jueves, 23 de mayo de 2013

Los problemas de la UCA, con respuesta

 Recibí ayer un comentario al post anterior, firmado por con Anarchochristianus, en el que analiza algunos problemas que tendría la Pontificia Universidad Católica Argentina. Me pareció interesante y lo publico como una entrada independiente, eliminando algún nombre propio o datos específicos de docentes actuales de la UCA.
Estoy de acuerdo en términos generales con su análisis, pero es importante tener en cuenta que, como bien acotaba alguien, en la UCA hay algunos excelentes profesores y muchos excelentes alumnos. Por tanto, en mi opinión, no generalizaría tal como lo hace el autor del texto, dejando espacio para las justas y abundantes excepciones que existen.

A las pocas horas de publicado este post, el Coronel Kurtz, habitual comentarista, me envió una respuesta como comentario pero que me parece oportuna agregarla al post. Es la otra campana, ecuánime como siempre.


Problema 1. Una buena universidad no debe ser necesariamente una universidad católica. Creo que se nos ha naturalizado tanto esto de “universidad católica” que sólo podré darme a entender con ejemplos. Una buena farmacia no tiene por qué ser una farmacia católica sino una donde se produzcan o se comercialicen sustancias que recompongan la salud de la mejor manera posible. Una buena zapatería no es una zapatería católica sino una donde se venden zapatos bien confeccionados. Una buena universidad no es una universidad católica sino una donde haya verdadera actividad universitaria (y si es católica o no, lo mismo da). Y la verdadera actividad universitaria tiene que ver exclusivamente con la excelencia científica. Cuando se mezcla la excelencia científica con la formación de cuadros católicos se resiente tanto la ciencia como la religión, porque la ciencia pierde su nivel y la religión se convierte en ideología. 

Problema 2. A la UCA sólo se la entiende si se la enmarca en la parábola que fue describiendo durante su historia, que es como sigue: fue engendrada por el clericalismo preconciliar y ahora sobrevive a causa del mercantilismo posconciliar. Paso a explicarme. La UCA en sus orígenes estuvo indisolublemente ligada al clericalismo. Entiendo por clericalismo la presunción de que hay un mundo que es el mejor de los mundos posibles y que éste consiste en que las instituciones de nuestro mundo (el real y concreto) devengan todas ellas católicas. Por ejemplo, si el mundo está formado necesariamente por panaderías, farmacias, industrias y universidades, el mejor de los mundos posibles de un clerical estará formado por panaderías católicas, farmacias católicas, industrias católicas y universidades católicas. El clericalismo es una voluntad de replicar que sólo se explica una vez que, degradados en políticos, los hombres religiosos se dejan ganar por la tentación de un mundo paralelo. Ahora bien, esa UCA original, esa estructura cansada y gastada que nació con el clericalismo típico del preconcilio murió junto con él. ¿Y entonces qué es ahora la UCA? El segundo capítulo de la historia es que ahora la UCA se resignifica como un centro de formación de católicos influyentes dentro de la sociedad. En otras palabras, la Iglesia está interesada en la subsistencia de la UCA porque con ésta espera formar cuadros, entendiendo por tales individuos socialmente influyentes que oportunamente puedan traficar influencias a favor de ella. Alfonso Prat Gay y Máxima Zorreguieta son excelentes ejemplos de esto. (N.B.1: Como se imaginarán, aunque no me pretendo profeta, estoy seguro de que a la Facultad de Filosofía y Letras le queda vida corta; ¿qué influencia significativa puede ejercer un profe de letras o de filosofía…?). (N.B.2: Hasta qué punto la UCA se habrá convertido en negocio que dos concesiones recientes de su campus son un Starbucks y un Megatlón; como se imaginarán, estos negocios son muy del gusto del chetaje de Puerto Madero). 

Problema 3. El buen docente universitario no es el que tiene muchos hijos y va a Misa los domingos, ni el que cuenta en su CV con horas de atrio y rosqueo curial, sino el que tiene un conocimiento exacto del estado de su arte y sabe desempeñarse en él con excelencia. Por eso Hegel o Kant fueron verdaderos profesores universitarios y el profesor católico arquetípico, no. El ejemplo paradigmático es el profesor …. Para quienes no lo conocen es desde hace muchos años el profesor titular de …. Además de ser perfectamente desconocido en la comunidad académica extraUCA, no se le conoce tema de investigación alguno que no sea su tesis de doctorado (recientemente publicada en Navarra). Y no me vengan con que por católico es víctima de segregación. Desconoce (o niega) el estado de su arte ya que piensa que la … terminó con las dos obras de …., y que nada significativo se dijo después. No es profesor de … porque se distinga en su arte sino porque persigue a rajatablas un modelo historiográfico “ortodoxo”. Sospecho que jamás lograremos mensurar la gravedad de que, ya desde hace muchos años, se nos vengan confundiendo los profesores católicos con los profesores mediocres. 

Problema 4. Uno de los grandes grandes problemas que aquejó durante años a la carrera de Filosofía de la UCA (y aún la aqueja, aunque menos), es la influencia de Emilio Komar. Nuevamente, para quienes no lo conocen, fue durante años profesor de Ética en esta carrera (y objeto de veneración). Aclaro que no entraré en la diatriba del antinacionalismo de Komar (no tengo especial simpatía por el nacionalismo). Lo que quiero resaltar aquí es que Komar, quien apenas dejó algún libro escrito pues su docencia fue sobre todo oral, les inculcó a sus discípulos (al día de hoy docentes titulares en varias asignaturas de la carrera de Filosofía) la ridícula creencia de que pretender integrarse en la comunidad científica a través de una actividad de investigación seria y sostenida constituía un ejercicio apócrifo de la docencia filosófica, una suerte de academicismo culposo, una erudición vacía. Así es como el arquetípico profesor de filosofía komariano es alguien que sabe un poquito de latín, casi nada de griego, escribe cada tanto unas paginitas, lee mucho a Guardini, Wojtila y Pieper, y, sobre todo, se pasa las mañanas en algún colegio secundario preferentemente de zona norte de Buenos Aires, explicándoles a cándidas féminas sanisidrenses por qué es mejor aguantarse hasta el matrimonio, con método Billings y sin preservativo… (N.B.3: Todavía puede verse por los claustros UCA a una komariana profesora de … que cree que el “πόλεμος” del los fragmentos de Heráclito puede traducirse por “polémica”; valga como ejemplo). 


Problema 5. Como podrán inferir, no hay manera de que esto lo resuelvan ni los pibes lefes, ni los tradis o los neocons, por más materos, patilludos y rosistas que sean. Pienso esto por varios motivos, pero sobre todo porque en su formación básica estos pibes comparten el prejuicio clerical de acuerdo con el cual fue fundada la UCA. Ellos también piensan –se lo marcaron a fuego– que el mejor mundo posible es una réplica de éste pero con el adjetivo “católico” añadido. De hecho, si se dan un paseo por la Reja tendrán la oportunidad de ver una inverosímil panadería católica. Quien la atiende es un tipo de oro (lo digo en serio), pero lo de panadería católica me sigue resultando una réplica inexplicable. Amicus Platonis sed magis amica veritas.


Espero no haber sido molesto con nadie. Pretendí aclarar algunas cosas sin herir (demasiado, o por el gusto de herir).

