lunes, 7 de marzo de 2016

Somos lo que somos

Somos lo que pensamos y somos lo que hacemos. Sobre estos principios, entre los católicos de formación clásica, en general no hay dudas. Sin embargo, esta caracterización es incompleta. Somos muchas cosas más. En esta este artículo quisiera proponer una reflexión a partir de algunas consideraciones de John Senior. Lo que postulo es que nos convertimos no solamente en lo pensamos o en lo que hacemos, sino también en el trabajo que nos ocupa, en la ropa que usamos o que no usamos, en las casas en las que vivimos, el paisaje que contemplamos, lo que registramos más o menos conscientemente todos los días por la vista, los sonidos, los olores, gustos y tactos de nuestra vida de todos los días.
Veamos el ejemplo de las casas que habitamos y de los diseños de los arquitectos modernos. El movimiento arquitectural moderno surgió en Alemania a principios del siglo XX y se desparramó por el mundo en la década del ’20 y del ’30, por obra de los refugiados judíos durante el nazismo de la Bauhaus, una construcción experimental de Berlín, diseñada y construida por los marxistas, antes de la llegada de los nazis al poder, para una comunidad obrera revolucionaria; una especie de kibbutz comunista. El propósito era lograr que quienes lo habitaran vivieran de acuerdo a la doctrina marxista. 
Esta idea, que combinaba el funcionalismo a expensas de la belleza y propiciaba, por la ideología marxista, una suerte de comunitarismo, inició la actual moda de casas que son cubos con grandes ventanales y vacíos, desprovistos de todo, aún de paredes interiores. Vivir en un loft es muy top, y muy top también es tener una casa donde la cocina esté unida al comedor de diario, al comedor y al living. Todo en un solo y enorme ambiente que, mientras más grande, luminoso, blanco y despojado sea, más top se sentirá el dueño y más creativo el arquitecto. 
Más allá de que a mi, por mi limitada inteligencia, me cueste ver dónde radica la creatividad de diseñar cubos, hay algo un poco más profundo que vio y señaló Homero, cuando, al describir a los cíclopes, que eran salvajes caníbales, solamente dice “Ellos viven sin murallas”. Para los griegos, vivir sin murallas o paredes protectoras de la vida y de la intimidad cotidiana de la familia y del individuo, era signo suficiente de la barbarie más detestable. Las casas sin paredes divisorias de los espacios y de las diferentes actividades de la vida familiar, se asemejan a las moradas de los cíclopes.
Pero volvamos a la idea del comienzo. Las apariencias -la casas en las que vivimos, la ropa que usamos, el lenguaje con el que nos comunicamos, los modales con los que comemos- no son solamente signos de la realidad sino que, en cierto sentido, son como sacramentos, ya que causan lo que significan. Hay una estrecha conexión entre todo esto, dice Senior, y el desarrollo moral y espiritual de nuestras almas. Es ridículo pero no menos verdadero que aquellos que abandonaron la distinción entre dedos y tenedores encontrarán difícil mantener la distinción entre afectos y sexo, o entre el derecho sobre el propio cuerpo y la muerte de un niño. Si se come papas fritas con los dedos todos los días, se está en el camino correcto hacia la morada de los Cíclopes. 
Las acciones semiconscientes y cotidianas que se ubican bajo la categoría de los buenos modales -insisto, el buen modo de hablar, de reír, de comer, de dirigirse a los demás o de vestir, por ejemplo- son el terreno sobre el cual crece la moral, y la moral, a su vez, es el suelo fértil en el que se desarrolla la vida vida espiritual. Somos criaturas de hábitos. En el orden moral y espiritual, hay una asimilación progresiva entre el modo de vestirnos y nosotros mismo -el monje hace al hábito-, y lo mismo sucede con nuestros modos de comer y con nuestro trabajo. 
Este es el secreto de la Regla de San Benito que, en sentido estricto, reguló la vida de los monasterios y, en sentido amplio, a través de la influencia y ejemplo de los monasterios, civilizó Europa. El hábito de los monjes, las campanas, la vida ordenada, la “conversación”, la música, los jardines, la oración, el trabajo duro y los templos bellos y dignos, todas estas formas accidentales e incidentales, conformaron la vida moral y espiritual de los cristianos en el amor a María y a su Hijo.



