lunes, 25 de agosto de 2014

La cola del caso Grassi

Algunos hechos:
1) El P. Juan Carlos Grassi, exsalesiano, fundó en los ’90 una importante organización benéfica dedicada a niños y adolescentes en problemas. La Fundación fue muy conocida en Argentina gracias, entre otras cosas, a las continuas apariciones mediáticas de su fundador.
2) En poco tiempo, la Fundación “Felices los Niños” recibía varios millones de dólares por año en donaciones y el P. Grassi era una estrella en los medios de comunicación, codeándose con personajes de la farándula, políticos y empresarios. Escasamente pasaba un día sin que apareciera en los programas de mayor raiting de la TV, y era el invitado obligado para opinar sobre cualquier tema en nombre de la Iglesia. Su figura se agigantó de tal modo que “tapó”, de hecho, a la de cualquier otro sacerdote e incluso, obispo, incluso a la del también mediático Mons. Justo Laguna.
3) El P. Grassi tuvo desde 1991 causas en la justicia por corrupción de menores y por desmanejos financieros en su Fundación. Ninguna de ellas prosperó. Sin embargo, en octubre de 2002, luego de un informe periodístico, se abre una nueva causa sobre abuso de menores, la que sí avanza y finaliza varios años después con el cura preso.
4) Era sabido –e incluso lo dice en un reportaje- que Mons. Laguna estaba al tanto no solamente de los escándalos financieros sino de las denuncias más grave sobre el comportamiento sexual del sacerdote con los adolescentes que se le habían confiado. ¿Por qué no actuaba, o actuaba a medias, o reticentemente? Era la época del menemismo, cuando la relación entre el poder y la Iglesia eran muy fluidas.
5) Cuando el caso explotó se corrió la siguiente explicación en varios medios de comunicación y en correderos eclesiásticos: Mons. Laguna (RIP) y su protegido, Mons. Casaretto, entonces encargo de Cáritas, se cansaron de que Grassi se quedara con todos los millones que le llegaban en donaciones y subsidios y que le quitara pantalla, y dejaron de protegerlo. En otras palabras, Grassi compraba de su obispo silencio a cambio de dinero pero habría llegado un momento en que se habría creído intocable, por lo que dejó de pagar o pagó menos de lo que los buitres episcopales le exigían. Y éstos, sin más, lo entregaron al juez Griessa de turno.
6) Hace algunas semanas, el caso volvió a menearse. Esta vez, porque el cura, desde su prisión, desviaba fondos y donaciones que se hacían a su organización hacia la cárcel donde se encuentra detenido, lo que le brinda varios beneficios y una vida más tranquila tras las rejas.
Algunas conclusiones:
1) ¿Es el P. Grassi culpable de los cargos de abuso de menores por los que fue condenado? No lo sé. Si tuviera que hacer caso a lo que dice la Justicia, es culpable, pero pocos son los que confían en el sistema judicial argentino, y yo no me encuentro entre ellos. De todos modos, evitaría cuidadosamente poner las manos en el fuego por el cura.
2) ¿Es el cura Grassi culpable del desvío de fondos y donaciones a la cárcel donde se encuentra? Si se hace caso al informe periodístico, es culpable. Pero sabemos que esos informes destacan y opacan aquellos aspectos que más les convienen en el momento. Lo tomaría con pinzas.
3) No cabe duda, sin embargo, que el cura Grassi manejó y maneja aún muchos millones de pesos con escaso control, y que los mismos le habrían valido favores y silencios varios, que de otro modo resultan incomprensibles.
Una pregunta:

¿Qué pasaría si a Jorge Lanata o a algún otro periodista se le ocurriera seguir investigando en los dineros recibidos por subsidios gubernamentales y donaciones que llegan a la Iglesia a través de sus instituciones o directamente a manos de sacerdotes u obispos? ¿No habrá silencios que se siguen comprando? ¿Cuántos proyectos “benéficos”, y algunos de ellos muy costosos, no se financiarán con estos dineros mal habidos y desviados?

12 comentarios:

Anónimo dijo...

coincido con su prudente comentario y usted coincidirá en que tampoco se podían poner las manos en el fuego por el entonces "ordinario" del lugar que, curiosamente instaló su residencia en el "seminario" (semillero ?!) de la Diócesis Moronense y en proximidades del predio de la Fundación

Anónimo dijo...