Anarchochristianus

Y la respuesta del Coronel Kurtz

Me parece que muchos que hablan de la UCA están hablando desde el prejuicio o desde un conocimiento superficial de la misma, tanto en este post como en el anterior. Y, algunos, están tomando como cierta la 'historia oficial' de la UCA reescrita hace unos 20 años, que podríamos intitular "La Universidad de los obispos"... cosa que nunca fue. (Incluso Castellani, la inteligencia más prodigiosa que ha dado la Iglesia argentina, las pocas veces que se refiere a ella, lo hace desde el resentimiento por no haber sido convocado como profesor --¿pero podría haber sido profesor universitario el Castellani de la década del '60?--.)
En primer lugar hay que aclarar que, a diferencia de sus hermanas provinciales, la UCA no fue una universidad diocesana, ni un Instituto con capilla anexa, por lo que hablar de 'proyecto clerical' es un disparate. 

En segundo lugar hay que recordar los muchísimos inconvenientes que tuvo Mons. Derisi para lograr planes de estudio donde fuese posible 'la unidad' del saber. En la Argentina, los 'liberal arts colleges' son imposibles si se quiere obtener el reconocimiento oficial. Eso hizo que una carrera promedio de la UCA tuviese hasta 50 ó 60 materias con sus parciales y finales obligatorios sin posibilidad de promocionar (esto antes de la 'reforma' de Zecca y cía.). Por supuesto que en estas condiciones, y en un país como la Argentina donde se espera que los universitarios trabajen aún cuando no lo necesiten, hacía imposible una 'vida universitaria' a la manera europea, estadounidense, brasileña o chilena --o, incluso, la de universidades del Estado, donde la vida universitaria pasa por la política.
Por otro lado, a diferencia de lo que dice el autor del post, la UCA siempre se ha financiado con la cuota de los alumnos. A excepción de sus primeros años de vida, no hay grandes donaciones ni tráfico de influencias. Ni Máxima ni Prat Gay le aportan absolutamente nada a la UCA, como no se lo aportaban Dagnino Pastore cuando era ministro ni Dix como presidente del BCRA. Distinto es el caso de San Andrés (presbiterana), Di Tella o Austral (Opus). La UCA no sabe y nunca ha sabido aprovechar la posición social, política o económica de sus profesores y alumnos; lo que puede ser bueno o malo, según se mire.
Por supuesto que las cátedras de teología están mayormente copadas por profesores neocones o progresistas... pero éstos no tienen tanto éxito en otras materias como filosofía, doctrina social de la Iglesia, etc. --o, incluso, materias que no tienen nada que ver. Tuve un profesor de matemática financiera (un sacerdote, ex gerente financiero de una gran empresa) que nos daba para leer cuestiones de la Summa en el recreo para los que quisieran quedarse... y, en general, se quedaban casi todos, excepto en época de parciales y finales (que en mi época era el 60% del tiempo). Otro profesor (graduado en ciencias en Chile, además con dos doctorados, uno en filosofía y el otro en ciencias políticas), en alguna pausa al exponer su materia de politólogo, nos hacía poner en duda todo lo que hasta ese momento creíamos saber sobre 'la democracia' y sus dogmas. Y, para no aburrir, otro más, ingeniero y con un máster de Harvard y un doctorado en Barcelona, nos relacionaba la Física de Aristóteles con las decisiones de timing en la depreciación de bienes de uso.
Estas joyas son las que hacen de la UCA algo único que todavía vale la pena. He trabajado en muchas empresas e industrias distintas, y conocí geniesillos salidos de las universidades del Estado y otras privadas, pero los ex alumnos de la UCA tienen una forma 'global' de encarar los temas que no he visto en ningún otro lado.
Por eso nos duele enormemente el saqueo a que se ha visto sometida en los últimos 15 años. 

77 comentarios:

Anónimo dijo...

Profundamente en desacuerdo con el punto 1. La Universidad, lo lleva ínsito en su nombre, debe en primer lugar dar una formación general ante todo. Esto implica filosofía, teología, historia, cultura. Debe formar al hombre en una visión del cosmos y del hombre mismo como función primordial. Recién a partir de allí se podría bajar a las distintas ciencias.
Así fue la Universidad en sus inicios y en la Edad Media. Desde su Academia.
Ver en este sentido a Pieper, Castellani y hasta Ortega y Gasset, en su famoso capítulo "la barbarie del especialismo".

Academo (desde el bosque)

Anónimo dijo...

El problema 1 es un disparate completo modernista.

Anónimo dijo...

Católica o no católica, también es verdad que esa panadería tiene las mejores tortas y facturas del mundo todo, por lo que su rol específico de panadería (católica o no) lo cumple al dedillo. Se legitima por su arte, no por el nombre que le pusieron al negocio.
Además, que yo sepa, la mitad de las panaderías de este país se llaman "San Cayetano" y nadie dice nada a pesar de sus merengues zancochados, confites intragables y dulce de leche berreta.

Ya lo decía Castellani, "no hay como una buena pasta flora".

EL HOMBRE QUE REÚSA SER VISTO DE ATRÁS.

Anónimo dijo...

El punto 1 no solo es un disparate. El mismo Newman le dedica un libro entero a la contraria.
Pero ojo, que es cierto que Newman no fue un clerical en el sentido peyorativo actualmente usado (ver su Carta a al Duque de Norfolk, que como ejemplo sobra).
El tema es finito. Diría que prudencial: hoy en día, con la ausencia de newmanes, es mejor evitar a las instituciones católicas. Pero eso no es lo mismo que afirmar lo que afirma este maldito en el punto 1°.

Anónimo dijo...

Lo de Komar no es verdad. Muchos de sus discípulos están entre los profesores universitarios más destacados que conozco. Y hablan de él como de un gran maestro. No estaba en contra de la academia, sino de la estupidez que tan frecuentemente embarra a la academia, y mas hoy en donde la lógica del rating televisivo entró también en las universidades.

Y hay discípulos suyos en Colegios de todos lados, no sólo en zona norte.

Si hay algún problema con filosofia en la UCA es que los komarianos fueron desplazados poco a poco.

Un ex alumno que la quiere y padece

Wanderer dijo...

Me parece que están agarrando para el lado de los tomates. No sé quién es el Anarchochristianus, pero me parece que queda bastante claro que lo que él quiere decir con "universidad católica" es lo que en la actualidad es una "universidad Católica" y no lo que Newman, y muchos más con él, entendieron por "universidad católica".
Hoy, "universidad católica", en Argentina al menos, es una institución universitaria, con un nivel más bien mediocre si se la compara con las universidades del estado, en la que es más fácil ingresar -siempre que se pague la cuota correspondiente-, más fácil rendir y se alcanza el título más rápidamente. A cambio, los estudiantes deben tragarse una o dos materias de (mala) teología al año, a la que nadie hace caso y que, en general, no les sirve para nada.
Newman se refiere al espíritu "católico", o "cristiano" que debe impregnar a la universidad, y que de ninguna manera puede reducirse a tener algunas materias teológicas, una capilla y un capellán.
Es decir, la expresión "universidad católica" es análoga y no unívoca. Un poco de inteligencia, por favor.

Anónimo dijo...

No comparto todo lo de Anarcochristianus. Sin embargo no logro dejar de notar que todos los que aquí le estan criticando el punto 1 de su escrito (motejándolo, incluso, de "maldito") no son capaces de aducir más que argumentos de autoridad, que, según me han dicho, fuera de la teología, es el más débil de todos (¿esto no es teología, no?). No digo que no tengan argumentos pero, me parece, haría bien a la discusión que trataran de explicarce un poco más.

Anónimo dijo...

Si male locutus sum, testimonium perhibe de malo: si autem bene, quid me cædis?

Anarchochristianus

Walter E. Kurtz dijo...

