viernes, 22 de enero de 2016

Vatican Psycho

Nos enteramos ayer de un nuevo capricho pontificio: el Santo Padre modificó la ceremonia del lavatorio de los pies del Jueves Santo. En el documento se establece que, “a partir de ahora, los Pastores de la Iglesia puedan elegir a los participantes en el rito entre todos los miembros del Pueblo de Dios”. Sin ser un liturgista, me animo a hacer algunas observaciones:
1. No me parece que se trate propiamente de la modificación de un rito y, si lo es, es un detalle secundario. Hubiera sido más grave, por ejemplo, que dispusiera que en vez de lavado de pies fuera lavado de dientes, o que también pudieran ser elegidos para el rito las mascotas o los marcianos. Con Bergoglio, todo es posible.
2. En principio, me parece mucho más grave la disposición que tomó Juan Pablo II hace algunas décadas permitiendo que las niñas y mujeres ayudarán a misa. Es verdad que el monaguillo no es parte integrante del rito, pero a los efectos prácticos impacta mucho más una adolescente vestida de alba o de sotana sirviendo el vino en el cáliz que una buena señora a la que el cura le lava el pie una vez al año.
3. Yo sospecho que esta disposición va a dar lugar a los dislates más variados. Porque ¿quién soy yo para juzgar quién pertenece o no al Pueblo de Dios? ¿Es que puedo decirle a un judío, a un pentecostal o a un musulmán que ellos no son parte de esa casta? ¡Qué horror! Lejos de nosotros, los católicos, tamaña discriminación. Si hasta lo ateos podrán ser invitados ofrecer sus patitas siempre y cuando busquen con sinceridad la verdad.
Sin embargo, y más allá de estas consideraciones sobre el caso puntual que nos ocupa, el hecho viene, una vez más, a confirmar la grave patología que padece el papa Francisco: la psicopatía. Hace lo que se le ocurre y porque se le ocurre sin medir o mirar consecuencias.
En este blog ya comentamos hace varios meses acerca del informe que envió a la Congregación de Obispos quien era en su momento Prepósito General de la Compañía de Jesús, P. Peter Hans Kolvenbach, cuando se le consultó su opinión acerca de consagrar al P. Jorge Bergoglio como obispo auxiliar de Buenos Aires. Lo desaconsejó vivamente argumentando que el sacerdote padecía graves desórdenes psicológicos. Quienes lo sufrieron como arzobispo podrán dar fe de estos desequilibrios, como dio fe también quien fuera nuncio en Argentina, Mons. Adriano Bernardini, que lo definió como un “hombre enfermo de poder” (Diego GENOUD, Massa. La biografía no autorizada, Sudamericana, Buenos Aires, 2015, p. 96).
Más allá de esta información, que muchos pondrán razonablemente en duda, es cuestión de repasar los principales rasgos de un psicópata tal como los define la psiquiatría:
1- Emotivos: El área emocional/interpersonal, es sin lugar a dudas la que más diferencia al psicópata de la persona normal. Se podría decir que no sienten las emociones como el resto de las personas. Se muestran como personas locuaces, se expresan con encanto, tienen respuestas vivaces y presentan historias muy improbables, pero convincentes, que les deja a ellos en buen lugar. 
¿Recuerdan la pasmosa frialdad que expresa en los videos cuando saluda a la familia de Asia Bibi o a la del novio de su exalumno, o a quienes le llevaron el bastón de Santa Teresa?  

2- Superficiales: Se observa mucha superficialidad, habla de cosas atractivas para las que no tiene preparación, como poesía, literatura, sociología, o filosofía. Y no le suele importar mucho si se evidencia que sus historias son falsas, o lo ponen en evidencia. 
En este caso, es cuestión de leer un par de sermones o alocuciones y será suficiente para darnos cuenta de su superficialidad y supina ignorancia.

3- Narcisistas: El psicópata tiene además, una autoestima muy elevada, un gran narcisismo, un egocentrismo descomunal y una sensación omnipresente de que todo le es permitido. Se siente el centro del universo. 
Por eso mismo es que cambia sin más un rito, por ejemplo, o deja en la calle al cardenal Burke, o quiere dar la comunión a quienes viven en situación de adulterio. Nada  opone a su voluntad omnímoda.

4- Fríos: No experimentan ninguna preocupación por los efectos de sus actos en los demás y, en ocasiones, lo manifiestan claramente. Esta falta de remordimientos y sentimientos de culpa lo lleva a tener una conducta "fría" y distanciada emocionalmente. 
“¡Qué te hicieron!”, es la frase más conocida de él. No le importó dejar sin trabajo a personal de la curia, perseguir sacerdotes de un modo atroz, manipular obispos o espiar a los miembros de su presbiterio. ¿Se han dado cuenta, además, que jamás menciona a su madre? Y jamás la mencionó tampoco durante su episcopado en Buenos Aires. El finado Omar Bello, amigo suyo y autor de una biografía, estaba espantado frente a esta frialdad con respecto nada menos que hacia quien le había dado la vida.

