viernes, 23 de enero de 2015

El juego de las diferencias

Hay dos personajes que, desde hace ya un buen tiempo, no cesan de avergonzar a todos los argentinos frente al mundo. Ellos son, claro, el Papa Francisco y la Presidente Cristina Kirchner. A tal punto llega nuestra desolación que es frecuente leer comentarios en blogs católicos donde se dice, por ejemplo, que Bergoglio es “como el resto de los argentinos”, o que “no podía esperarse otra cosa de un argentino”. Y tienen razón sólo en parte, o bien, tienen la razón que tienen todas las generalizaciones. Debo decir con pesar que, en las últimas décadas, la mayoría de los argentinos forma parte del grupo al que pertenecen el Papa y la primera mandataria. Pero hay otros argentinos, entre los cuales me cuento, que no somos de esa calaña. Somos pocos, y cada vez menos, pero estamos.
No me interesa escribir una entrada plañidera. No es cosa de caballeros deshacerse en lágrimas y secar los trapos al sol pero sí lo es señalar lo que evidencia a estos personajes calamitosos quienes, a su paso, infringen daños irreparables a un país y a la Iglesia toda.
Y la cuestión es que los acontecimientos de los últimos días han mostrado ya, y de un modo palmario, las innegables similitudes que tienen el Pontífice con la Presidente. Veamos aquí algunas de ellas:
1.     La filiación política: Ambos son hijos de San Perón. Como escribe el blog In Exspectatione, ambos poseen las “habilidades adquiridas en la escuela de aquel santo doctor y fundador de impar progenie”. Perón y su movimiento fue el sepulturero de la Argentina que supo ser hasta el año ’40. Es verdad que había mucho para enterrar: era un país con una selecta y eficiente clase dirigente pero liberal y masona, muchas veces anticlerical y que privilegiaba sus vínculos con los sectores occidentales liberales y masones de Francia, Inglaterra o los Estados Unidos. El problema es que, con todo eso, se sepultó la posibilidad de una clase dirigente y, desde ese momento, el país estuvo gobernado por los parias, es decir, por representantes de las clases inferiores incapaces de toda incapacidad para el gobierno y la administración de la cosa pública. Quienes debieran haber cumplido su rol en el teatro de la vida -diría Epicuro- en el honrado oficio de vendedores callejeros de achuras o menajes con el cual se habrían honrado a sí mismos y a la sociedad, se convirtieron en senadores, gobernadores y presidentes de una república. Perón y el peronismo des-ordenaron la sociedad; se mezclaron los papeles; su confundieron los roles; se ensució la política. Y esta es una situación irreversible. Argentina nunca más volverá a ser lo que fue: la nación líder en Latinoamérica por su educación, su cultura y su economía.
2.     El peronismo de ambos explica la desvergonzada duplicidad de discursos. Lo hemos visto hasta el hartazgo en el Papa Francisco, diciendo siempre lo que la platea que tiene enfrente desea escuchar, sin importarle que sea exactamente lo contradictorio a lo que dijo un día antes o a las mismas proposiciones de la fe. Omar Bello, uno de los biógrafos del Papa, cuenta el caso de un alto empleado de la curia porteña que fue echado de su trabajo por orden del entonces cardenal Bergoglio. Cuando el pobre hombre se acercó al cardenal para consultarle los motivos de su despido, éste le dijo: “¡Qué te hicieron! Son los viejos empleados de la Curia. No puedo hacer nada. Me torcieron el brazo”. Y así, todos en paz. Bergoglio le dice a los periodistas que los católicos deben controlar la procreación, abriendo disimuladamente una puerta a la contracepción y, un día después, le dice a los católicos que las familias numerosas son una bendición. Y de estos ardides, ¿cuántos llevamos desde el inicio de su pontificado? Cristina, por su parte, en la última semana ha dado un claro ejemplo de la misma política de cambio de discurso sin el menor sonrojamiento de mejillas: el martes, el fiscal Nisman se había suicidado; el jueves, en cambio, había sido asesinado. En 2011 Irán era un país terrorista y en 2012 había que buscar un entendimiento a través de una Comisión de la Verdad. Para ambos peronistas, la verdad, y con ella la realidad, no existen o no tienen entidad apreciable: lo importante es el momento y la conveniencia que marcan las circunstancias. Ayer, era conveniente echar a un funcionario; hoy, cuando soy interpelado por él, es conveniente mostrarme solidario en su desgracia: ¡Qué te hicieron! Doble discurso o mentira a secas sin rubores.
3.     Si bien ambos, Bergoglio y Cristina, son parlanchines y les gusta extenderse en palabras y alocuciones, necesitan, sin embargo, de intérpretes que popularicen sus discursos y deseos. Estos lenguaraces suelen ser personajes impresentables  que no pasan de paniaguados. En el caso de la presidente argentina, tenemos especímenes como Capitanich y Aníbal Fernández, la espantosa Diana Conti o el católico Julian Dominguez. El Romano Pontífice, en cambio, usa a su ceremoniero Karcher o a su secretario Pedacchio y, cuando la cosa se pone pesada y estos dos pobres infelices son insuficientes, recurre al P. Lombardi o, como en el último caso, a Mons. Becciu.
4.     Bergoglio y Cristina poseen, además, otra característica en común bastante más profunda de las anteriores: ambos son descastados, es decir, no poseen un grupo social de pertenencia. No están adscriptos e identificados a clase o colectivo social determinado lo cual genera en ellos una fuerte dosis de resentimiento. Cristina Fernández, por ejemplo, es hija natural de una mujer que, en su época, era obrera fabril e hincha fanática de fútbol, y que luego que se casa con un colectivero. Su hija jamás aceptó al padrastro y siempre buscó el ascenso precipitado de clase. Cuando joven, cuentan sus biógrafos, era habitual verla asistir a los partidos de rugby, caminando por sus canchas enlodadas con tacos aguja, en busca de algún pretendiente que perteneciera a familias distinguidas cuyos hijos practicaban ese aristocrático deporte. Bergoglio, por su parte y como lo narra el mismo Omar Bello, ha negado siempre a sus padres. Relata que, en una ocasión, hablando con él en su despacho, le preguntó si la mujer mayor de un pequeño retrato que había allí había era su madre. El cardenal le respondió que no, que era la mujer que lo había criado a él y a sus hermanos y por la cual, una vez  que ingresó a la Compañía de Jesús, nunca más se había interesado. Muchos años después, cuando ya era arzobispo de Buenos Aires, la mujer se había acerca al arzobispo a pedir ayuda porque estaba sumida en la pobreza. Bergoglio no quiso atenderla y la hizo echar. Tiempo después la buscó, pero era tarde: ya había fallecido en la miseria. La anécdota indica una personalidad particular: no tiene la foto de su madre pero sí la de una empleada doméstica, que había sido muy cercana a él, pero de la que se había desentendido durante décadas. Este renegar y no reconocerse en los suyos produce el resentimiento que se manifiesta de diversos modos. En Cristina, por ejemplo, cargándose de joyas carísimas, Rolex y carteras Vuitton pero, al mismo tiempo hablando delicias de los pobres trabajadores y pestes de la clase media y de los dueños del campo. Bergoglio criticando por televisión a los dirigentes de Cáritas que concurrían a un festejo a un caro restaurante de Puerto Madero y no perdiendo ocasión de mostrar su despecho por todo lo que implique cierta distinción, bueno gusto o meramente cultura, mientras alquila la Capilla Sixtina y los Jardines Vaticanos a los usuarios europeos de Porsche.
5.     Ambos personajes están rodeados de una corte de aplaudidores incondicionales. La mayor parte de los argentinos no podemos soportar los discursos en cadena nacional de nuestra presidente en los que, rodeada de ministros, legisladores y empresarios, se desliza entre aplausos y ovaciones a cada una de sus afirmaciones o bromas tontas. En el otro caso, cualquiera puede ver, por ejemplo, el video de la conferencia de prensa del papa Francisco a su regreso de las Filipinas. El P. Lombardi, la inefable Piqué junto con su marido, el ex sacerdote Jerry O’Connell, se deshacen a carcajadas con cada una de las vulgaridades pontificias: conejos copuladores, patadas en “donde no da el sol”, etc.
6.     Bergoglio y Cristina, también, tienen una particular inclinación y gusto por romper con las normas del protocolo y la buena educación. Así como Francisco decidió usar sotana blanca casi transparente con pantalones y zapatos negros, Cristina decidió que sus edecanes debían ser mujeres, para lo cual produjo un verdadero estropicio en las Fuerzas Armadas para que las señoras militares que se dedicaban a sus oficios de médicas ascendieran al grado de coronel. Mientras Francisco le dio una silla y un sanguchito de mortadela al guardia suizo que lo custodiaba, Cristina y los suyos se mataban de risa, y de desprecio, cuando los jefes de su guardia personal cumplían los rituales acostumbrados a su llegada a la Casa de Gobierno. Mientras Francisco despreció el usó de las seculares insignias pontificias, Néstor Kirchner jugueteó con el bastón de mando presidencial cuando le fue entregado. Mientras el Papa no asistió, sin aviso previo, a un concierto en su honor que se realizaba en el Aula Pablo VI, los Kirchner dejaron plantada a la reina Beatriz de Holanda en la comida que la soberana daba en su honor en su visita de estado a la Argentina.