Me parece que muchos que hablan de la UCA están hablando desde el prejuicio o desde un conocimiento superficial de la misma, tanto en este post como en el anterior. Y, algunos, están tomando como cierta la 'historia oficial' de la UCA reescrita hace unos 20 años, que podríamos intitular "La Universidad de los obispos"... cosa que nunca fue. (Incluso Castellani, la inteligencia más prodigiosa que ha dado la Iglesia argentina, las pocas veces que se refiere a ella, lo hace desde el resentimiento por no haber sido convocado como profesor --¿pero podría haber sido profesor universitario el Castellani de la década del '60?--.)

En primer lugar hay que aclarar que, a diferencia de sus hermanas provinciales, la UCA no fue una universidad diocesana, ni un Instituto con capilla anexa, por lo que hablar de 'proyecto clerical' es un disparate.

En segundo lugar hay que recordar los muchísimos inconvenientes que tuvo Mons. Derisi para lograr planes de estudio donde fuese posible 'la unidad' del saber. En la Argentina, los 'liberal arts colleges' son imposibles si se quiere obtener el reconocimiento oficial. Eso hizo que una carrera promedio de la UCA tuviese hasta 50 ó 60 materias con sus parciales y finales obligatorios sin posibilidad de promocionar (esto antes de la 'reforma' de Zecca y cía.). Por supuesto que en estas condiciones, y en un país como la Argentina donde se espera que los universitarios trabajen aún cuando no lo necesiten, hacía imposible una 'vida universitaria' a la manera europea, estadounidense, brasileña o chilena --o, incluso, la de universidades del Estado, donde la vida universitaria pasa por la política.

Por otro lado, a diferencia de lo que dice el autor del post, la UCA siempre se ha financiado con la cuota de los alumnos. A excepción de sus primeros años de vida, no hay grandes donaciones ni tráfico de influencias. Ni Máxima ni Prat Gay le aportan absolutamente nada a la UCA, como no se lo aportaban Dagnino Pastore cuando era ministro ni Dix como presidente del BCRA. Distinto es el caso de San Andrés (presbiterana), Di Tella o Austral (Opus). La UCA no sabe y nunca ha sabido aprovechar la posición social, política o económica de sus profesores y alumnos; lo que puede ser bueno o malo, según se mire.

Por supuesto que las cátedras de teología están mayormente copadas por profesores neocones o progresistas... pero éstos no tienen tanto éxito en otras materias como filosofía, doctrina social de la Iglesia, etc. --o, incluso, materias que no tienen nada que ver. Tuve un profesor de matemática financiera (un sacerdote, ex gerente financiero de una gran empresa) que nos daba para leer cuestiones de la Summa en el recreo para los que quisieran quedarse... y, en general, se quedaban casi todos, excepto en época de parciales y finales (que en mi época era el 60% del tiempo). Otro profesor (graduado en ciencias en Chile, además con dos doctorados, uno en filosofía y el otro en ciencias políticas), en alguna pausa al exponer su materia de politólogo, nos hacía poner en duda todo lo que hasta ese momento creíamos saber sobre 'la democracia' y sus dogmas. Y, para no aburrir, otro más, ingeniero y con un máster de Harvard y un doctorado en Barcelona, nos relacionaba la Física de Aristóteles con las decisiones de timing en la depreciación de bienes de uso.

Estas joyas son las que hacen de la UCA algo único que todavía vale la pena. He trabajado en muchas empresas e industrias distintas, y conocí geniesillos salidos de las universidades del Estado y otras privadas, pero los ex alumnos de la UCA tienen una forma 'global' de encarar los temas que no he visto en ningún otro lado.

Por eso nos duele enormemente el saqueo a que se ha visto sometida en los últimos 15 años.

Anónimo dijo...

Es terrible el clericalismo, porque implica una ideologización del cristianismo.

Blas dijo...

Una pregunta practica. Mi hijo esta en quinto bachiller, quiere estudiar derecho, la UCA es una opción que estamos evaluando ¿Vale la pena estudiar derecho en la UCA?
Gracias.

Walter E. Kurtz dijo...

Por supuesto que lo que digo arriba habría que hacerle mil matizaciones (no era la intención que se convirtiera en post). Pero si sirve para arrimar un par de pesas en el otro platillo de la balanza, me doy por satisfecho.

En cuanto al punto sobre el clericalismo que quedó trunco se podría escribir un libro. Baste decir que a los obispos nunca les importó un comino la UCA. La Comisión de la CEA recién ha tenido alguna intervención con Bergoglio. La UCA les fue impuesta a los obispos desde Roma y estos delegaron --sin presupuesto ni apoyos-- el proyecto en Mons. Derisi que durante años tuvo que pararse en los atrios de las iglesias porteñas para pedir unas monedas de colaboración. Es más, Caggiano advirtió a Derisi y sus colaboradores que no presionaran a Aramburu primero y a Frondizi después con las autorizaciones. Recién en el '58 sale la autorización provisoria y empiezan Económicas y Derecho en edificios prestados o alquilados. Luego viene el Concilio, y la idea de una Universidad Católica pasa de ser la prioridad 100 a ser la n° 1000. De hecho, durante años fue un proyecto casi exclusivamente laico. Los que ponían el hombro eran los Casares, Legon, Valsecchi, González Abad, Estrada, etc., que dieron vida y hacienda... literalmente.

Anónimo dijo...

Blas, mandalo a la Uba, advertido, como oveja enre los lobos, y va a salir mucho mejor que los p... de los uca boys.

Anónimo dijo...

No, Wanderer. El articulista tira lineas programáticas de lo que debe ser una Universidad. Y yerra.
Quevachacer.
Academo (a la orilla del bosque, medio asomándose)

Anónimo dijo...

AnarkoCristiano, en relación a ¿por que me pegas? Está dicho, el problema que identificás como primero, pues bueno, has hablado mal, por eso te pego.
Academo

Gelfand dijo...

Me parece que el problema de Anarcho, con respecto al punto 1, es que compara tener una farmacia, o hacer zapatos (plantar viñas o contruir puentes decían en otra época) con hacer filosofía o teología (y de allí a otras ciencias humanas). No seamos ingenuos. ¿Cuales serían los criterios de cientificidad? ¿Haber tenido plata para visitar una universidad extranjera? ¿Tener una revista de un amigo donde publicar algún paper? En Europa con la unificación de criterios según el Proceso de Bologna están destruyendo las Universidades.
Pero además, ¿creemos verdaderamente que se puede hacer una filosofía totalmente separada de nuestra fe? Si traemos, por ejemplo, a Hobsbawn (con sus títulos en Cambridge y King College) a enseñar historia (por supuesto es una hipótesis porque está muerto) y nos dice que lo mejor que le pudo pasar a los paises del Este fue el comunismo porque los metió de lleno en la modernidad, ¿creemos que no tiene eso consecuencias en la fe y en el pensamiento? O lo traemos a Levi-Strauss con todos sus doctorados en las mejores universidades del mundo para que nos diga que entre una tribu en Amazonas y nosotros no hay ninguna diferencia.
Por supuesto que estoy de acuerdo en que los profesores de cualquier Universidad deberían estudiar y seguir criterios científicos, pero no haría de eso el criterio para elegir entre uno y otro (a no ser que, de nuevo, el fin de la universidad fuera enseñar a la gente a construir puentes o hacer zapatos).
Y es extraños que aquí se de una discusión sobre los criterios "ciéntificos" para los estudios filosóficos y teológicos, porque un amigo de la casa, el emérito BXVI, le dedico más de un discurso como cardenal y como papa.

Anónimo dijo...