44 comentarios:

Walter E. Kurtz dijo...

Dice, más adelante, Senior (perdón por mi mala traducción):

María es causa, efecto y medida (de la Cristiandad). El nombre del diablo es legión y su doctrina es el pluralismo. La Santísima Virgen María lo odia, su doctrina y la arquitectura de sus molinos oscuros y satánicos. Entonces debemos preguntarnos acerca de nuestras iglesias y liturgias, de nuestras ciudades, escuelas y casas, ¿agradarían a la Santísima Reina del Cielo y de la Tierra, que es tan sensible a la luz y al color, al abandono, las impresiones desagradables y la falta de inteligencia a su alrededor? Y sobre todo, en nuestros corazones, ¿qué clase de habitaciones hemos preparado para ella donde pueda venir y visitarnos con su Hijo? Cada artículo de ropa que usamos, cada juego que jugamos, cada línea que escribimos, cada experimento, conversación, negocio o voto es suyo.

No está claro pero la visión más probable --los signos de los tiempos parecen claros-- es que el ángel de la muerte está pasando sobre nosotros ahora mismo en estas décadas... Existe desobediencia extendida ante las enseñanzas ordinarias de Casti Connubii y Humanae Vitae. Las encuestas muestran muy poca diferencia estadística entre las opiniones y las prácticas de los católicos frente a la de los humanistas, en temas como la anticoncepción, el divorcio, el infanticidio y el vicio innombrable. Nunca ha habido un holocausto semejante en la historia como el asesinato anual de un millón y medio de nuestros niños sólo en los Estados Unidos. Y peor aún, en el orden espiritual, las normas de celebración del acto más grande en el universo, el Santo Sacrificio de la Misa, son descuidadas ad libitum.

Anónimo dijo...

Excelente!

Benigno.

Anónimo dijo...

Brillante, lei a John Senior hace mucho tiempo (la restauracion de la vida cristiana) y me encantó. Existirá una versión en español. Con la arquitectura concuerdo en un 100% ahora es la "tendencia" las casas y edificios cúbicos, y la Bauhaus parece clásica al lado de esto.
Rodrigo

Anónimo dijo...

Excelente.
Tengo el privilegio de no tener que ir a la Capital Federal a trabajar.
Justo hoy me toco ir por un tema del laburo a tribunales.
Como aplica lo que señala el Wanderer no solo en la arquitectura basta ver lo que es la gente en la calle.
Soy el unico con traje y corbata, los empleados del tribunal parecen pordioseros en forma y actitud.
La gente afuera anda en ojotas.
Todo es berretamente tan latinoamericano.

En mis tiempos de bombero tenia un jefe que decia hay que ser hacer y parecer, nunca tanta razon.

Benigno

anonimo dijo...

Estoy de acuerdo. Agrego simplemente, que con la modernidad se ha perdido el sentido artistico de la arquitectura. En las obras clásicas era un de las bellas artes junto con la pintura y la escultura. En el Barroco por ejemplo, las tres manifestaciones se funden en lo que se dio en llamar la "obra de arte total". Piensen en la "Basílica de San Padro" o en "Versalles", Arquitectura, pintura y escultura se combinan con una intención retórica, es decir, para transmitir un mensaje, en el caso del Siglo XVII, el poder de la Iglesia y del Estado. Los mismo puede aplicarse al gótico etc.
La gran pregunta, o no tan grande, es, cuál es el mensaje de la arquitectura moderna? Si es que tiene alguno....

Anónimo dijo...

Gracias Don Wanderer!

Leí el post almorzando: el pollo alimentó mi estómago y sus palabras mi espíritu.

TW

Anónimo dijo...

Es toda un tema. Por un lado son más cálidas las casas "estilo casita del bosque", pero son más cómodas, luminosas, espaciosas y diría que más funcionales al momento de vivirlas, las casas "estilo country".
Con 200 metros cuadrados una casita del bosque es suficiente, con los mismos metros una estilo country es un lugar comodísimo.
Una va con pava pintada de florecillas, la otra con un diseño moderno de acero inoxidable a la que no se le pega el sarro.