El juego de las diferencias o el juego de las similitudes.

70 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo mejor que he leído sobre el tema.

Superior.

atentamente

Anónimo dijo...

Puro prejuicio nada cristiano campea en este post. Mezcla ideología politico-partidaria con prejuicios de clase, de historias familiares, de carteras, de sotanas... Que aporta este post a la reflexión religiosa? A mi, nada. Supe leer mejores artículos en este blog. Este repugna.

Gabriela

Anónimo dijo...

Don Guander: Le ha desaparecido la columna derecha del blog.

Wanderer dijo...

Es verdad! ¡Yo no hice nada! Esperemos que sea una falla momentánea de blogger.

Carlo dijo...

Wanderer, si me permiten un comentario, tengo que decir que este artículo es excelente. Yo no conocía el personaje cuando lo hicieron Papa, y al ver como todos los políticos y sindicalistas lo usaban, y algunos lo llamaban "el Papa peronista", me preocupé, pero entonces pensé que estaban abusando de él, y que el flamante Papa Francisco no tenía nada que ver con eso. Pero infelizmente mi peores temores se mostraron reales, y todo lo que usted escribe lo demuestra. Es triste, pero tengo que agradecer a usted por escribir la verdad, que aun cuando es terrible siempre es preferible a la mentira y el engaño.

Anónimo dijo...

La barra de la derecha , no ha desaparecido. Está abajo de todo, al final. Usted mismo puede corregirlo me parece.
Excelente la entrada. Agregaría que en ambos casos la culpa de todos los males según ellos la tienen los otros (sean pelagianos cuenta-rosarios conejiles o gorilas golpistas oligarcas) y jamás reconocerán que el estado deplorable en que dejarán a sus súbditos luego de su gobierno es obra de su ineptitud. Para muestra basta la arquidiócesis porteña.
J del R

Anónimo dijo...

Coincido en todo el análisis. Y más que nada a dónde apunta.
Juegan al gataflorismo. El presidente le hace el juego a la oposición. ¿Quién le pidió opinión a Crsitina del caso Nisman? En realidad no es un tema opinable. Al presidente si le preguntan puede decir algo así: no hay nada que opinar, sino esperar las pericias científicas y a la justicia para determinar qué pasó. Punto. Pero al hacerle el juego tapan quilombos.

Y esta es una similitud con Francisco: tapar quilombos. La diferencia está en que Cristina hace el juego de la prensa, mientras que el Papa es un verdadero payaso, quiero decir, hay un problema ético.