Newman hablaba de la libertad de cátedra para empapar a la Universidad de la verdad del Evangelio, no de la necesidad de que la institución universitaria sea católica. No era un clerical. De hecho, Oxfor no era de confesionalidad católica. No inventen. Yo mismo tuve esa experiencia en una universidad que es laica. Alcanza y sobra con que haya verdadera libertad de cátedra. Y si esta libertad no se da, es preferible a que se enseñe el error.

Anónimo dijo...

Vamos con Pieper, ya que pidieron explicaciones por ahi:

"Academico significa filosofico; un centro de formacion academica es un centro filosofico de formacion, al menos que esta fundado en la filosofia; tratar una ciencia de manera academica significa tratarla de manera filosofica. y en consecuencia: una formacion no fundada en la filosofia, no impregnada de lo filofosico, no tiene derecho a denominarse academica Un estudio que no esta determinado por el filosofar no es academico."

Luego explica lo que quiere decir con filosofico, y sigue... y le pega el tiro de gracia a AnarcoCristianus, con su tesis de que la Universidad tiene que sacar buenos profesionales (es decir, tiene que "servir para algo")...

Pues no, el capitulo se llama "Destruccion de la puesta en servicio" y solo transcribo una frase, para no cansar, sobre la manera en que la teoria se relaciona con la practica: "en el campo de lo humano hay objetivos que precisamente no se alcanzan si se los persigue expresamente. Hay bienes que solo llegamos a poseer a la manera de algo "añadido"; son, como si dijeramos, fruto de una busqueda orientada a otra cosa. "Quien quiera salvar su alma la perdera".

y asi, Anarco, quien quiera ser un buen profesional estudiando solo lo que atañe a su estrecha profesion, sera un mal profesional.

Academo (citando a Pieper)



Anónimo dijo...

Y digiriendo a Pieper, voy a dar un ejemplo, para que se encarne en el entendimiento. Si uno quiere ser un buen médico, tiene que saber qué es el hombre. De donde viene, a donde va. Cual es su fin último. Para que fue hecho. Cual es el camino de su perfección. Y eso se aprende (se debería) aprender en la Universidad.
Caso contrario, pasa lo que pasa hoy. Viene una minita de 19 años con dos protuberancias en el pecho que tiene por pequeñas, y el médico se las agranda con prótesis de silicona (dominando su técnica como un titán) y ¿Qué ocurre? Es muy difícil que esa mujer algún día de mamar.
No señor, no es lo mismo una universidad que aprender el oficio de zapatero.
Academo.

Ludovicus dijo...

Una falsa dialéctica. No se trata de que el catolicismo sea un erzats del estudio serio, sino de que la universidad sea de católicos que estudien en serio. Y si no son catolicos, que respeten a quienes lo son, estudiando e investigando en serio.

Ahora, si con el letrerito de "católico" vamos a cubrir todas las chantadas, estamos ante una estafa intelectual, como la que muchas instituciones educativas "católicas" perpetran.

Está claro que ser católico no es condición suficiente para nada temporal, y menos que menos para un académico.

Anónimo dijo...

Amicus Plato sed magis amica veritas.
O, si se quiere -y habrá que ver- amicus Platonis sed magis amicus veritatis.
Vea de ver al momento de repartir palos, anarco.

Blas dijo...

Gracias anónimo, sigo preguntando U del Salvador ¿es mejor?

Una baza en la discusión, podemos no estudiar Hobsbawn y Levi-Strauss siempre que sepamos sus argumentos y poder refutarlos "academicamente".
Muchos católicos pasan papelon como profesionales por no saber, y por ende responder, lo de lo que se habla en los circulos no católicos.

Anónimo dijo...

De las citas de Pieper no se desprende la necesidad de una Universidad confesional y alcanzaría con una auténtica libertad de cátedra.

Además, que los temas del más elemental sentido de la moral se aprendan recién en la Universidad... Quien se entere en la Universidad que ciertas intervenciones quirúrgicas no deben hacerse y no de pequeño y desde el seno familiar no llegará a ser gran cosa luego de graduado. Piénselo. La Universidad no es para reemplazar nada. Es para el cultivo de unos pocos. Muchos menos de los que allí acuden.

Lo dice Castellani. Si se me viene le estampo la cita.

EL HOMBRE QUE REHÚSA SER VISTO DE ATRÁS.

Anónimo dijo...

http://www.lanacion.com.ar/1585080-umberto-eco-la-universidad-debe-ser-para-una-elite

Anónimo dijo...

Blas,

Si quiere le hablo de la Usal...podría escribir un libro.

Lamentablemente si por mejor ud piensa en "buena"...se equivocó. La universidad se fue al caraxo estrepitosamente. ¿Qué carrera? es importante porque la USAL no es la UCA. La USAL es como la UBA, muchas facultades debajo de un paraguas institucional con diferenciasa TAN grandes que hacen imposible generalizar.

El Chafirete

Blas dijo...

Chafirete, la facultad de derecho.

Anónimo dijo...

Un buen ejemplo de Universidad con libertad de cátedra, excelencia en sus docentes e incluso con muchos profesores cristianos (pero no bobos, aunque siempre hay alguno) es la Facultad de Filosofía y Letras de la UNCuyo (Mendoza).
Por ejemplo, te enseñan a Hegel, pero no necesariamente criticándolo porque no dice lo mismo que Santo Tomás.

Anónimo dijo...

Estimado, mi crítica no iba a la parte en la que Anarco dice que una Universidad no tiene que ser confesional, sino contra el cientificismo.
La comparación con el zapatero, fue, al menos, infeliz.
Que de lo que dice Pieper no se siga que la universidad sea confesional no debería preocuparnos, pero necesariamente acabaría siéndolo si está orientada a la verdad. Es decir, si es lo que tiene que ser una universidad. Con la gran diferencia que nada es dado por sentado de antemano, y que los que lleguen a la verdad lo harán de la mejor manera. Es decir, terminarían siendo católicos convencidos, con la verdad encarnada, pasada por todas las fibras de su existencia.
Y no unas babas como las de la UCA.
Por eso creo que tiene razón el comentarista que dijo por ahí que hoy día hay que evitar la UCA, para evadir el veneno de la distorsión.
O algo así.
Academo (que no era Académico, sino un simple guerrero)

El Chafirete dijo...

Blas,

Derecho es un lugar raro. Hay tipos buenos, como Montejano y su troupe; especialmente en los primeros años de la carrera. Después, es un aquelarre hay de todo.

La USAL no tiene derecho como carrera "top" por una simple cuestión de mercado: UCA, AUSTRAL y hasta la UADE le "roban" los posibles alumnos por diversos motivos. Es lo suficientemente católica como para que prefieran (un segmento) la UADE. Es lo suficientemente cara como para pagar cualquiera de las nombradas (y ni qué hablar si su hijo se anota en el plan con doble titulación, sea francés o italiano...un dineral..título europeo). Por otra parte, no está en las miras del católico neocón, lefe, bellavistense o similares que prefieren naturalmente la UCA.
Es una facultad rara, el nivel no es para nada malo tendré que decirle.
En el pasado, cuando aún había centros de estudiantes (hace una decada y pico), llegó a haber un nucleo "duro" de fachos muy loco-lindos, la Legión de San Miguel Arcángel. Hoy eso es el pasado.

¿Clase media-alta del interior sin demasiada cercanía a la iglesia pero no anticatólico? anótese en la facultad de derecho de la USAL!