Lo mismo cuando se vive en la ciudad o fuera. Fuera los niños retozan en el parque, dentro en las plazas ya desprovistas de belleza, pero fuera es caro vivir y te entran los ladrones, en cambio dentro los viáticos se abaratan, hay mayor seguridad, es fácil la logística y los sábados mandás a los chicos al club.

Cada uno elige.

Anónimo dijo...

Ahora a los edificios hasta se le vuelan las ventanas de vidrio por no ponerle persianas, es más económico para la empresa constructora... y entre otras cosas la mala calidad en general de la construcción.

Anónimo dijo...

cuál es el mensaje de la arquitectura moderna? .. el mensaje es kaquita

Anónimo dijo...

cada uno elige: se nota que usted no tiene que limpiar los vidrios de los ventanales y por otra parte tampoco se como van a hacer en los edificios, no los de oficina, para limpiar por fuera dichos ventanales, que para colmo no se rebaten o abren. No sé que tiene de funcional eso realmente, los arquitectos deberían hacer cursos de limpieza para modificar un poco tanta mentalidad "funcional".

Anónimo dijo...

Me parece que confunden cultura con religión. La forma de vestir, la arquitectura, los modales, etc., forman parte de una determinada cultura heredada. En cambio religión, como su significado etimológico lo indica, es "acción y efecto de ligar fuertemente con Dios". Los esquimales viven en iglus, los pobladores del Amazonas construyen sus casas de madera con techo de hojas de palmeras. En determinadas culturas comer con las manos no es signo de malos modales. Los indios (de la India) suelen comer con las manos y es una técnica considerada higiénica y limpia cuando se hace de manera correcta, es decir, cuando se presta atención a las uñas bien cortas, se considera poco higiénico las uñas largas. Un alemán, un esquimal, un selvático y un indio, pueden tener en común el amor a Cristo, ir a misa, confesarse, etc., manteniendo cada uno su propia cultura. Ese es el significado de Católica = Universal, abarca todas las razas y culturas unidas en adoración a Cristo. La religión influye positivamente en la cultura pero eso no significa que una debe predominar por encima de las otras. Me da temor concentrarme en la vestimenta o en los modales, temor a menospreciar a una persona buena y cometer una injusticia. Prefiero la vestimenta y buenos modales occidentales pero no juzgo a las personas en base a su apariencia, ya sabemos que es engañosa. Uno en ojotas que cuando come habla con la boca llena puede tener mejor corazón y estar más "re-ligado" con Dios que uno en traje y corbata y viceversa. Creo que eso nos quiso enseñar el Señor con la parábola del fariseo y el publicado.

Anónimo dijo...


POR FAVOR WANDERER....VOLVAMOS A LOS 2 SILLONES Y LOS 2 WHISKIES CON AMIGOS, QUE ESTA FOTO DE IGLESIA DERRUIDA ME CAE MUY MAL...HABLANDO DE ARQUITECTURAS !

Wanderer dijo...

Anónimo de las 16:53: No va por ahí la cosa. Usted está mezclando todo.

Anónimo dijo...

Anónimo de las 16:53: por eso hay culturas superiores a otras...No le parece? Pero tiene razón el W, usted tiene una ensalada importante.

El esquimal con traje

Anónimo dijo...

Perdón por salirme de tema, pero me parece una buena página para preguntar. ¿Cómo se ayuda a la conversión de un ateo? Castellani decía que los argumentos para demostrar que Dios existe sólo le sirven a los que ya creen. Pero también se enseña que por la razón el hombre llega al conocimiento de Dios (y esto lo dice San Pablo en la Carta a los Romanos, señalando incluso que por lo tanto "no tienen excusa").
He estado discutiendo con ateos, y veo que rebaten (aunque más que rebatir, ponen todo en duda) cualquier argumento. Sé que se me puede contestar que "aunque vean resucitar un muerto no creerán". Pero lo que pido es algún medio para lograr la conversión de estas personas. Debo argumentar más, o debo rezar más? O ambas? Pero cómo se argumenta a quien no quiere ver?