Siempre me llamó la atención que Raúl Portal sacrificase su carrera defendiendo a Grassi y denunciando una conspiración de medios y poderosos.

Anónimo dijo...

Haber, para empesar, a partir de la "investigación" llevada a acabo por canal 13 en el 2002, se le abrieron a Grassi 22/23 causas por abuso de menores.
Prospero y se lo sentencio a la cárcel por 1 solo. llamativo.
el predio donde esta la fundación es inmenso y me consta del intento de comprarlo desde el año 1995 al día de la fecha por la empresa covelia relacionada con residuos etc. de la que es uno de los dueños Hugito Moyano. Ciertamente no pongo las manos en el fuego por Grassi pero......

Sgto. Quispe Mamanni.-

RICHARD dijo...

Personalmente, desde un principio descreí de las denuncias contra este sacerdote, y sigo dudando pese a los pronunciamientos judiciales, que no garantizan nada. Pero lo que más me ha preocupado y dolido, son estas cuestiones en la Iglesia, vinculadas siempre con plata, plata,plata.

Anónimo dijo...

Grassi nunca me cayó bien, sobreodo cuando para defenderse Decía "miren MI obra". Esa frase no es de santo.

Blas

Anónimo dijo...

Blas, esa frase si es de santo: sino lea a San Pablo en su carta a los corintios.
Que el P. Grassi lo sea, es otra cuestión y no nos compete el juicio.
Lo que está en cuestión aquí es la Justicia.

Anónimo dijo...

Me parece que la pelea no tiene buenos actores en ninguno de los extremos.

Anónimo dijo...

A raíz de que el televisor mostraba las noticias sobre Grassi, el peluquero me comentó que él es huérfano y se crió en un horfelinato estatal de la Pcia de Bs As. - Que el capellán iba todos los días y les hacía mucho bien. Les daba la figura paterna que les faltaba en la institución. Había muchas empleadas que ofrecían figura materna. Me dio una gran alegría escuchar este testimonio positivo.

Javier dijo...

Sgto. Mamanni,
disculpe mi evidente falta de caridad cristiana, pero esto me parece demasiado: ¡¡¡"Haber, para empesar"!!!.
Esto no invalida nada de lo que usted dice, y trato de ponerle onda. Pero no nos carguemos así la lengua castellana.
Y si fue una humorada deliberada, escoja una que no dañe tanto la vista.

Anónimo dijo...

Bueno... podrían darse una vueltita por San Rafael para ver qué hace Taussigg con una pauta publicitaria que cobra del gobierno desde más de un año??? por una cifra bien interesante!!

Anónimo dijo...

El pobre P.Grassi FORNICÓ con los DINEROS MAL HABIDOS de la farándula (cosa prohibida por la moral católica). Y sus hermanos en el sacerdocio (jerarquía toda)omitieron amonestarlo faltando GRAVEMENTE A LA CARIDAD.

Y "el que anda como león rugiente a quien devorar", aprovechó la bolada y descargó su satánica cachetada al presuntuoso curita, que como hijo putativo del Vat.II hizo gala de su DEFORMACIÓN SACERDOTAL.

Hay muchos ejemplos literarios y dramáticos análogos: por ej. el "Fausto" de Goethe;análogos digo).

Anónimo dijo...

Para el que quiera enterarse:

http://www.bajandolineas.com.ar/2013/09/prevaricadores-contra-grassi/

http://www.cpacf.org.ar/jurisylegis/novedadesjuris/Grassi.pdf

http://www.taringa.net/posts/noticias/17181659/Las-mentiras-sobre-el-caso-Grassi.html

Y googleando "canal 13 grassi" y "carlotto grassi" van a encontrar una inmensa cantidad de fisuras judiciales y de negociados que son la mas clara explicación de todo, mas alla de un unico testigo firme (entre tantos aprietes de la Lewin), y una pequeña disfuncionalidad horaria de ese unico testigo.

Es una persecuta de 12 años a un cura probablemente bueno y medio salame al que se le dio por la camara y por confrontar por guita contra gente como ésta. Encima, los bienes de la fundacion son un bocado apetitoso. Bueno, eran. Algun laburo habia que conseguirle a la Abuela de Todos y al Nieto de Todas.

Señores, si hay algo por lo que no se pueden poner las manos en el fuego, es por la justicia argentina.

Slds.