Filosofía y Letras, que está deshuasada en dos facultades (historia, geografía y turismo por un lado, filosofía y letras por el otro), es una sombra de lo que fue. Otrora contó con un plantel de profesores muy interesante que formó escuela a los tumbos y, sus discípulos, pueden ser vistos por los pasillos de las muchas sedes intentando sobrevivir a la invasión de liberales uca, peronistas de centroizquierda y aventureros de toda laya. Sociales, reducto bolchevique si los hay, sigue con su tradición de ser una "UBA con cuota". Centro de estudiantes manejado por la Cámpora, marxismo setentoso, contactos con Lovaina...etc. Son el subproducto de la facultad en los 70s, la de Bergoglio y la Compañia de Arrupe.

Psicología, que es la más antigua (y la más antigua de esa disciplina en el país), es una isla llena de minitas lindas de San Isidro y Barrio Norte. Hay muchas Analissas que no subieron aún sus videos, muchas nerds estudiosas, mucho interior, muchas Converse All-Star, mucho chupín, mucho Santa Fe un sábado de compras. En lo académico...la mejor facultad de psicología, en mi opinión, de la ciudad. En lo "moral", UNA MIERDA simple y clara. Todavía está presente la sombra del fundador, el Padre Ismael Quiles S.J (todo dicho creo).

Quedan las facultades de "otra cosa", que son más bien nadas y que no conozco demasiado y, por supuesto, queda la Escuela de Estudios Orientales: club de locos, masones, teólogos de la liberación, guenonianos, fachos volcados, místicos, profesoras de yoga y lo que se le ocurra. Es el mundillo más loco sin duda de toda la USAL. Digno de verse...(y rajar a la media hora).

Quizás le haya servido. Eso espero.

El Chafirete

PD: ¡Guarda con el Campus de Pilar! microclima extraño. Imagínese el campus del instituto de negocios de la Austral pero dos o tres veces más grande. Sume eso al nivel de una facultad privada del interior del Chaco y condimente con el escudo de la Universidad para justificar el título (ojo, quizás al segundo año lo mandan al centro y ...¡agárrese quien pueda!).

PD2: Algún boludo se confundió y dio vuelta el águila del escudo, haciéndola mirar a la derecha. El escudo original, el de siempre, en concordancia con el de la Ciudad de Buenos Aires y el de su fundador, miran, naturalmente, a la izquierda.

PD3: No se olvide mi amigo que Francisco tiene un título decorativo en la UCA, pero en la USAL fue rector, capanga, mandamás y mucho más allá, por el 75, cuando pasó a manos laicas.

Anónimo dijo...

Blas, tras casi treinta años de profesión de abogado, de haber ejercido la magistratura y de haber sido jefe de varios servicios jurídicos públicos, lo que me ha permitido conocer innumerables colegas, entiendo que la formación más completa en la carrera de Abogacía la brinda sin dudas la UBA.

Anónimo dijo...

"Enseñar a pensar" y no "enseñar a bostezar"

Anónimo dijo...

¿La UBA? Sí, cómo no. Garantismo, Foucault, Zaffaroni, actos de la masonería en sus salones, zurdaje de todos los colores, olor a vómitos y orina por toda la Facultad con 'notas' de marihuana, burocracia hasta para lo más simple, bolsa de trabajo sólo para 'militantes', 2 años para que te entreguen el título y que ni se te ocurra pedir el diploma de honor que te hayas podido ganar porque puede pasar un lustro... luego 5 años o más de meritorio en la Justicia para presentarte con miles de personas en algún juzgado que recién abre a varios kilómetros de tu casa en pleno Conurbano, mientras el militante de promedio 5 tiene un puesto con un sueldazo en la Legislatura, el Congreso o algún ministerio. Cómo no? la UBA es lo mejor, ya lo creo.

UBAboy (que si hubiese tenido el dinero, hubiese estudiado en una privada sin dudarlo)

Blas dijo...

Muchas gracias a todos por los consejos, veremos que elige mi hijo.

Gabriel dijo...

Estoy llegando algo tarde a esta interesante conversación. Me parece que el comentario del Anarco ha enojado a varios. El sr.Kurz ha querido responder impulsado por sus recuerdos y emociones. Y luego cada comentarista desde su posición se ha manifestado, algunos con frustración y otros con impotencia.

Pero creo se han enroscado y al momento de tener 33 comentarios , no se ha podido aclarar un poco el tema.

Y el asunto es : ¿cuál es el tema?
Será tal vez : La Universidad? pero qué de la universidad? La Universidad Católica? pero que de la universidad católica? LA UCA en particular? El conocimiento en su relación con la Fe? La existencia o no de jerarquías de las diversas ciencias y su interrelación? La inserción del católico en el mundo actual? etc, etc.

Me parece que todo esto hay de trasfondo aquí.

Les recuerdo una cita textual de Mons.Derisi: ¨Para saber QUÉ es una cosa, basta preguntar PARA QUÉ ES; porque hay una relación esencial entre el fin y el constitutivo de un ser ¨ , esas son las palabras que inician el capítulo primero de su libro Naturaleza y vida de la universidad.

Mencioné a Derisi ya que fue nombrado por algunos comentaristas y obviamente por su relacion con la UCA.

Además creo que no vendría nada mal a varios (sino a todos)de los comentaristas aclarar sus ideas en realación a la educación universitaria si recurren al citado libro de Derisi, y al libro de Newman donde se publican sus conferencias para la Universidad Católica de Irlanda (creo hay edicion en español de EUNSA). Que en mi humilde opinión son excelentes libros. (reconociendo que tengo una cierta debilidad newmaniana)


Saludos

Gabriel

Anónimo dijo...

"Blas, mandalo a la Uba, advertido, como oveja enre los lobos, y va a salir mucho mejor que los p... de los uca boys."

El del comentario es un pobre imbécil anónimo. Es el mismo razonamiento estúpido que usan muchos: ¿los católicos son progres? Entonces aliémonos con los ateos para destruir a los progres. BÁRBARO, así esta todo.
Un razonamiento lineal propio de un infante con alguna clase de impedimento neurológico.
Consejo: mándelo a la UCA. Tiene excelentes profesores -incluso de Misa diaria-, excelentes profesores de Teología -alguno falluto siempre hay-, perfil laboral buscado por empresas u organismos particulares, etc. Es una carrera seria, puedo asegurarlo; conozco a muchos alumnos actuales.
Cualquier otra opinión exterior prejuiciosa es inútil. Por supuesto, habrá nuevos ricos, Analisas, calzas y zapatos de plataforma como en cualquier universidad privada de cierto nivel socio-económico. Pero la carrera es buena y seria.
Saludos de UCAguy (que aclara que no estudia Derecho).

Anónimo dijo...

Estudié derecho en la UCA, parciales y final en todas las materias, nada de promoción. En la UBA cualquier perejil se recibe de abogado, conozco varios.

Anónimo dijo...

También coincido con el post en términos generales, y no se puede negar que la universidad católica, en general (también las otras que hay en el país), está en crisis. Más allá de que en ella pueda haber alguna buena gente, profes y estudiantes: pero en definitiva no nos toca discutir sobre este punto porque, si mal no recuerdo, no nos corresponde - por ahora - ninguna participación en el juicio de los "buenos" y los "malos", por aquello del trigo y la cizaña y el Juez final. Pero sí podemos juzgar cómo van las cosas, discernir los signos de los tiempos, para avanzar o ayudar a avanzar en una verdadera presencia de la Iglesia en medio de la sociedad, cumpliendo su misión. Y es en este sentido que coincido con varias de las apreciaciones del post, que se basan en este pasaje de "clericalismo" a "mercantilismo", que nos llama a buscar un sentido más profundo, desde la inspiración teológica de toda la universidad (más allá de la materia teología) y la misión que ella tiene en la sociedad, sin caer en una visión "fideísta" (por ser católica ya es buena universidad) pero tampoco racionalista, ya que nos interesa y mucho predicar el Evangelio con oportunidad o sin ella. Creo que es un problema interesante para analizar y buscar soluciones, sin ponerse ansioso pero sin caer en la ingenuidad de que "está todo bien". Además, creo que en esto será fundamental el aporte de los laicos a la jerarquía, porque no pensemos que un obispo es una suerte de experto en todo (como se decía de los generales en el ámbito castrense): esto sería otro modo de caer en aquel fideísmo y clericalismo que tanto mal ha hecho a la Iglesia.

