo...

Bendiciones y feliz retorno

Terzio dijo...

Mi rallégro tanto!

'

Anónimo dijo...

Retorno en hora buena, apreciado amigo. Agradables y oportunas la escenografía y la consigna, dignas de respeto. Un abrazo

Lupus

Anónimo dijo...

(¿Qué pasa que todavía no embocamos la @ del mail? Ya sé que pido una asquerosidad, pero el retorno lo amerita.)

Lupus

Beatrice Atherton dijo...

Me ha alegrado el día. ¡Qué bueno que ha vuelto! Esperamos que con usted vuelvan también algunos comentaristas como Lupus y Tollers.
Welcome again!

Anónimo dijo...

Bienvenido nuevamente. Es grato poder leerlo en esta pequeña Cátedra virtual. Más con el socio que se eligió, que también tiene para enseñar laaargo y tendido.

Crux Australis

Beatriz dijo...

Yo también me alegro, aunque no comparta algunas opiniones que se escriben por acá. Las nuevas imágenes me hicieron añorar a mi papá (q.e.p.d), buen católico, buen cristiano, buen padre aunque demasiado bonachón, buen esposo, con una espectacular biblioteca y su infaltable scotch...

Cesar Augustus dijo...

¡Bienvenido de nuevo!

He empezado a leer este blog desde este año, muy interesante.

¡Bendiciones!

Isaac García Expósito dijo...

Me alegro de su vuelta del estado "ausente".

Miles Dei dijo...

Bueno, ahora lo seguiré yo también. Un saludo.

Natalia dijo...

Qué alegría volver a leerle, Wanderer. Es un buen modo de empezar el otoño, (la primavera, en su caso). Se le echaba de menos.

Anónimo dijo...

El 2do sillón es para Ludovicus, por lo que nosotros abrevamos de los sorbos del twelve years old scotch que caen de la pintorezca mesilla? O es más bien un 2do amigo figurado, en el cual todos sus lectores participamos? O ambas?
Hay tematizar el objeto social de este gran blog!
Regards!
Dummy.
PS: más allá de la idiotez, bienvenido W, lo estábamos esperando.

Benigno dijo...

Enhorabuena!
Realmente le envidio el ambiente de madera y ese buen amigo para charlar (a mi ya no me quedan)

Benigno

Martin Ellingham dijo...

Feliz regreso, estimado W.

Anónimo dijo...

Jamón, Wan.

El Carlista.

Anónimo dijo...

Ludovicus dijo,

Me alegro. Nada menos rentable, más gratuito, mas en definitiva ruinoso en fama y bienes que regentear un blog. Se lo pagaran los ángeles, in Patria.

Anónimo dijo...

¡qué bien!

(otro que debería volver es Fray Rabieta... que su último ataque de bilis le dura ya 11 meses.)

Gelfand dijo...

Wanderer: Ya anda haciendo lío!!
Buen retorno. Se lo extrañaba.

Embajador en el Infierno dijo...

Por un largo rato pensé que lo habíamos perdido para siempre. Me alegro verle de vuelta.