Si mi formación como argentino es mala, yo lo sé y no hablo de más, y no hablo de más porque mi formación no será tan mala; si mi formación es mala y me hace creer que sé, entonces hablo de más. Pero el Papa no está en situación de plantearse algo así, porque no hay una formación de ningún tipo, o así parece, que lo lleve a esta lógica.

Digamos que si fue gracioso que liberen a Barrabas, de la misma manera la situación es graciosa con estos personajes, sea Kirchner o el Papa, aunque peor el Papa.

El Papa es un ridículo.

Que Dios me perdone si me equivoco, es lo que siento.

No sé si quedó claro, pero se me acabo el tiempo.

Saludos

Anónimo dijo...

Gabriela, si el post es todo eso... ¿tu comentario qué es?

Tu deberías fundar tus opiniones. En post anteriores fuiste mas inteligente...

Rezamos, y por el Papa, y si bien este no fue el mejor de los artículos (anteriores hubo superiores), y aunque podamos discutir si realmente vale la pena colgar algo así en la web... convengamos: no causa nauseas, no seas exagerada; es controvertido y opinable, pero se puede sostener su lectura hasta al final sin acusar al autor de ser padre de una repugnancia, ciertamente tienes que reconocer que al menos tiene estilo y prosa.

Siempre puedes abandonar el blog si no es de tu agrado, pero debes ser lo suficientemente adulta para argumentar y no acusar repugnancias en medio de un berrinche.

Dios te bendiga aun mas y te haga una fecunda madre de familia.

El Cuervo de San Pedro.

Anónimo dijo...


Gabriela, es una cuestión de educación (que incluye la historia), sociabilidad y buen gusto.

Sin eso el acceso a la Belleza, o sea a Cristo, es imposible. "Esta es la belleza que salvará al mundo" -Dostoievsky.

La Iglesia está en quiebra porque dejó de lado todo eso.

En cuanto a los prejuicios, le recomiendo Chesterton: son la base de la sociedad.

Y lo que estamos padeciendo es el despotismo asiático instalado en el Vaticano. Es la barbarie que destruye por destruir. Que adopta el estilo -que es el hombre- que señala Wanderer.

No reparó en eso aún?

Atentamente

Algerio Solón






Flavio Infante dijo...

Gracias por la deferencia en citar mi blogue, don Wanderer.

Un hecho que revela a los ojos de las naciones el oportunismo y la doblez inagotables en la Cretina. Hace unos pocos años, participando de una sesión en la ONU, desairó en público al presidente iraní, levantándose de su sitio apenas éste comenzó a hablar. Era su manera ostensible de espetarle al mundo: "mi gobierno no avala a estos encubridores de terroristas". Pero guay que al año siguiente todo eran flores recíprocas, lo que avivó la ola de rumores acerca de pactos en dinero y especies con la nación persa. Esta gente desconoce radicalmente el sentimiento de honra: de ahí su impudor, sus vaivenes, su doble discurso. Es el drama de la jefatura puesta en manos de quien sólo debiera obedecer.

Rodrigo dijo...

Gaby:

Puede ser que nada cristiano campee en este post por la sencilla razón que nada cristiano campea ni en Francisco ni en Cristina.

San Pablo indica que es mejor no casarse, pero para estar así casate ya.

Daniel dijo...

Ya ha sido citada algunas veces en este espacio, pero creo que hay muchos lectores nuevos que no conocen esta fábula de Castellani...
Que a muchos se nos viene a la memoria muy a menudo.

HUIDA
Una vez atraparon a un monje que venía huyendo a toda furia mirando hacia atrás.
-¡Párese! ¡Párese, don! ¡Adonde va!
El anacoreta estaba que no lo sujetaban ni a pial doble.
-¿Qué le pasa? ¿Quién lo corre?
-¿Lo persigue alguna fiera?
-Peor- Dijo el ermitaño.
-¿Lo persigue la viuda?
-Peor.
-¿Lo persigue la muerte?
El anacoreta dio un grito:
-¡Algo peor que la demencia!- Y siguió huyendo.
Venía atrás al galope un necio con poder.

Anónimo dijo...

No se flagelen,por favor, que en todas partes cuecen habas.
Es poquísimo lo que sé de política argentina y de la presidenta que ustedes tienen recuerdo que cuando la crisis de Vaca Muerta el gobierno de España salió diciendo, por boca de su Vice-Presidenta, que iban a tomar no sé qué represalias y su Cristina respondió algo así como;"¿ Qué nos van a mandar, los cinco millones de parados?"
Mi conclusión inmediata ante esa frase fue, bueno,lo que está claro es que no es una señora.
Sobre el Papa lo que puedo decir es que es argentino pero sobre todo era un Cardenal de la Iglesia en el que sus compañeros Cardenales vieron capacidad para pilotar la barca de Pedro. Así que los responsables del desastre no son los argentinos sino el Colegio Cardenalicio.
Que Santa Lucía les conserve la vista.
Yo confieso que la última metedura de pata ( la de los conejos) casi que me ha divertido. Los kikos y los del opus ( que alguno conozco ) están que echan las muelas y yo me permito el lujo de decirles lo que me han dicho a mí ellos en otras ocasiones " calma, era una charla informal,no es un documento magisterial,seguro que no quiso decir eso... "
Mala tempora currunt.
Veamos el lado positivo, el Señor tiene que estar cerca.

Anónimo dijo...

Magnifico artículo. La verdad que Francisco es agotante y agotador.

Anónimo dijo...




Si lo creo , quedamos una docena nomas .....

Todavía es tiempo para rajar .....

Anónimo dijo...