Alfonso dijo...

Amigos, quiero aprovechar el momento y pedirles consejo también. Soy ingeniero y tengo ya decidido iniciar abogacía en Capital Federal. Sacando el CBC (terrible filtro ideológico), de la UBA me dicen todos que es una maquinaria de impedir con un ambiente pagano ya irrespirable por todas partes, pero que la formación no es mala.

De las privadas que averigüé están UADE y la de Morón que me dicen que son buenas en la formación pero como todas las privadas...caras. Y por último barajo la formación a distancia en la Universidad Católica de Salta de la cual me dicen algunos que la formación es buena, hasta ahí, las cuotas accesibles y por supuesto el clima es (si bien a distancia no influye tanto) junto con los profesores, de catolicidad aceptable (sic)...

Me dan una mano y me dicen sus opiniones, por favor?.

PD1: CBC lo tengo metido todo ya, por lo que estoy decidiendo empezar a mitad de año en la que elija.

PD2: No creo encontrar "el" ambiente y formación católicos que debieran ser en ninguna de las opciones que manejo.

PD3: UCA y Austral, económicamente muy cuesta arriba las dos y la segunda suma los horarios de cursada anti-jornada laboral.

PD4: Un pequeño aporte al presente post: Nada que haya sido tocado por la mano de Bergoglio ha quedado incólume, y con su nuevo oficio de "Obispo de Roma" su nefasta influencia será mas profunda en todo aquello. Ejemplo es la designación de "Tucho" como ar-zo-bis-po.

Un cordial saludo en Cristo y María y desde ya muchas gracias por los consejos.

Alfonso

Anónimo dijo...

Alfonso,

Ud es un tipo grande, formado, seguramente tendra ocupaciones y quehaceres diarios que no le permitirán, supongo, cursar todos los días en un horario típico de facultad privada. En ese caso, y teniendo el CBC aprobado, no lo dude: Facultad de Derecho de la UBA y a la lona. Es más, puede anotarse en la cátedra de Pellet Lastra de Teoría del Estado y pasarla fantástico... cuando venga el CPO podrá cursar derecho indiano, romano, filosofía del derecho y algunas otras materias en cátedras "friendly". En el medio...aprenda y esquive garantistas. Se puede más que bien.
No se olvide de pedir puntos del CPO con su título de Ingeniero. Seguramente obtendrá algunos que reducirán su cursada (aunque sea un cuatrimestre).

El Chafirete

Alfonso dijo...

Gracias Chafirete, buen punto el suyo que tenía en consideración: la carga actual de mis responsabilidades que con seguridad me haría muy cuesta arriba cursar todos los días en una privada corriendo el riesgo de malgastar la cuota. De la UC Salta a distancia alguien tiene algún comentario de la institución y de la metodología nueva para mí?.

SP5 dijo...

Estimados que preguntan por universidades para sus hijos, señoras y señores:

Les han dicho hasta ahora una buena cantidad de macanas, seguramente con muy buena intención y con el corazoncito puesto en una casa de estudio o en otra; pero adherir a cualquiera de ellas es tan en vano como creer en una elixir que alguna vez compré para levantarme minas.

La cosa es así, y no crean otra cosa: las universidades argentinas son malas o una porquería. En esa brecha pivotean.
Pero las posibilidades de ser útiles humanística y técnicamente (que no sólo de rezar vive el hombre) dependen de que el alumno tenga algún que otro buen profesor (con alguno se cruzará cualquiera sea la Universidad) y especalmente que tope con un maestro (difícilmente se cruzará con más de uno salvo una inmensa suerte, y esto tampoco es garantía de nada, pues al maestro se lo sigue por una empatía a priori imposible de planear o no; y en caso que no, no habrá sido para ese alumno más que un profesor exigente).

Pero aun habiéndose cruzado con un maestro y habiéndolo seguido, el graduado deberá seguir estudiando todo la vida, (tanto en lo técnico como en lo referente a la parte de las humanidades), pues por buenas notas que logre, saldrá de la Universidad a los 25 años apenas menos bruto de lo que entró.

Les diría que lo más importante entonces que les podrá dar culquier Universidad es algo que está más en uno que en la Universidad, pero que la Universidad lo puede llegar a despertar: el hábito por el estudio.

El resto, son elxires.

Anónimo dijo...

Amigo de las 6:29

Conozco de la UCA algo mucho peor: grandiosos abogados "católicos" o "UCAboy" que, además de perejiles y malos abogados, hasta tienen diploma de honor o buenas calificaciones.

Anónimo dijo...

Francisco lo habrá nombrado al actual, pero BXVI lo nombró a Zecca, que a mi modo de ver es uno de los responsables máximos de la pelotudización de la UCA.

A favor de BXVI, se puede decir que quizá no sabía bien a quién nombraba. Francisco es el padrino del actual rector.

Uno que fue a la UCA

Walter E. Kurtz dijo...

A Zecca no lo nombró Benedicto XVI (2005-2013) por el simple hecho de que éste no era aún Papa cuando el primero ocupó el rectorado (1999-2011). Además, porque al rector de la UCA no lo nombran los Papas.

Ya hablé antes del disparate de hablar de clericalismo para referirse a la vieja UCA, aunque algunos siguen sin enterarse. Una demostración de lo que digo es justamente el nombramiento de un outsider como Mons. Zecca en 1999, para reemplazar a otro outsider (pero, por lo menos, de un nivel intelectual muy superior) como el P. Basso (1994-99).

Un viejo profesor de filosofía llamó a este nombramiento como la "venganza de los obispos". Mons. Blanco (1980-94) había sido la prolongación del rectorado de Derisi (1958-80) y, claramente, actuaba bajo la influencia de éste. Pero para comienzos de los '90, Derisi se encontraba ya muy disminuido y la CEA dio inicio al proceso de reescritura de la historia de la UCA y reorientación de sus funciones.

Cuando los vientos soplaban en determinado sentido, a la UCA se la obligó a invertir tiempo y recursos siempre escasos a crear Facultades de Bioética, Postgrado en Cs. de la Salud, solicitadas en los diarios sobre temas de aborto, pagar un costoso censo sobre el divorcio a Gallup, etc. Cuando el tsunami vino en otro sentido, se creó el deficitario Centro Cultural, se fundó una residencia para varones en plena Recoleta regenteada por un movimiento primaveral, se multiplicaron facultades fantasmas y puestos administrativos de ñoquis, se crea el Observatorio de la Deuda Social que pretende competir con el INDEC (con los enormes gastos que eso supone), etc., etc.

