domingo, 22 de mayo de 2016

Miserable

El diccionario de nuestra lengua define a una persona miserable como una persona ruin o canalla, es decir, despreciable. Es el mejor adjetivo que puede adjudicarse al arzobispo argentino Marcelo Sánchez Sorondo, canciller de la Pontificia Academia de Ciencias. La Nación de hoy publica un reportaje que le hizo otro despreciable personaje argentino, la periodista Elizabetta Piqué. Allí, el prelado afirma entre otras cosas que “…es muy curioso que todo lo que haga [el Papa Francisco] lo critiquen, porque no se debe criticar a Pedro. Y tanto menos los que se dicen católicos y de comunión diaria”.
Cualquier católico medianamente formado estará de acuerdo conmigo en que esta afirmación es propia de un canalla que se está aprovechando de su puesto e investidura, y de la oportunidad que le brinda su compinche Piqué a través de La Nación, para esparcir una mentira, confundir aún más los fieles y operar políticamente contra de Elisa Carrió y, en definitiva, contra el presidente Macri. Por supuesto, detrás de todo esto está la figura del peronista orillero que se sienta en la sede de Pedro. La conclusión que cualquier católico debería sacar fácilmente de la afirmación de Mons. Sánchez Sorondo es que criticar al Papa equivale a criticar a San Pedro y eso no puede ser admitido en un católico. Es decir, quienes critican al Papa están en contra de Pedro y, por tanto, en contra de la Iglesia. Algunos integrantes del gobierno macrista critican al Papa, ergo… Pero la jugada no les está saliendo como pretendían: basta mirar los cientos de comentarios que los lectores del diario han dejado a la nota en la que llenan de los epítetos más pintorescos tanto al prelado como al jefe de la pandilla.
Mons. Sánchez Sorondo proviene de una antigua y prestigiosa familia argentina a la que dio realce su padre, el Dr. Marcelo Sánchez Sorondo, líder del nacionalismo católico. Más allá de las diferencias que puedan separarme de él, fue un hombre honorable y meritorio, que defendió los ideales de la fe y de la hispanidad durante décadas. La formación de su hijo sacerdote y obispo no pudo ser mejor, como tampoco tiene tacha su cuna. Fue decano de la facultad de filosofía de la Pontificia Universidad Lateranense y siempre se distinguió por ser, si no tradicionalista, sí conservador y fiel exponente de las enseñanzas seculares de la Iglesia. Durante el pontificado del papa Benedicto se distinguió por la adhesión a su magisterio y a su figura y, también, como uno de los pilares más importantes, junto a cardenal Sandri, de la resistencia argentina en Roma a quien era entonces arzobispo de Buenos Aires, el cardenal Bergoglio.
Cuentan las malas lenguas que, apenas elegido Bergoglio como Sumo Pontífice, y a imitación de lo que había hecho raudamente un conocido arzobispo argentino, Mons. Sánchez Sorondo se postró (literaliter) delante del nuevo Papa Francisco implorando su perdón y poniéndose a su entera disposición puesto que, con razón, temía terminar misericardiado como secretario de nunciatura en Bagdad o en Antananarivo. Y claro, el Papa Francisco le otorgó un perdón similar al agradecimiento que le solicitó el elefante a la hormiguita; y lo peor de todo, es que Mons. Sánchez Sorondo aceptó ese perdón y, automáticamente se convirtió en un miserable y en un canalla.
Al contrario de lo que afirma el arzobispo en la nota, a Pedro se lo debe criticar cuando es necesario hacerlo. Y el primero que lo hizo, y en términos bastante duros, fue el apóstol Pablo y, detrás de él, lo hicieron cientos de santos, desde San Atanasio a Santa Catalina de Siena. No se puede criticar a Cristo ni a su Revelación y, en todo caso, no se podría criticar al Papa cuando se pronuncia excátedra, pero en el resto de lo que dice o hace, el Papa puede, y debe ser criticado cuando se equivoca. Si así no fuera, se estaría otorgando al Romano Pontífice un estatus comparable a una de las Personas Divinas, porque sería impecable e infalible, y sabemos que no lo es.
Más aún, los que deben criticar al Papa cuando se equivoca, son justamente los católicos de comunión diaria. Que lo critiquen los paganos, o los musulmanes, o los enemigos de la fe, sería para él, y para nosotros, una prenda de prestigio. Pero son justamente los católicos formados y que llevan una vida espiritual profunda, los que están más capacitados para percibir ese sensus fidelium, ese sentido de los fieles, que pueden percibir, -o casi olfatear-, cuando algo va en contra de la fe que Dios nos ha dado.