Gracias, y disculpen la salida de tema

Alfonso

Benya dijo...

Excelente don wanderer, me parece que su artículo rescata el verdadero sentido del buen vestir, los modales, el arte,etc. Todo lo contrario de esa cultura puritana , tan vacía y detestable que se queda sólo en las apariencias.

Anónimo dijo...

Genial Wanderer, cuan a tono viene esta reflexión en estos tiempos, atestados de tanto mal gusto, chabacanería e inmoralidades. Muy emparentado con su post de hace unos días y con el lema de su portada: la era de los Hoopers nos arrasó y esto es lo que quedó. No hace falta explicar más, a buen entendedor pocas palabras. Ah, y por si faltaba algún argumento de validez, Nuestro Señor remata:" por su aspecto se descubre el hombre,y por su semblante el prudente. El modo de vestir, de reír y de caminar revelan lo que hay en el" Eclesiástico 19, 29

A.G.

Jorge Rodríguez dijo...

No sé hasta que punto los signos exteriores revelan el estado del alma, como dice el artículo. También se puede decir que la cara que uno tiene, sobre todo después de los 40, revela el estado del alma. Yo tiendo mucho a mandar gente "presa" por "portación de cara". Me gusta pensar que acierto bastante, pero es fácil equivocarse y a veces le pifio completamente.

En cuanto a la arquitectura, creo que en el arte se sufre un agotamiento de ideas, combinado con el amor por la novedad del público, y la necesidad del mercado de ofrecer nuevos productos constantemente.
Cualquier creativo es incentivado a hacer lo que sea, con tal de que sea algo original y novedoso. El artista que quiere vender tiene que estar de moda. Lo de feo o funcional pasa a ser secundario, es importante que la obra esté de acuerdo con las tendencias modernas.

Whiskerer dijo...

Acá viene bien citar la excelente poesía del Padre Cris Dodds, que no era Padre cuando la escribió.
Propongo una cruzada de amor y de lirismo
contra la tiranía del necio pragmatismo:
y en medio de este mundo que pierde su hermosura
quisiera con mis versos cantarle a la moldura.

Simpático remate, solemne cortesía
que a la estructura en prosa da un toque de poesía;
afable añadidura de constructor derecho
que admira y que celebra su trabajo bien hecho.

Adorno innecesario, derroche de cemento
que puede de una casa hacer un monumento;
revoque hecho poema, coqueta rebeldía
que se subleva contra la pura ingeniería.

Denuncio la insolencia del economicismo
que ahoga la belleza con su minimalismo;
mi canto es una queja contra su dictadura
que todo lo rebaja, achata y desfigura.

Engendro de un ambiente enfermo de egoísmo
que ignora la pureza y apaga el idealismo:
si todo se mirara con su pobre criterio
¡qué triste sería el mundo vaciado de misterio!

Le canto a la moldura, que grita la verdad
de que el hombre no puede vivir en la fealdad;
que no por ser inútil es frívola y mundana
que sí por ser hermosa es cálida y humana.

Le canto a la moldura, que en su delicadeza
emula los encantos de la naturaleza
(mas si se degenera en barrocos empalagos
con varonil franqueza le niego mis halagos).

Celebro a las molduras, que adornan y embellecen,
que elevan, dignifican, suavizan y enaltecen;
y a quienes al moldearlas lograron con su mano
que el mundo esté más lindo, más libre, más humano.

Me gustan confesando en la fábrica y la usina
que la labor humana tiene algo de divina;
y en capillas ignotas rezando con firmeza
que el pobre también tiene derecho a la belleza.

El hombre necesita de la inutilidad:
también él es un juego de amor y gratuidad;
acaso en las molduras cumplen igual destino
el arquitecto humano y el Hacedor divino.

http://diosyayacucho.blogspot.com.ar/search?q=la+moldura

Anónimo dijo...