Y mientras tanto, los profesores ganan una miseria, los alumnos pagan cuotas altísimas, las becas y préstamos de honor ya no son por mérito, no hay ni una capilla digna de ese nombre (sólo aulas más o menos acondicionadas al efecto), se pagan fotocopias y libros con precios inflados, almorzar a un precio "student friendly" es imposible, se reducen las materias y los años de cursada y se multiplican los postgrados (carísimos) que enseñan lo mismo que antes se estudiaba dentro de la carrera normal de 5 años, no se puede ir a la facultad en sábado porque se alquilan las instalaciones a empresas, etc., etc. Éste es el legado de Zecca/Bergoglio.

Como dijo un comentarista, para entender a la UCA y al proyecto que sobre ella tenía Mons. Derisi hay que leer Naturaleza y vida de la Universidad, pero también La Universidad Católica en el recuerdo, los capítulos correspondientes de libros como La Iglesia y el orden temporal y Esencia y ámbito de la cultura --entre otros--, y decenas de discursos y artículos publicados principalmente en Sapientia y Universitas. Y, además, conviene informarse con la gente que participó de la UCA sobre todo aquello que no está escrito pero que investigando un poquito es posible saber.

Benign_o dijo...

Blas
El Salvador no tiene nada de Catolica coincido con El Chafirete, se lo dice un graduado de grado y de posgrado en dicha casa de estudios.
Con decirle que ahora hay una tecnicatura en Yoga le digo todo.

Benigno

Anónimo dijo...

Una pregunta, aclaro que no sé nada de la UCA.

Por estos 2 posteos visité la página web de la UCA y la cuota mensual no me parece muy cara, muchas apenas exceden los mil pesos, $1051 pesos para historia.

Estoy interpretando esto bien, no? sería 1051 pesos por mes y no por materia por mes?

La prejuzgaba como mucho más cara.

Anónimo dijo...

Me refería a que lo nombró arzobispo...

Uno que fue a la UCA

Anónimo dijo...

S.O.S. Wanderer, por favor !!!
Cómo se hace para no darle razón a la Fraternité con cosas como ésta:

http://www.periodistadigital.com/religion/vaticano/2013/05/27/el-cardenal-bagnasco-da-la-comunion-a-una-transexual-religion-iglesia-genova-don-gallo.shtml

En verdad, ruego una ayuda. La Iglesia parece un campo minado, uno no sabe donde pisar, de pronto el cura puede salir con cualquier cosa !!!.

T.P.

Anónimo dijo...

En relación a Benigno (01:28), pregunto, con sinceridad: el yoga està vedado absolutamente para un catòlico?, Por ahí he leído algo de I. Quiles o de Maritain sobre la "mistica natural" donde se trata el tema, me parece que con seriedad, y no en la forma "neocon" tipo panfleto "anti new-age".
Incluso el p. Fortea parece admitirlo en tanto "técnica".
Agradecería vuestras consideraciones.
T.P.

Anónimo dijo...

Anónimo de las 19:09, la Iglesia no es un campo minado, su doctrina es clara y administra los sacramentos, en general, como corresponde. Que haya un cardenal pelotudo no hace la diferencia.

Anónimo dijo...

Alfonso, la ucasal es cara (cerca de 2000$/mes), si quiere hacer derecho a distancia la UBP vale la mitad (y como dice SP5, son todas malas, y si va a hacer derecho, todas dan lo mismo: titulo habilitante)

Al de las 15:46 le faltó que muchos de esos son re-catolicos como pantalla para estafas y desfalcos varios.

Anónimo dijo...

Para ser abogado y ganar unos manguitos no necesitás ser una luminaria, si querés ser un jurista ese eso otro tema. Está lleno de abogados, médicos, ingenieros, etc...que son grandes ignorantes en cultura general, pero que tal vez hayan aprendido a manejar su técnica.

Anónimo dijo...

Uh el Padre Fortea.....

Anónimo dijo...

Claro ahora resulta que avisar que la new age es mala para la fe es un panfleto, mirá vos...

Anónimo dijo...

“Alguien me recomendó que me hiciera unas limpias. Tenía mis propios mantras… que ahora que he podido traducirlos dicen ‘yo pertenezco a Satanás’. Las mantras las hice en Estados Unidos e, incluso, llevé a mis hijos al chamán que era un maestro ascendido de la Religión Universal”.

el testimonio de Amparo Medina en el blog de Fray Agrícola Natura Boni.

Si bien esas mantras que menciona no son por el yoga, no creo que las mantras del yoga sean inofensivas, es mas de lo mismo.

Bodo dijo...

En el año 1985, tras un largo y canallesco proceso, se consumó la expulsiòn de la UCA del Prof. Dr. Antonio Caponnetto.Los pormenores siniestros de este episodio fueron denunciados sintéticamente por el mismo damnificado, en una Carta Abierta dirigida a Monseñor Blanco, entonces Rector de esa casa de estudios.Si algún memorioso o archivista posee esa carta, sería bueno traerla a colación. Yo veo en este hecho, por varios motivos, la síntesis del fariseísmo en que cayó la casa de Derisi.
Hablo con conocimiento de causa, pues fui uno de los alumnos que firmé un petitorio para que no se expulsara aaquel profesor por motivos tan injustos y arbitrarios.
Bodo

Anónimo dijo...

Castellani lo liquida sin vueltas al cura Quiles "Un aficionado". Yo, que soy más brutal, diría que además era un pedorro.

Practicar yoga "no religioso", cual vieja de Palermo, es similar a practicar la oración hesicasta siendo budista para mejorar la respiración. Un absurdo.

1000 mangos para historia? en la UCA? ¿Ud. está loco? con esa guita me voy a la Di Tella (si le parece una bicoca podrá poneru nos mangos más y estudiar con liberales que SI saben de historia), me anoto en el Salvador (se destruyó la carrera, pero sigue siendo mejor claramente) o, si no me voy a dedicar a la carrera en serio, me compro muchos libros. Otra opción, insisto, si no quiere dedicarse a la carrera fulltime, es anotarse en un profesorado y despuntar el vicio.

El Chafirete (conozco el paño tanto como si hubiera sido alumno de la UCA y egresado del Salvador en esa carrera).

Don Diego dijo...

Hace unos días escuchaba por la radio la polémica que se había generado luego de las declaraciones de Umberto Eco acerca de que la Universidad debería ser sólo para una élite. Los opinólogos que llamaban a la radio subrayaban la importancia de las universidades argentinas en la “movilidad social” asociada típicamente a la facilidad para acceder a los estudios universitarios en nuestro país. Mientras escuchaba esto, y a la luz de mi propia experiencia (soy Ingeniero, egresado de la UBA y actualmente profesor de grado en Ingeniería en la Ucasal), mi conclusión es que, en realidad, hemos vaciado de contenido la palabra Universidad, no sólo en Argentina sino en casi todo Occidente. Tal como comentaba el Cnel Kurtz, en Argentina es imposible dictar una carrera de Artes Liberales, que es lo más parecido a una enseñanza universitaria clásica; es más, nuestras universidades no dan títulos al estilo de los “Bachelors” anglosajones, ni siquiera en ciencias duras. Aquí uno empieza a estudiar Ingeniería, directamente, y a más tardar en tres años ya está metido de lleno en Tecnologías Aplicadas, tipo Electrotecnia o Máquinas Térmicas (supongo que algo similar pasará en otras carreras). Por tal motivo, en realidad nuestras Universidades (católicas o laicas) son más bien Escuelas de Oficios, en donde lo que se enseñan no son ciencias, sino más bien técnicas (artes) para poder desempeñarse como profesionales en el ámbito laboral.
No conozco la UCA, pero imagino que su tónica es la del resto de las “Universidades” argentinas. Más aún, el Estado ha impuesto la uniformidad de contenidos en las carreras universitarias vía la CONEAU (Comisión Nacional de Evaluación y Acreditación Universitaria), lo cual le habrá quitado a las carreras de la UCA la poca singularidad que aún tenían.