Por supuesto, no estoy defendiendo aquí a la Gorda Carrió, ni a Macri ni a su gobierno, todos los cuales me importan un bledo. Estoy señalando simplemente la mentira que profiere sin sonrojarse un alto prelado de la Iglesia y la consecuente confusión y daño que causa. 

28 comentarios:

Anónimo dijo...

Pablo era apostol. Los obispos son los sucesores de los apostoles. Ergo... Si el Señor no lo fulmina, si los sucesores de los apostoles no le dicen nada, ¿a ti que?

A veces pienso esto de arriba. No por usted. Por mi, por todos nosotros.

marcos dijo...

"....peronista orillero...".Buenisima definicion Don Wanderer.

criollo y andaluz

Anónimo dijo...

Me pregunto,
¿hay alguien en la Iglesia, alguien -algún Obispo, cura, seminarista, monja- dispuesto a padecer por la Verdad?. Se me ocurre que tal vez el Obispo Athanasius Schneider. Si bien es cierto que siendo Obispo Auxiliar de Astana, en Kazakhstán (70,2% de musulmanes), es muy difícil encontrarle un puesto peor para misericordiarlo. Y además, habiéndose criado como católico de la minoría alemana en la República Soviética del Kirguiztán, no debe ser fácil encontrar algo con lo cual asustarlo.

Anónimo dijo...

15:27 esa cita no se aplica a esta situación....

Anónimo dijo...

No me acuerdo, pero habían publicado una vez unos versos en joda, de un lobo de Trento que "mordió las tabas de Sánchez Sorondo".¿No sería la hora de que el lobo tuviera motivos para algo más que morderle las tabas"

Anónimo dijo...

Hoy almorzó en casa de mis suegros un obispo argentino. Como no lo identifico, no soy desleal, sino periodista de oficio, en contar lo que dijo.
El obispo dijo que en la Conferencia Episcopal reina el desconcierto. Que hay una parálisis para tratar temas de fondo, que se cuida de mantener la unidad, pero que no se aborda el malestar de fondo.
Que el diálogo se dificulta por la imposibilidad de hablar francamente respecto al pontificado. También que no hay confianza para expresarse, especialmente respecto a algunos miembros que dan versiones parciales a Roma. También incide en este clima la comunicación directa de Roma con algunos dirigentes sociales e incluso con simples sacerdotes.
La conducción de la CEA ha perdido peso; y los que tienen poder, lo tienen de modo forzado e inorgánico.
También manifestó que en varios obispos hay preocupación por la futura sucesión en la conducción de la Conferencia Episcopal. Hoy no sería posible una elección de autoridades con aceptación mayoritaria.

Ludovicus dijo...

Lo más sorprendente de todo es esta absoluta confusión entre lo temporal, lo espiritual, lo dogmático, lo opinable, lo prudencial, lo definitivo. Cincuenta años después de abrirse al mundo moderno y reconocer su absoluta autonomía temporal y repetir ad nauseam que los Estados confesionales estan perimidos, un monseñorino se atreve a correr con la vaina a argentinos que discrepan con las inaceptables posturas politiqueras de Bergoglio, "porque es Pedro". Parece surrealismo puro y duro.

Anónimo dijo...

Esto es tristísimo: hasta los medios uruguayos -cuyo fuerte no suele ser la religión- se han dado cuenta de lo que está haciendo el Papa Francisco. Escribía ayer Alberto Valdéz en El Observador:
"Lamentablemente la única personalidad argentina en condiciones de buscar la reconciliación optó por agudizar la fractura y por eso todos los meses (de acuerdo a encuestas confiables) sube su imagen negativa entre aquellos que, pese a ser católicos, son críticos del kirchnerismo. Se juega un River-Boca con el árbitro inclinado para un solo lado."
El Observador

Anónimo dijo...

Buen post Wanderer. Lo primero que hice fue ver que era "Antananarivo": es la capital de Magadascar y se la ve bonita...
El de H.

Alesia Miguens dijo...

Por qué no visita Francisco su propio país? https://denzingerbergoglio.com/2016/04/08/por-que-no-visita-francisco-su-propio-pais/

Anónimo dijo...

Respecto de lo que cuenta el anónimo del 22 de mayo de 2016, 19:17

Hay desconcierto en la conferencia espiscopal desde hace años. Y ese desconcierto es respecto de Jesucristo. Ya casi no hablan del Señor y ni les importa predicarlo.

Sólo trabajo social (incluido el "divorcio" eclesiástico).

El facho de Lugano

Anónimo dijo...