Alfonso, Dios me libre de pontificar porque solo puedo aportar mi pobre experiencia. Nunca intento convertir a un ateo. Creo que también San Agustín decía que para los que creen tenía cien razones y ninguna para los que no creen.
La conversión es un asunto personal, un " negocio " entre el alma y Dios.
Si me piden las razones de mi esperanza, las doy. Si no me las piden trato de vivir de forma coherente.
Un viejo conocido mío, misionero, me decía que cuando algún pagano venia a él con alguna inquietud sobre Dios le recomendaba que rezara utilizando el condicional " Si existes... Si me escuchas... " y que eso a veces daba resultado pero que había una inquietud previa que él no había sembrado.
Pero también es verdad que mucho puede la oración de un justo. Así que trate de ser justo y rece, no se me ocurre otra cosa que decirle.

rs222 dijo...

Disculpe la osadía, pero para mi no hay mejor "obra de arte total" que la Misa.

Anónimo dijo...

¿de donde habrá sacado el anónimo esa traducción tan extraña del Eclesiástico?
esta versión me parece mas acertada.
19:29 Por la mirada se reconoce a un hombre, y por su aspecto, al hombre sabio.

rs222 dijo...


Hay un librito que leí hace tiempo de Nuccio Ordine, defiende el la educación clásica frente la utilitaria cortoplacista, defiende en terminos generales la vigencia de la cultura clásica.
Va enlace
https://drive.google.com/file/d/0B-ieFTa_U3q-S2YyaXBoVWFOdzg/view

Anónimo dijo...

http://www.infobae.com/2016/03/07/1795473-la-historia-del-cura-rios-procesado-abuso-que-menciono-la-pelicula-spotlight

Anónimo dijo...



Genial, Whiskerer, el poema sobre la moldura.
Se lo mandé a mi hijo que es arquitecto.

Anónimo dijo...

Gracias anónimo 5:39. Coincido. Me doy cuenta de que no hay razón que sirva. Sólo rezar. Y tal vez, sembrar las dudas. Se vuelven locos cuando uno pone argumentos en contra del evolucionismo.

Gracias. Rezaré más.

Alfonso

tu sam dijo...

Un pibe que quiere saber:
Le paso a relatar los sucesos futuros vinculados con la FSSPX y Roma.
Hoy en Roma está Francisco, a quien la doctrina no le interesa y el poder además de ostentarlo lo ejerce.
Luego, no hay "desaveniencias doctrinales" entre la FSSPx y Roma. Antes había que llegar a buen puerto en unas "conversaciones" que terminaron fracasando porque no había modo de hacer tragar a la FSSPX eso de la "hermeneutica de la continuidad" y otros puntos.
Hoy esos puntos son cada vez menos y según dijeron los obispos lefes serán menos aun a futuro, pues nostan que desde Roma cada vez les piden menos. Ellos, según cuenta el obispo, se limitan a callar, pues, a la próxima, les pedirán todavía menos hasta que llegue el momento en que no les pedirán nada.
El segundo punto es el del "acuerdo", que no será tal. Francisco dice "soy el jefe y no necesito ningún acuerdo, los regularizo con un motu proprio". Y es lo que va a hacer.
Lo que a mí me extraña es que esto, que es obvio (y causa de cierto temor en algunos de nosotros) desde que Francisco es Papa, recién lo salió a decir la FSSPX la semana pasada. Yo quiero creer que al igual que muchos de nosotros lo saben hace mucho y si recién lo dijeron la semana pasada es porque antes, sencillamente, no les preguntaron sobre el tema.

- ¿Habrá riesgos?
- Mire, mientras los inmuebles sigan a nombre de la FSSPX (o suficientemente resguardados de Roma), con el mismo y único rito y doctrina y no acepten más visitas apostólicas a seminarios, prioratos, etc., que las que demandan las normas de urbanidad, evitando toda ingerencia de Roma y de los ordinarios, no habrá problemas. Esto habrá que verlo en cada lugar del mundo donde se encuentra la FSSPX en forma puntual. No todo sitio es seguro que se vaya a comportar igual, es muy grande la congregación para suponerlo. Quien se pueda chiflar y querer irse con los que ya se fueron por lo que ve en su priorato, muy posiblemente asistiendo a otro no vaya a sentir esa necesidad.