Hace tiempo le hice un comentario a Flavio Infante sobre este tema. "Vendedores de humo" les llamé, pero siendo una "cualidad" de los argentinos, si generalizamos, tambien es cierto que Bergoglio es una cruz de todos, por ser parte de los hombres, antes que argentino.
Añadí que los españoles no estamos sobrados, "la envidia" es patrimonio nacional, pero tambien este es un mal del hombre.
Que decir de los ingleses, alemanes, franceses etc.. todos deberían hacerselo mirar.
Lo peor es que siendo Bergoglio el Papa, no parece que tema a Dios, pues habla dice y se desdice, sin reparar en que Dios le ve y escucha, y no lo puede engañar como a la Iglesia. Es por lo que sostengo que el Papa no cree, de lo contrario no se atrevería a tentarlo.

Falstaff dijo...

Interesante análisis para los que no acabamos de entender a Bergoglio, ni como persona ni como Papa.

En todo caso, no creo que este Pontificado sea solo resultado de un problema argentino. Francisco es la hipérbole de la decadencia de las naciones latinas que sostuvieron durante siglos a la Iglesia. Aunque él presuma de venir del fin del mundo, es hijo del mundo latino europeo corrompido y rendido a los enemigos de Dios.

Anónimo dijo...

Algo me dice que la arquidiócesis porteña fué un tubo de ensayo, o un conejito de indias donde pusieron a prueba lo que se podía hacer para luego trasladarlo a Roma.

Anónimo dijo...

¿patadas donde no da el sol? exceptuando las playas nudistas of course...

Anónimo dijo...

¿no será que el problema no es bergoglio sino como llegó ahí alguien con tan pocas condiciones para el gobierno de la iglesia?

Anónimo dijo...

Parece que ambos tuviesen el mismo padre...¿se entiende?

Wanderer dijo...

Gabriela, usted dice que me entrada le repugna. La suya, en cambio, me decepciona. La creía más aguda y mejor lectora. No hay tal mezcla como usted cree. El texto está perfectamente diferenciado en parágrafos numerados los cuales deben ser leídos como unidad. Por otro lado, las carteras, sotanas,joyas y demás están allí simplemente para probar la afirmación inicial, lo cual es básico en cualquier afirmación. Además, considerar que hablar de peronismo es hablar de política partidaria es algo muy básico. ¿Es usted argentina? Por si no lo es, sepa que el peronismo es un movimiento social y un ethos, muchos antes que un partido político.
Pero lo que más me llama la atención es que usted considere que hablar de clases sociales y de lugares asignados a cada persona dentro del tejido social es un "prejuicio" y no es cristiano. Ciertamente, esa la posición de del pensamiento moderno; eso es, en definitiva, lo que nos trajo la Revolución Francesa. Las clases sociales y la ubicación del hombre en estos grupos de pertenencia se encuentra en todas las tradiciones. Yo mencioné a la hindú cuando hablé de parias y a la latina cuando traje a colación a Epicuro. Pero recuerde usted que en la Edad Media, el apogeo del cristianismo, los estamentos sociales era muy claros y definidos, y cada cristiano se enrolaba en uno de ellos. Y eso no generaba una situación de prejuicio para la conciencia cristiana: tan santo fue San Bernardo, hijo de un conde, como San Isidro y su mujer, Santa María de la Cabeza, ambos labradores. Tan santo fue Tomás de Aquino, sobrino del Emperador Romano-Germánico como Benito José Labre, un pordiosero.
Notable lo suyo: piensa como una revolucionaria.

Anónimo dijo...




Hace pocos días el Papa aconsejo
leer el libro de Benson...
¿...También es de necio ...?

Jorge Rodríguez dijo...

Hay que ser argentino para entender cabalmente el artículo. Probablemente Gabriela no lo sea. El comportamiento de estos dos personajes es tan familiar para nosotros, llevamos 80 años con personajes por el estilo.

En lo que no estoy muy de acuerdo es en que el origen del problema esté en que son unos descastados. Este país lo que tiene es que la gente sube y baja de clase con bastante facilidad. Todos somos individualistas y nadie cree que pertenece a clase alguna. Si soy obrero me creo de clase media y si me pongo una verdulería ya soy un empresario, o soy obrero pero mi hijo es un doctor, etc.

Yo creo que ahí nuestro sociólogo-psicólogo argentino Wanderer tira excesivamente para el lado de la sociología en vez del lado de la psicología. Es decir, me parece que el problema estaría en familias disfuncionales: un tipo al que su mamá (y en general las minas) no lo quiso y una tipa a la que su papa no le dio bola.

PD: ¿Podríamos agregar a Maradona al club de los famosos mundiales?

Anónimo dijo...


Jorge: para evitar el sube y baja, entonces lo ideal sería la estructura social de países como Perú, Colombia, u otros de Centroamérica donde solo una élite plutocrática accede a la educación universitaria y perpetúa las estructuas de poder???

Si se fija, la Iglesia, por el contrario, fue un gran promotor de ascenso social: el hijo de un labrador pudo y puede ser Papa, es decir Monarca Universal, sin ningún problema. La única institución en que ello ocurre, y para lo que parece esencial el celibato, que impide la sucesión por derecho de sangre y obliga a una permanente búsqueda de cuadros, lo que confiere gran fortaleza como para subsistir más de 2000 años.

TRIBUNIS PLEBIS.

Anónimo dijo...

Sr. JR como que no? Ademas ya tienen su "selfie" o como se diga...
Y wuanda, y...

Anónimo dijo...

Dentro de los aliados de Bergoglio hay hackeadores ya nos han amenazado a los usuarios de Gloria tv

Anónimo dijo...


Es imparable - por enésima vez en este pontificado, un obispo que está relacionado con una comunidad conservadora, que es considerado conservador, que tiene posiciones conservadoras, que está bajo la "protesta" de una parte considerable de sacerdotes y / o colegas liberales ... los remueven o (como en este caso) presenta su renuncia (o "renuncia").