Anónimo dijo...

"Para ser abogado y ganar unos manguitos no necesitás ser una luminaria, si querés ser un jurista ese eso otro tema. Está lleno de abogados, médicos, ingenieros, etc...que son grandes ignorantes en cultura general, pero que tal vez hayan aprendido a manejar su técnica".

¿Y luego de este descubrimiento qué hacemos?, ¿tiramos cohetes?

PIRO-TÉCNICO

Don Diego dijo...

Ya que estamos en tema: estoy con ganas de leer algún buen libro sobre la historia de las Universidades medievales, ¿alguno conoce uno? si es sobre una sola de las grandes universidades de la Edad Media(Paris, Oxford, Bologna, Salamanca, etc), también me vale; puede ser en francés o inglés.

Anónimo dijo...

TP, una muy buena explicación sobre el tema la va a encontrar en la Carta del Cardenal Ratzinger de 1989.
La puede ver acá
http://www.vatican.va/roman_curia/congregations/cfaith/documents/rc_con_cfaith_doc_19891015_meditazione-cristiana_sp.html

Academo

Anónimo dijo...

Coincido con Don diego sobre el concepto de Universidad.
En relación al estado, la educación pública surge para que los jóvenes no estén en la calle o solos en la casa. Fue una guardería en principio, así que no sé que puede devenir de todo eso. Me hacen acordar a los que dicen que hay muchos masones que son católicos, y uno se pregunta cómo pudo devenir una cosa en la contraria.
Uno se pone a estudiar ciencia o tecnología y se da cuenta que los científicos y tecnólogos son de los más ignorantes. Los ingenieros deberían abandonar inmediatamente su carrera y estudiar humanidades, pues esa es la solución al problema de la formación de los ingenieros y técnicos. Simplemente no se formen ingenieros y técnicos y resolvemos el problema de la mala formación académica.
O se enseña todo, o no es universidad, o se opina libremente sobre cualquier tema, o no es universidad, o es un ambiente con relativa independencia del poder económico y político y del estado, o no es una universidad.
Don diego tiene razón, es la universidad de los trabajadores. Ya nos anoticio Pieper cuando explica la creación de la categoría “trabajador del espíritu”, con reminiscencias kantianas, por cierto.
saludos

Anónimo dijo...

Don Diego, A History of the University in Europe: Volume 1, Universities in the Middle Ages; se supone que es muy bueno (no lo lei) si quiere se lo puedo conseguir prestado.

Anónimo dijo...

TP,

El Movimiento de Oxford explicado para Argentinos de Jack Tollers no habla puntualmente del tema pero de costado toca muy bien todo.
Recomendable sin duda alguna.

El Viajante

Anónimo dijo...

Tire cohetes o cuetes don Piro Tecnico, a esta altura no me interesa nada, con los manguitos para el asado, el vinito y alguna cerveza me alcanza.

Anónimo dijo...

Para Don Diego:
Mirando por Mercado Libre encontré estos tomos sobre universidades hispánicas. No los conozco pero parecen interesantes. Le juro que no soy yo el que los vende. Simplemente contribuyo con su inquietud. Saludos.

http://articulo.mercadolibre.com.ar/MLA-462125156-historia-de-las-universidades-hispanicas-_JM

Benign_o dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Se pierden en cuestiones nominales.
Yo estudié para contandor en una "universidad", por lo que será un "universitario".
Y a pesar de ser católico no me interesa nada de Sto. Tomás de Aquino ni del resto.
Voy a misa los domingos y me confieso cada quince días de cosas que no parecen tan graves. Además cuido de mi familia. Eso es todo.
Si lo prefieren soy un "técnico".
Francamente, me da lo mismo.
Esta "tecnicatura" me permite trabajar pocas horas y ganar muy bien, tengo una linda casa, dos autos, me voy de vacaciones dos veces al año, me doy el gusto de almorzar con mis clientes al menos por dos horas sin atender a quienes me llamen, etc.
Todas cosas que me son lícitas como católico.
Y si como dice mi padre "trabajar es cargar bolsas en el puerto", a mí no me gusta trabajar.
Y no cambio mi vida por saber qué opinaba Virgilio Espósito sobre Virgilio Poeta.
Y si no me costase dinero ni tiempo tampoco me interesaría averiguarlo.
Se pierden con las citas, como aquella francesita.
No es mi culpa que aquella casa de estudios sea llamada "Universidad". Por mí, a iguales resultados lo mismo me daría que le hubiesen puesto "La Politécnica".
Lo que me parece es que dada la situación que comentan de la Universidad y siendo que no la van a poder cambiar, se metan en alguna y estudien como medievales si es lo que les gusta.
Y listo. Así para ustedes será "Universidad" y para la gente "normal" que no quiere para sí los trabajos forzosos ni las migajas, será una "tecnicatura". Y todos contentos.
No sé por qué tanto lío.
Sí, lo sé. Y ustedes también: porque soy un "práctico". Ustedes unos "contemplativos". Según me contaron (que no lo leí), es lo mismo desde que el mundo es mundo.
Y si me dicen que lograrán un más seguro lugar en el cielo les respondo que con Catecismo (que es lo único que conozco sobre el tema) que mienten a lo loco.

PIRO-TÉCNICO.

Anónimo dijo...

Pirotécnico no hay problema, nos consolamos con el misterio.

saludos

Anónimo dijo...

Aprovecho los divagues, las catarsis profesionales y las locuras vengativas tradicionalistas para preguntar si alguien tiene idea si en Ntra. Sra. del Carmen (CABA) se sigue celebrando Misa tradicional los domingos a las 9:30 hs, como solía ser.
Se agradece cualquier buen información.

Anónimo dijo...

PIRO-TÉCNICO, su inclinación es la del 99 % de los católicos de hoy y del Medioevo. Con una ventaja, está más cerca de los pecados de la carne que de los (vade retro) del espíritu; particularmente de la soberbia y orgullo intelectual, siempre tan difíciles de discernir y erradicar.

Contemplativo.

Anónimo dijo...

Piro-Técnico,

Que lo disfrute.

El Chafirete

PD: Para salvarse no es necesario ser filólogo, filósofo, teólogo, poeta, abogado, historiador...o contador público nacional.

Anónimo dijo...

Piro-técnico: ¡te equivocaste de blog!, no nos hagas perder tiempo con tus comentarios, y no digo más...

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

En Bs As tienen un instituto de teología, creo que en el convento que está en calle defensa.

lefe on line dijo...

Gregorio, son decisiones muy personales-vocacionales, por lo que tómeselo como una simple opinión:

No vaya a ninguna "trinchera" (y no tengo nada contra ellas yo, que voy a la FSSPX).

Vaya a una orden tradicional como puede ser la de Predicadores aunque esté hecha bolsa y sea allí una obeja negra. Si va a esa orden celebre según el rito dominicano, ni el tridentino ni en Novus Ordo. Y si le hacen la vida imposible ofrézcale a Dios su dolor. Y si no lo soporta (que es más fácil escribiro que sufrirlo) siempre se podrá marchar para algún otro lado, entre otros a la "imperfecta comunión".

Hay algo en las órdenes seculares a pesar de su estado que no logro explicar y que está allí. Como si fuese una tradición que ni el modernismo pudo romper y que surge a pesar de las misas y doctrinas modernas. Un "algo" venerable a lo que no llegan las trincheras que tanto nos solucionan la vida.

Buena suerte.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.