Anónimo dijo...

Esquimal con traje, también confunde cultura con religión.

Anónimo dijo...

La conversión es un asunto personal, un " negocio " entre el alma y Dios.

pues me parece recordar que la V. María dijo en Fátima que muchos se van al infierno porque nadie se sacrifica por ellos, por reparar por sus pecados para que Dios los saque de ellos.

Anónimo dijo...

La mejor respuesta a un ateo es que puedan explicar a Cristo. Su figura, inclusive histórica, es nuestra prueba irrefutable.

Anónimo dijo...

Quien pudiera vivir como en la novela de la srta.Prim una poblacion cristiana en Gracia de Dios lejos de las hordas paganas paganas y las anticristianas.
Fdo.que se mueran los feos.

Anónimo dijo...

Estimado Alfonso, no se si logrará convencer al ateo, y quizás mientras más pruebas le muestre más le refutará, aunque las refutaciones sean inconsistentes. Aunque si yo tuviera que recomendar un libro actual sobre la existencia de Dios es el de Antony Flew, Dios existe (Trotta, 2012). El libro muestra el itinerario intelectual de su autor desde el ateísmo al teísmo. Además va mostrando la armonía entre los argumentos filosóficos y los científicos de un modo muy accesible al lector pero con absoluta precisión. A mí me pareció fantástico el libro. Si le interesa, búsquelo en internet que está completo. El prólogo es de un amigo del blog: Francisco Soler Gil.
Saludos,

Anónimo dijo...

Anónimo 17:43, como vamos a ser la sal del mundo si nos alejamos de los paganos y anticristianos? La roma pagana nunca se hubiera convertido al cristianismo.

Anónimo dijo...

Gracias por la ayuda. Los ateos de los que hablo están muy bien informados. Y refutan todo. Ponen incluso en duda que Cristo haya existido. Y de Antony Flew señalan que él no se convirtió, y que sólo se hizo deísta. Y aun así, según ello, no afirma con seguridad que Dios exista.

Es un tema. Aunque vean resucitar un muerto no creeran. Lo dijo Cristo. Y es así.

Y sí, es como dice el anónimo de las 13:38. Penitencia, penitencia, penitencia!!

Me doy cuenta que las razones son sólo para, al menos, generarle la duda. Y rezar mucho es la solución.

Gracias a todos

Alfonso

PD: gracias Wanderer por permitirme salirme de tema.

Anónimo dijo...

"...y no acepten más visitas apostólicas a seminarios, prioratos, etc., que las que demandan las normas de urbanidad, evitando toda ingerencia de Roma y de los ordinarios, no habrá problemas".
En la era Bergoglio el papado es tan absolutista y centralista que eso, me parece, es prácticamente imposible. ¿Una pandilla católica neonazi (según los medios internacionales) con luz verde para hacer de las suyas a plena luz del día? No creo que Bergolgio quiera cargar con el peso político de eso.-
Tampoco entiendo por qué le interesaría a Fellay meterse en la boca del lobo con Roma. Si así como están "están bien"... ¿o me equivoco?

Anónimo dijo...

Sr. Wanderer, siento mucho este artículo, lo considero un espíritu instruido, su página es una de las que leo con más agrado y provecho, lo admiro, pero esta simpleza, esta estulticia sobre la arquitectura moderna, esa historia increíble sobre sus orígenes, sobre la Bauhaus, (la imagen con que lo ilustra, ¿usted cree que eso es arquitectura moderna?)

“…la Bauhaus, una construcción experimental de Berlín, diseñada y construida por los marxistas, antes de la llegada de los nazis al poder, para una comunidad obrera revolucionaria; una especie de kibbutz comunista. El propósito era lograr que quienes lo habitaran vivieran de acuerdo a la doctrina marxista. ¿Pero está hablando en serio? Esto es infantil, paranóico y ridículo.