Este jueves fue en Francia, donde el obispo de Quimper (miembro de la comunidad conservadora Communauté Saint-Martin, ordenado en Génova en 1987), Jean-Marie Le Vert, dimitió (o "renunció") y presentó su renuncia (o "renuncia ") aceptada por Francisco. Él había sido nombrado obispo de Quimper por Benedicto XVI en 2007, y había estado desde entonces bajo fuerte ataque de sus (colegas) sacerdotes liberales , incluso retenido una licencia en el 2014 (por motivos personales - causado por la situación intensamente estresante, quizás ... - o órdenes superiores , ¿quién sabe?) . http://gloria.tv/media/Km6YAQJWeQC

Raúl Benjamín dijo...

Creo que Gabriela vota "a conciencia" por Cristina y por eso la crítica a esta entrada que, como dice don Wanderer, está bien estructurada y que como lector comparto.
Puesto que soy colombiano, quiero notar además que realmente entiendo la crítica al sistema de castas de mi país aunque debo decir que con capacidad personal es posible romper ese sistema (este es un país de regiones y hay ciudades en que hay mayor movilidad social que en otras), lo que de alguna manera permite que la situación sea "controlada "

Ludovicus dijo...

Yo agregaría dos recursos comunes a ambos: la táctica de blindarse por izquierda, a efectos de que los medios silencien o atenúen todos sus desaciertos, táctica en la que fue experto Nestor y ahora Francisco. Y la de legitimar sus años de lucha por el poder con la invención de "relatos": la inexistente lucha de los K por los derechos humanos en Santa Cruz y en paralelo, la no más existente "lista Bergoglio".

Anónimo dijo...



Por el tema del Obispo de Quimper, Mons. Jean Marie Le Vert .

Leo varios blogs tradicionalistas en Frances . ..
No hay unidad de criterio ...

Parece que el problema viene de conflictos en el clero , entre conservadores viejos , y conservadores actuales ......

Anónimo dijo...




http://lesalonbeige.blogs.com/.a/6a00d83451619c69e201b8d0c75c10970c-pi

Anónimo dijo...



http://www.cotequimper.fr/2015/01/23/mgr-le-vert-sexplique-sur-sa-demission/

Anónimo dijo...

De necio es no leer pascendi anónimo 11:30, entonces no se entera ud como obran los modernistas y no puede sacar las conclusiones del caso.

Manuel dijo...

En la época del General Perón surge un descrédito de la democracia y surge en todo el mundo occidental, Argentina también, pero no sólo, también Italia, España, Portugal, Alemania, etc... Era época de medidas radicales, comunismo o fascismo.

Me gustaría decir a los argentinos, que el papa Francisco se puede equivocar, hablando con demasiada "naturalidad", se equivoca utilizando algunos adjetivos como "conejos", pero no es una deshonra para Argentina, ni para el mundo hispanohablante. Tiene una tarea tremendamente difícil delante y tiene un poder y una influencia como pocas personas han tenido.
Recemos a Dios para que le ilumine y le de fuerzas y tengamos nosotros un poco de caridad y paciencia.

También quisiera decir a los argentinos que sois mirados con más respeto del que vosotros mismos os creéis acreedores. Con más admiración incluso. Sois un gran país.

Saludos de uno que os lee desde los Viejos Reinos de Castilla y León.

Anónimo dijo...

Excelente análisis, dolorosamente acertado este dardo, que da de lleno en la médula de ntros males como nación: "Quienes debieran haber cumplido su rol en el teatro de la vida -diría Epicuro- en el honrado oficio de vendedores callejeros de achuras o menajes con el cual se habrían honrado a sí mismos y a la sociedad, se convirtieron en senadores, gobernadores y presidentes de una república." Ludovicus, también aprecio tu aserto

Mendieta

Anónimo dijo...

Wanderer, dos cuestiones

1) Toda latinoamérica tiene un 5-10% de la población blanca descendiente de la administración colonial española, que en general forma la clase dirigente.

Lo que diferenciaba a Argentina del resto de latinoamérica no eran sus familias patricias, también las hay en Bolivia y descendien de españoles de mayor jerarquía que los que vinieron al Río de la Playa, sino su clase media descendiente de inmigrantes europeos.

2) Los patricios modernos no parecen ser ejemplo de nada. Cuando veo a este chico Lousteau casi llevar al país a la guerra civil con Cristina, y luego cometer adulterio con una mujer casada y embarazada que después perdió a su hijo, más que sentir admiración me pregunto si las clases altas ya no saben educar a sus hijos.

Anónimo dijo...

La cuestióm de las clases no me parece haya sido bien tratada por ninguno de los comentaristas. Don Wander si explicó mejor la cosa al referir al orden cristiano pre-revolucionario. De ahí en adelante no hay mas clases, estrictamente hablando, como jerarquías sociales, sino cantidades de dinero. Y punto.
El hijo del vendedor de ambulante de plumeros (que merece todo mi respeto) se gana el loto con desquite y yapa y pasa a ser, ipso pucho, más que un hombre de ilustre prosapia que fuera benefactor de la patria por sus muchos méritos. Ya lo dice "cambalache": los inmorales nos han igualao. No hay mas meritocracia ni cursus honorum, billetera mata patricio...y así nos va.

Andrés Flake dijo...

Escribe Wanderer: «A tal punto llega nuestra desolación que es frecuente leer comentarios en blogs católicos donde se dice, por ejemplo, que Bergoglio es “como el resto de los argentinos”...».

Y no le falta razón de sentirse desolado, porque las generalizaciones son hirientes, y son además tanto más estúpidas cuanto más grande y heterogéneo sea el colectivo aludido (todo un país de más de cuarenta millones de habitantes!)

Pero permítame, en esta ocasión, una mínima crítica. Y es que aquí, en este mismo blog se dijeron hace pocos meses cosas como que «El argentino es un ersatz de un europeo, pero sólo ersatz, privado de toda vertebración y disciplina intelectual».

Una extraña frase, puesto que el argentino que la formuló constituye su propio desmentido.