Que curiosa foto de " SECRETUM MEUM MIHI " que ilustra un milagro en Lourdes ..

http://secretummeummihi.blogspot.com.ar/2016/05/nuevo-milagro-en-lourdes-nina-peregrina.html

Anónimo dijo...

¿el facho de lugano habrá escuchado la homilía de este domingo del padre Gálvez Morillas?

Anónimo dijo...

Alesia ¿no tiene ud algo mejor que hacer que preocuparse de semejante visita? con toda la idolatría que eso generaría, más la consecuencia para nosotros de tener que ingerir un antiemético cada tres horas... Bueno sería que el susodicho visitare Siberia y se quedare helado, jeje. Que buen peso nos sacaríamos de encima.

Anónimo dijo...

La foto a que hace referencia anónimo 8:26 de Secretum meum tal vez sea un oráculo (ejem!): "yo se que ahora vendrán caras extrañas..."
Respecto al mentado desconcierto de los Obispos entiendo que es por el lado de la política eclesiástica, no por el lado de la ortodoxia de la fe. Esta última, como da a entender el facho de Lugano, hace rato que no se cultiva...
El de H.

LaBergoglia dijo...

Lo de la CEA también pasa en Comodoro Py. Un montón de crápulas sin conducción de alguien a quien teman.

Anónimo dijo...

Y éste fue Rector de una universidad pontificias!!!???

Anónimo dijo...

Eso no es el pj? Dios no se lo nombra ni por error.

Moyano

Anónimo dijo...

De acuerdo respecto de SS. Con ralación a Sandri, me permito recordar que fue encubr5idor de Trusso, banquero estafador pertenciente a la perínclita prelatura personal y oragnizó su liberación en connivencia con un supernumerario de baja estatura por entonces ministro de la Corte Suprema, que fue felizmente destituido.
ASP

Anónimo dijo...


Según INFOCATOLICA, los lefes de Fellay (no los Williamson)
están próximos a una reconciliación con Roma

http://infocatolica.com/blog/coradcor.php/1605211213-el-posible-regreso-de-los-lef

Anónimo dijo...

The Pope says that ISIS' conquest of the Middle East is just like Jesus sending out his disciples.

I must have missed that bible chapter where Jesus' disciples behead people, force them into sex slavery and make them pay a tax on pain of death if they refuse to convert.

https://www.youtube.com/watch?v=p-YXOT0HtCE

Anónimo dijo...

Publicado el 20 may. 2016
“Today, I don’t think that there is a fear of Islam as such but of ISIS and its war of conquest, which is partly drawn from Islam,” he told French newspaper La Croix. “It is true that the idea of conquest is inherent in the soul of Islam, however, it is also possible to interpret the objective in Matthew’s Gospel, where Jesus sends his disciples to all nations, in terms of the same idea of conquest.”

The Pope also said he “dreaded” hearing about the “Christian roots of Europe” because, to him, they take on “colonialist overtones” and he called on European nations to “integrate” Muslim migrants into the continent.

https://www.youtube.com/watch?v=ziWp38GB71I

Anónimo dijo...




Con la foto de las 8:26 de " Secretum meum " ...entiendo mejor la posición del Obispo de Zarate cuanto al Padre Scarlata . No me parecería tan " felón " , más bien , me parece bastante prudente .....

Anónimo dijo...

No escuché el sermón del P. Gálvez, pero lo voy a escuchar. Este sacerdote me cae muy bien. Es católico y predica sobre Jesucristo.

El facho de Lugano

Anónimo dijo...

A todo esto, me pregunto dónde quedó toda la movida bergogliana inicial de auto denominarse "Obispo de Roma" y no Papa. Hace rato ya que se comporta como un Tirano global. ¿Hybris papal?

Anónimo dijo...

Yo pensaba sincera y altivamente que ya nada me sorprendería de Francisco...pero si esto que publica el anónimo de las 19:41 (23 de mayo) es cierto, demuestra que el Papa no ha perdido su capacidad de sorpresa aún. Sorprendente exégesis bíblica.Insisto, SORPRENDENTE!..

Anónimo dijo...

Yo por ahí pienso, respecto de toda la caterva que tenemos que soportar, que se me hace difícil que sea el Falso Profeta. Es que me parece todo tan chabacano, obvio y ordinario, que no me parece que puedan engañar a ningún elegido o no elegido. Salvo que vivamos en un microclima que no nos deje ver el conjunto, más yo veo resistencias de todo tono y color.

Anónimo dijo...

Anónimo 17:14 esto que pasa al menos puede servir para que el mundo vea la clase que cardenal primado que tuvimos que soportar en Argentina.