"Esta idea, que combinaba el funcionalismo a expensas de la belleza y propiciaba, por la ideología marxista, una suerte de comunitarismo, inició la actual moda de casas que son cubos con grandes ventanales y vacíos, desprovistos de todo, aún de paredes interiores“ ¿Pero sabe de lo que habla? nunca había leído una estupidez más delirante sobre arquitectura y sobre su historia.

“Más allá de que a mi, por mi limitada inteligencia, me cueste ver dónde radica la creatividad de diseñar cubos,…señaló Homero, cuando, al describir a los cíclopes, que eran salvajes caníbales, solamente dice “Ellos viven sin murallas”” ¿pero de verdad piensa que lo que define a la arquitectura moderna es diseñar cubos y eliminar paredes divisorias?, ¡ni la desaforada ignorancia de Bergoglio llegaría a tanto!

Creo que a veces cedemos a la tentación (tiene que ser demoniaca) de aplicar a un tema que desconocemos una cosmología de “todo a cien”, en la que todo encaja en un discurso ideológico redondo, facilón.
De lo que no se entiende mejor no hablar.
Saludos

Anónimo dijo...

Es muy interesante la descripción y valoración que hace S. Exupery del "palacio de su padre" en Ciudadela. Muros, divisiones y escaleras, e incluso aquella estancia vacía, que no se usaba, pero que servía para conservar el sentido del misterio...

house

Anónimo dijo...

Estimado Anonimo,
Fellay no quiere un acuerdo, pero sabe que le van a "imponer" un motu proprio y mientras no le pidan nada a cambio, como parece que son las cosas, tendra que aceptarlo y punto.
Los obispos prefieren que todo siga igual, que en efecto estan muy bien. El problema es que un motu proprio no requiere de la voluntad de mas de una parte.

Si se declarasen sedevacantistas saldrian de este embrollo, pero no lo haran mientras crean que es una posicion errada y solo para lograr una cobertura contra motus proprios de Roma.

Perdon por los acentos; mejor dicho, por su ausencia.

Ricardo Fort.

Anónimo dijo...

Anónimo del 8 de marzo a las 22:31:

Supongo que usted es un experto en arquitectura moderna. Ya que usted si entiende, y por tanto puede hablar, le pediría, por favor, que me explique sus acusaciones.
Saludos
Le corbusier

Anónimo dijo...

El Bauhaus tiene mucho que ver con el movimiento Arts & Crafts de William Morris. Arts & Crafts era una reacción a la destrucción cultural producida por la industrialización. Este William Morris, socialista marxista, fue una gran influencia artistica ni más ni menos que de J.R.R Tolkien. Basta ver las tipografías de Morris para apreciarlo.
Hagamos un esfuerzo por matizar, hay mucho ahi afuera bueno que no es católico pero que naturalmente es bueno. Como en la isla de Utopía de Moro, donde no había llegado el cristianismo.

Juan

Wanderer dijo...

Comparar la arquitectura moderna con William Morris no me parece que se pueda. Basta ver sus diseños, que aún aparecen en telas inglesas, por ejemplo, para darse cuenta que está muy alejado de las frías formas geométricas contemporáneas, más allá de que en el algún momento Morris tuvo devaneos socialistas.

Anónimo dijo...

Wanderer,
Claramente cae de maduro que sus diseños no se parecen. No estoy comparando el diseño sino el móvil, la causa final digamos. No todo lo que venga de "judíos y marxistas" es malo.
El Bauhaus es frío, claramente. Pero no es feo. Para contrastarlo con algo realmente feo, vea "La Resurreción" de Pericle Fazzini en Aula Pablo VI.
Es una opinión nomás.

Juan

Walter E. Kurtz dijo...

Juan,

La diferencia es que los diseños de Morris no dependen de su ideología. De hecho, se inspiraba en la Edad Media. Y, además, pretendía restaurar una sociedad corporativa a la manera de las guildas medievales. Tanto es así que muchos sino la mayoría de los discípulos de Morris no fueron marxistas.

En cambio la Bauhaus, no sólo el edificio en sí sino el movimiento, derivó de la ideología de sus pensadores. Es una creación ad hoc.

Anónimo dijo...

Impresionante lo de el aula Paulo VI, digna de un post de Wanderer,no?

Al Capote