Quiero decir tan sólo que si ni siquiera en un inteligente blog argentino se evita del todo este tipo de generalizaciones, qué podrá esperarse de lo que se escriba en otros países, habida cuenta de lo fácil y cómodo que resulta generalizar.

Anónimo dijo...

He aquí la verdadera religiosidad de la Argentina profunda. Y tan profunda, que hay mini-ermitas del Gauchito a 200 metros de la General Paz. Y esto no empezó con Perón. Como tampoco la Difunta Correa.
Gauchito Gil
Para que entendamos de una vez, que esto no es Europa, ni nada que se le parezca. Y está muy bien que así sea.

Anónimo dijo...

Yo creo que si no era Bergoglio el Papa, seguramente iban a poner en su lugar a su nefasta versión mexicana, española, coreana o lo que fuese.
Lo que nos asombra es que el método que el tipo tiene para destruir el catolicismo por dentro es, simplemente, comportándose como un perfecto argentino. Bergoglio no necesitó aprender nada nuevo, sólo llegó, se sentó en el trono y se puso a tomar mate y a arrasar con todo.

Algo que flota en el fondo de la mentalidad argentina (y que no suele articularse) es la idea de que los argentinos podemos conquistar el mundo: pensamos que si los españoles -con lo brutos que son según nuestro imaginario popular- conquistaron América, nosotros podemos conquistar Europa, convertir a Escocia y Cataluña en dos provincias nuestras, etc.
Bergoglio en Roma es lo más cerca que estaremos de la conquista mundial, y lo único que está haciendo es permitir que los enemigos de la cristiandad triunfen. El tipo no es sólo un mal cura, es un producto bastante acabado de un país que vive desde hace años al borde del abismo.

Carlo dijo...

Anónimo de las 14:23 - exacto. Solo mejor no hablar de clases, sino de "castas" (varna en sánscrito), o "estamentos". La mayoría de la gente hoy confunde estos términos con otros, de cuño sociológio, económico o hasta étnico, y no tienen nada que ver. Lo que hace que una persona sea de uno u otro estamento es su personalidad innata, que no cambia ni con su estado económico, su educación o su posición social, y es lo que hace que esta persona esté en condiciones de desarrollar algunos roles en la sociedad y no otros. La modernidad destruyó completamente el orden social basado en estamentos, y más, hizo con que prácticamente todos se olvidaran de que se trata. Hablar de castas o estamentos hoy genera un sentimiento de profundo rechazo en casi todos, que los asocian con tradiciones retrógradas y arbitrarias que ahogan la libertad del individuo de hacer lo que quiere y esforzarse por la superación de sus condiciones. Si alguien quiere saber algo más sobre el tema, recomiendo "Psicología Humana" de Castellani, y "Autoridad Espiritual y Poder Temporal" de René Guénon.

Anónimo dijo...

Carlo, ¿en que parte de la psicologia humana se toca el tema?

Carlo dijo...

En este mismo blog se publicó el párrafo relevante:
http://caminante-wanderer.blogspot.com.ar/2014/08/tres-condiciones-de-la-naturaleza.html

Falstaff dijo...

Los estamentos del Antiguo Régimen no eran tan estancos como se cree. Siempre había algo de meritocracia en el ascenso de un linaje a lo más alto, o el simple mantenimiento del status. Al igual que no era raro ver ascender de niveles medios a los más altos a personajes que hacían méritos por política, guerra o servicios de cualquier índole. Mucha de los Grandes de España provenían de la baja nobleza que Isabel la Católica promocionó para contrarrestar el poder de la hasta entonces alta nobleza de Castilla, que había desangrado el reino en las inacabables guerras civiles.

No creo que el problema de las clases sociales sea su permeabilidad, que siempre es sana y necesaria para renovar la sociedad, sino los baremos que se emplean. A partir de las revoluciones liberales, los criterios de ascenso dejaron de tener como base la lealtad (a la Fe, la Corona, el señor de turno, etc.) para ser meramente económicos. La ambición quedó sin metas ni diques de contención trascendentes.

Firmes con Carrió dijo...

El Antiguo Régimen ya pasó.
Hoydía Martín Redrado puede estar doctorado en la Universidad de la Pindonga, haber ocupado importantes cargos públicos, pretender ser Ministro dependiendo de quién gane el próximo Octubre, vestir trajedias de 10.000 pesos; y, sin dudarlo deja a su esposa e hijos, se va con una mujer pública, a la que también deja, y ahora está con otra muchísimo más pública, si es que esto es posible.

Olviden los partidos tradicionales. Innovemos con Carrió, que es católica y nos necesita. ¡Viva la Patria!

Basta de boludeces. Me voy a hacer una siesta.

Anónimo dijo...

El desarrollo de las inteligencias abstracta, práctica y social (la cual facilita el ejercicio de la tan útil disciplina "ingeniería del contacto") está condicionado por el genotipo, el fenotipo, y la calidad de la educación.

La calidad del genotipo no depende de la clase social sino en cuanto ésta pueda estar correlacionada con la exposicion de los padres a contaminantes pre-concepción. Sí depende fuertemente de la edad del padre al momento de la concepción, porque la tasa de mutaciones de novo de los gametos masculinos es mucho mayor que la de los femeninos.

La calidad del fenotipo tampoco depende de la clase social sino por la mediación de factores correlacionados con ésta:
exposición a contaminantes post-concepción y calidad de la alimentación.

La calidad de la educación obviamente no depende intrínsecamente de la clase social.

Vale notar que la correlación de grado de exposición a contaminantes con grado de pobreza ya no es más exclusivamente directa sino que ha comenzado a ser inversa
a partir del fenómeno de la mudanza de las familias jóvenes de clase media alta a la frontera urbano-agraria
y la consecuente exposición a los agroquímicos cuyo uso ha pasado a ser intensivo en los últimos 20 años. Ejemplo conspicuo de este fenómeno es la localidad de Roldán al oeste de Rosario. Vean la imagen satelital en Google Maps y comprenderán.

