lunes, 3 de agosto de 2015

Estampas de otros tiempos: la piedad popular


"Al atardecer, [entré en una iglesia cualquiera de Roma] y me ubiqué en la galería para estar solo. Abajo, estaban dando la bendición con el Santísimo; nada atrayente; música horrible, el continuo chirriar y crujir de las sillas, sin órgano ni coro, y un grupo de setenta u ochenta personas -aunque era una noche más de la semana-, y un silencio emocionante y rotundo al mismo tiempo. La atmósfera de fe y adoración era sobrecogedora, especialmente porque no tenía nada atractivo desde el punto de vista físico... Sin embargo, estaba toda esa gente, dispersa en un gran grupo desordenado, adorando todos a Aquel que estaba en la custodia en una pequeña y sombría capilla lateral. Y esto ocurría noche tras noche durante todo el año, y esta iglesia no es en absoluto una excepción... La devoción del pueblo está más allá de toda descripción, especialmente la de los hombres, que eran la mitad, si no más, de todo el grupo.
Cada uno lleva su propia silla y reclinatorio, y lo ubica exactamente donde quiere, en cualquier esquina, vuelto hacia la Misa que le guste... Estuve mirando a un hombre bien vestido que se movía incesantemente; y estaba también un muchacho despeinado y campesino, absolutamente arrobado y estático, arrodillado sobre la piedra, con su rostro cubierto. Y estuvo así al menos por media hora. El sentido de adoración está más allá de todo lo que yo podría haber imaginado fuera del cielo".

Mons. Robert Hugh Benson, Spiritual Letters, p. 64.
[Escrito en 1903] 

[Recordemos que, en 1904, no existía la concelebración de la Santa Misa, otro invento del Concilio Vaticano II, por lo que era común que en una iglesia que tenía varios sacerdotes -lo cual era normal en Roma- se celebraran varias misas al mismo tiempo, cada una en diversos altares laterales]

9 comentarios:

Kepler-4878.01 dijo...

Estimado Wanderer (& also Jack, if),

como dijo el filósofo Ibañez (Pancho), todo está relacionado con todo..., están habiendo noticias cada vez con mayor frecuencia y sobre todo en ciertos blogs de sana doctrina sobre un inminente estallido intraeclesial o algo parecido. Algunos estiman o dan a entender que será consecuencia de los ya inevitables giros pro inmundicia que dará el próximo sínodo y otros no lo especifican claramente aunque lo incluyen con otros avatares junto a un reventamiento del sistema financiero económico global con la típica válvula de escape: guerra.
Desde su posición en el frente de combate, escucha algo al respecto?, puede dejarnos saber como viene la mano?, antes que las leyes nos amordacen a todos en la web.
Gracias.

Anónimo dijo...

Coincido con Kepler...Dichos en otros términos, si se quiere más evangélicos, la multiplicación de "signos" es impresionante, claro que no hay peor ciego que el que no quiere ver. Anoche me comentó uno de mis hermanos, sobre el Bautismo de una pequeña hija de unos amigos suyos, realizado en la Catedral de Tucumán, siendo uno de los Padrinos, un hermano homosexual que vive con su "pareja"...también la tierra (perdón la Santa Pachamama) está haciendo de las suyas en diversas partes del mundo (el extremo calor en Irán; India; volcanes que empiezan a mostrar actividad...)...avances de la legislación civil negando el orden natural; el horror demoníaco del ISIS y el silencio de occidente...en fin, podríamos no terminar más. Sugiero acompañarnos - mientras la Providencia lo permita - por medios como éste, rezando el Santo Rosario y encomendándonos a todos Santos y Mártires del cielo para que "nuestra Fe no vacile ante el exceso de maldad". Veni Sancte Spiritus, veni per Mariam!!

Anónimo dijo...

aflojen con tantas pálidas, que con lo que uno tiene que aguantar cada día,
leer el blog alienta el desánimo

Anónimo dijo...

Anónimo de las 17:43
No son pálidas, es lo que estamos viviendo. Y si uno esta preparado para ese momento, que mejor a que venga Nuestro Señor?

Anónimo dijo...

Eran lindos tiempos Don Wanderer a pesar de todo!...aun se respiraba ese espíritu (pneuma) en la sociedad,seguía de algún modo impregnado en sus entrañas;hoy parece ya no quedar nada!

Anónimo dijo...

Mejor ser un b... alegre y hacer como que no pasa nada. Flaco, esto es la pre-parusia, los dolores de parto! ¿Te suena?

En cuanto a las idolatrías canonizadas por mariuni ber gog (y su pueblo, magog), solo irritan aún más la fiel custodia de los Ángeles de Dios, que retienen la malignidad caída de los demonios en los elementos.

Sigamos así, que pronto la "pacha mama" va a mostrar su repulsiva y sulfurosa cara original, conocida como moloch. Así como los aires "ofendidos por el co2 humano", luego idolatrados, van a mostrar el horror turbulento del leviatan, y las "aguas fuente de vida - madre mar", el rugido horripilante del behemot.

Clamamos por el mal antiguo, y a este paso, lo tendremos en abundancia.

Alberto

Adolfo J. Astinza dijo...

El Anónimo de las 17:43 Dijo: "aflojen con tantas pálidas, que con lo que uno tiene que aguantar cada día, leer el blog alienta el desánimo".
Justamente es todo lo contrario:

san Lucas 21,29-33.

En aquel tiempo puso Jesús una comparación a sus discípulos: «Fijaos en la higuera o en cualquier árbol: cuando echan brotes, os basta verlos para saber que la primavera está cerca. Pues cuando veáis que suceden estas cosas, sabed que está cerca el Reino de Dios. Os aseguro que, antes que pase esta generación, todo eso se cumplirá. El cielo y la tierra pasarán, mis palabras no pasarán.»

Anónimo dijo...

yo tengo tantas ganas de que vuelva el Señor que me parece que todo va demasiado despacio. Y no quiero que nuble mi entendimiento ese deseo así que procuro mirar y ver como si no me fuera la vida en ello.
Y miro, y veo la gran apostasia, los falsos maestros, las guerras y rumores de guerras, el cómo las estrellas van cayendo...
no me digan que el Señor no está a las puertas, no se engañen y no tengamos miedo
Solo es cuestión de resistir.

Anónimo dijo...

Esos tiempos van a volver transfigurados por la Gloria del Señor!