Anónimo dijo...

Propongo dos reflexiones a los que se gozan de "poseer un grupo social de pertenencia" y de "estar adscriptos e identificados a una clase o colectivo social determinado".

Si para ser discípulo de Cristo hay que "odiar" - correctamente entendido - al padre, a la madre, a la mujer, a los hijos, a los hermanos y hermanas, y hasta la propia vida (Lc 14,26),
¿no habrá también que "odiar" al "grupo social de pertenencia", a "la clase o colectivo social" a la cual uno pueda estar "adscripto e identificado"? Es lógico que si uno debe desapegarse de algo valioso, también debe hacerlo de algo menos valioso.

En línea con la cita anterior, y tomado de la epístola leida ayer, si S. Pablo exhorta a que "los que tienen mujer, vivan como si no la tuviesen; ... los que compran, como si no poseyesen;... " (1 Co 7,29-31), ¿no es una inferencia válida que los que "poseen un grupo social de pertenencia" deben vivir como si no lo poseyesen, que los que "están adscriptos e identificados a una clase o colectivo social determinado" deben vivir como si no lo estuvieran?

Finalmente, si hay que "odiarlos" y vivir como si no existiesen, ¿es tan importante "poseerlos" y "estar adscriptos e identificados" a ellos?

Inversamente, el no "poseerlos" y no "estar adscriptos e identificados" a ellos, ¿no puede ser ocasión de enorme libertad y alegría en Cristo?

Anónimo dijo...

Para su tercera parte de la agenda gay de Bergoglio el hombre de pecado que no llama al arrepentimiento a ninguno sino que los confirma en su rebelión contra la ley de Dios y se rebela contra las advertencias de San Pablo http://www.hoy.es/extremadura/201501/25/bendito-encuentro-entre-francisco-20150125003218-v.html

Anónimo dijo...

Sres. Foristas,
vayan por sus pañuelos, porque esto va a conmoverlos hasta las lágrimas. Les dejo un par de párrafos del artículo para que se vayan deleitando de antemano:
"Pero entonces tampoco el sufrimiento desapareció. El rechazo social y la condena de la Iglesia lo impidieron. «¿Cómo te atreves a entrar aquí con tu condición? No eres digno», le dijeron algunos de comunión diaria cuando Diego volvió a su iglesia. «Eres la hija del diablo», escuchó un día en plena calle de boca de un sacerdote."
"Diego le preguntó al Santo Padre entonces si tal como es hoy, si después de su reasignación de género, hay algún rincón en la casa de Dios para él. Y el Papa Francisco ayer le abrazó en El Vaticano. En presencia de su mujer, con la que muy pronto formará una familia."
El Papa recibe a un transexual y a su novia
Les avisé que iban a llorar. Yo ya estoy llorando y golpeándome la cabeza contra la pared.

HUMAN BEING dijo...

Da gusto ver que no todos los argentinos están endiosados con Bergoglio, y que a pesar de que cada vez son menos, permanecen firmen. Bueno, una enunciado que medió muchísima risa en este artículo fue que usted dice: "Argentina nunca más volverá a ser lo que fue: la nación líder en Latino américa por su educación, su cultura y su economía." Ajajajaja! por favor, por 1 vez en su vida dejen la soberbia a un lado. ¿Quien dice que Argentina fue nación líder? solo los argentinos. Para mi siempre ha sido Estados Unidos, a pesar de ser de México. Creo que no es válido auto-vanagloriarse. ¿Acaso presumir o sentirse mejor que los demás es parte de la cultura o educación de los argentinos? Entonces no se extrañen el porque Bergoglio tuvo que salir de ahí.

Anónimo dijo...

Human Being, aprenda a leer, tal vez se reirá de otras cosas verdaderamente graciosas...
Dice "lider en LATINO América".

Anónimo dijo...

Human Being,
Latino américa no incluye a los Estados Unidos. Por otro lado, los Estados Unidos sí incluyen a Texas, California, Arizona, Nuevo Méjico, Nevada, y Utah. Pero eso es otro tema. Siga participando.

Anónimo dijo...

y qué podemos decir del juego de las diferencias entre una verdadera mujer y una de mentira como esta Loretta?

https://mundabor.wordpress.com/2014/03/19/justice-for-loretta/

Anónimo dijo...

Human Being, Argentina fue, hasta 1930, la sexta potencial mundial. Y quisiera que usted me diga cuántos premios nobel tiene México y cuántos tiene Argentina.
Siga participando.

Anónimo dijo...

Hay que reconocer que la estrategia de hechos consumados del Papa es fantástica (para el mal, pero fantástica). Si recibe en audiencia privada a un transexual y a su pareja -y futura esposa-, y los abraza, indicándoles que la Iglesia tiene para ellos un lugar (importando muy poco que se trate el cuerpo humano como plastilina -y no como Templo del Espíritu Santo-, o que incurran en fornicación, o en sexo contranatura), digo, si recibe al transexual y a su pareja, inmediatamente todo el debate sobre la comunión a los divorciados y el matrimonio gay, queda como un debate ridículo de medievales trasnochados, incapaces de sentir y de alegrarse con el resto del género humano. Francisco sería entonces el único católico de verdad. Los demás..., y bueh, los demás son fariseos, reprimidos sexuales, en fin, gente mala, a la que hay que tenerle un poco de paciencia, e irla empujando en la dirección correcta.

Anónimo dijo...

Excelente análisis don Guánder. Recomiendo a los lectores extrajeros leerlo un par de veces. Agregaría que no debe confundirse lo que la entrada ofrece como información, con énfasis de redacción. En efecto, el derrotero de la Argentina en los últimos 70 años no ha sido nada bueno, y por lo tanto los elementos que presenta el Wanderer ha sido realmente tan dramáticos como parecen.

En la Argentina hoy no existe una dirigencia política, y muchos extranjeros se sorprendería de la falta de sentido de responsabilidad pública que predomina en estamentos que son dirigenciales en otros países.

Pero en medio de la falta de sentido de responsabilidad pública, permanece la humana disputa por el poder. Ahí hace su aparición el peronismo: poder, acumular poder, pero con el sólo objetivo de permanecer, sin el menor trazo de responsabilidad.

Nacido y criado en este clima, qué puede esperarse de Bergoglio.

Por eso se vuelve necesario comprender el peronismo para enteder cómo en bergoglio conviven dos rasgos que no suelen ir juntos: la avidez por el poder, y la falta total de brújula.

Lo "conservador" a Bergoglio no le molesta por principio, si no porque puede disputarle el poder.

Y ha negociado con el actual gobierno nacional de la Argentina, conservar su aura de pastor, haciendo que el gobierno Kirchnerista dejara de lado sus acusaciones sobre la posible colaboración informativa de Bergoglio durante el régimen militar, a cambio de apoyo político, ya reconocido por los analistas locales, los más reacios a admitirlo, ante una audiencia extasiada de nacionalismo sentimental papal.

Poder por poder, entre resentidos se entienden. Y el elemento de resentimiento no es un énfasis ocioso, ni del Gánder ni mío: es un elemento clave para entender la mentalidad de este papa.

Sede Berreta dijo...

Y ahora va a aparecer Gabriela diciendo que el papa no recibió al trans, que es un invento de los diarios.

Ah, y si lo recibió lo/a exhortó a la conversión. Como la carta de cuaresma que acaba de sacar en la que aparecen 10 puntos pero no aparece la palabra convesión.

De locos

Anónimo dijo...

Siguiendo mi comentario anterior sobre la fantástica estrategia de hechos consumados de Francisco: llegado octubre, y ante la evidencia de un Papa que sí entiende las demandas de la gente y que va muy por delante de ellos, los obispos reunidos en el Sínodo se verán obligados a recomendar la comunión a los divorciados, y aún el matrimonio gay. O correrán el riesgo de ser vistos por todo el mundo (incluído el 99,9% de católicos) como unos viejos discriminadores y resentidos, que azuzan el odio en el mundo. Es decir, serán vistos casi como los terroristas integristas islámicos. En este caso peor aún, pues tienen delante de ellos un Papa, sensible, comprometido, que les está indicando por donde ir. Tal muestra de odio y mala voluntad de parte del Sínodo, hasta podría mover a las potencias occidentales a tomar medidas disciplinarias con esa jerarquía que llama al odio contra las minorías. Algo así como pasa con Putin. Con la diferencia de que Putin tiene armas nucleares y soldados dispuestos a morir por él y por la Santa Rusia. Y los Obispos ya no tienen a nadie (al menos entre los mortales).

Anónimo dijo...



Le doy una opinión ( digo 0piníon ) sobre el tema del trans , Diego Neria Lejárraga , que recibió el Papa......
Como Uds veran en las fotos , no tiene pinta de mina como nuestro(a) Flor nacional..
Creo que es un macho , que vivió siempre como hembra , y que se repintio .Y que quiso retornar a su estado natural...Teniendo una impronta dificil de borrar ,....


Anónimo dijo...

Firmes con Carrió: en serio cree que Carrió es católica? Entonces no escuchó lo que dijo en el último programa de Mirta Legrand.
Personalmente no solo no creo que sea católica, sino que también le faltan cinco para el peso.

Anónimo dijo...

pero no por eso lo tienen que recibir en el vaticano anónimo 16:05

Anónimo dijo...

Bergoglio en Roma es lo más cerca a un gorila en las sombras...

Anónimo dijo...

Anónimo de las 16:05,
evidentemente usted no se ha tomado la molestia de leer el artículo, en el que -claramente- se especifica: "nació niña".

Benign_o dijo...

Human Being
usted al igual que todos los mexi-can't que conozco hablan como si vivieran en Ohio pero se olvidan de que estan al sur del rio bravo.

Con respecto a la nota pfincipal.
El peronismo mato a la argentina como empresa, la volvio inviable poniendola en manos de un management inoperante e incapaz.
se que los nacionalistas del foro me van a maldecir, pero lo que yo haria si tuviese el poder necesario seria liquidarla como nacion y entrebarla a alguna potencia occidental tipo USA. Total vamos a ser discriminados y basureados de la misma manera en que lo somos ahora pero por lo menos contaremos con los servicios basicos que los impuestos pueden pagar asi como la seguridad juridica minimay necesaria para prosperar medianamente bien.
sin choripan, sin futbol para todos sin peronchismo.

Benigno.

Anónimo dijo...



Benigno ...

No te hagas problema , te entiendo ....
Un anecdota ..

Un muy buen sacerdote ( Patagón ) , bien nacionalista , me decia en el año 1978 , en el momento del conflicto con Chile ..
" Total , mejor ser buenos chilenos que malos argentinos .."

Anónimo dijo...

Hola Don Guánder. Hace ya bastantes horas que está colgado en Infovaticana el post con la tercera entrega de «Evelyn Waugh y la Liturgia». Pero en Blogspot no aparece. Se lo aviso por si es olvido.

Anónimo dijo...

http://www.obispoenmisiones.net/reflexiones-sobre-la-canonizacion-de-juan-pablo-ii/


los que se asustan de bergoogle lean esto....

Anónimo dijo...



http://rome-vatican.blogs.la-croix.com/quand-le-pape-francois-sort-de-son-texte/2015/01/28/?utm_source=rss&utm_medium=rss&utm_campaign=quand-le-pape-francois-sort-de-son-texte&xtor=EPR-9-%5B1300777944%5D


Anónimo dijo...

Vean este video

http://youtu.be/Yqa9PTtN0XE

http://www.cuatro.com/noticias/sociedad/Diego-transexual_espanol-Francisco-papa_Francisco_2_1931505089.html