5- Mitómanos: Además, tienen mucha dificultad en ponerse en el lugar de los demás (empatía), y suelen mentir, engañar y manipular con el objetivo de salirse con la suya. 
Vendría muy bien citar una información precisa que ilustra esta característica, pero no tengo permiso para hacerlo. Sin embargo, en este blog hemos destacado en varias oportunidades las veces en que Bergoglio ha mentido descaradamente. Y lo peor es que no le importa.

6- Impulsivos: A nivel conductual suele ser una persona impulsiva, que no valora los pros y los contras de sus actos. Esta misma impulsividad lo lleva a un deficiente control conductual, es extraordinariamente reactivo a lo que él considera que son las provocaciones o insultos, que no se consideran como tal por otras personas, actuando con violencia física y verbal, normalmente desproporcionada a la "ofensa" sufrida. No posee la capacidad de inhibir su respuesta que generalmente suele ser muy agresiva, tanto física como verbalmente. 
Podríamos citar aquí la reacción que tuvo contra los cardenales que firmaron la carta durante el Sínodo y que reportó en su momento Sandro Magister o, más cercano aún, la reacción infantil e impulsiva que ha tenido hacia el presidente Macri a quien se ha negado a recibir, y aún a saludar telefónicamente por su triunfo y asunción de la magistratura.

Ciertamente, podrían agregarse varias características más del psicópata. Pero creo que estas seis son suficientes para caer en la cuenta de quién es Bergoglio y de quién es el que está manejando los destinos de la Iglesia de Cristo.

49 comentarios:

Anónimo dijo...

Un buen artículo sobre la Psicopatía:

http://infocatolica.com/blog/matermagistra.php/1506251013-psicopatas

Cuando lo leí, habiendo ya leído la biografía de Omar Bello, me quedé con la boca seca.

EM dijo...

El que dude si Francisco es psicópata, puede leer esta noticia

http://www.lanacion.com.ar/1669863-insolita-confesion-el-papa-conto-que-le-robo-una-cruz-a-un-cura-muertoen-eeuu-aun-no-hay-un-

Anónimo dijo...

Desconozco si es habitual en él, pero no me gustó nada que se hurgase la nariz con el pulgar de su mano derecha y después se chupara este dedo con sus labios:

https://youtu.be/pBsUUi2gu3s

Será que soy muy maniático...

Jack Tollers dijo...

¿Y bien? Tenemos por Papa a un loco de mierda.

(Ni Castellani lo vio venir).

J.T.

Anónimo dijo...

Quédese tranquilo que no es un maniático, EM. Ese detalle repulsivo corrobora lo que señala Wanderer: lo tiene sin cuidado que lo vea una multitud o que lo enfoquen las cámaras. Pero si ud. tiene información de que en una audiencia se rascó las tarlipes y después se olió las manos, por favor sólo dígalo y no ponga un link. Le creo.
Alex

Anónimo dijo...



Muy bueno

Una característica muy propia y común del psicópata , es ensañarse con una persona …..

Hay varios blogs que conocemos bien que desde casi tres años , y sin parar , algunos diariamente se ensañan contra Bergoglio ….
¿..Se podría calificar estos blogs de “ blogs psicópatas “ …?

Wanderer dijo...

Anónimo de las 12:07:
No me parece que sea el caso. En el Evangelio, Nuestro Señor se muestra continuamente ensañado contra los fariseos, por ejemplo. ¿Se lo podría calificar de psicópata?

Anónimo dijo...

Bergoglio será psicópata o lo que sea, pero es Papa, y mientras sea Papa yo seguiré siendo igual que usted don Wanderer: un católico en comunión con Roma

EM dijo...

Alex:

no tengo registrada la situación que Ud requiere, pero vi el video señalado más arriba en el que se saca un moco de la nariz y se lo mete en la boca.

https://youtu.be/pBsUUi2gu3s

Eso le basta?

Anónimo dijo...

Después de ver el video del anónimo de las 10:29, casi agradezco que Bergoglio no haya sido carnicero.

El linyera errante (linyera pero limpio)

Eck dijo...

Mi opinión es que es mas un "desalmado" que un psicopata por naturaleza 8pero pueden ir las dos juntas). Sus ansias de poder, que muy bien podría estar relacionados con fallas de su infancia y por ello no cita a su madre, incluso cuando le beneficiaría de cara a la galería y una educación jesuítica en exclusiva ha propiciado que sólo cultive la voluntad con la supresión de las otras dos facultades: entendimiento y memoria además de eliminar los sentimientos y la imaginación. En resumen, Bergoglio es una voluntad pura, es decir, ansia de poder por el poder. Mientras escalaba la alta cima de su ambición, tenía un objetivo pero al llegar a la cima se ha encontrado con el más absoluto vacío. Como bien sabía Maquiavelo, todo poder necesita un fin fuera de si mismo si no quiere acabar en la Nada pues poder es la capacidad de hacer algo. La voluntad dejada al dominio de si misma se vuelve como un niño caprichoso, malcriado e irracional, un tirano. Francisco I es lo más parecido a esto y lo que mejor cuadra a sus actuaciones:hoc volo sic iubeo sit pro ratione voluntas. Paradojas de Dios: el pecado que le hizo alcanzar el papado hace que no pueda disfrutarlo y un papa totalmente voluntarioso a una iglesia papalatra para que lo "disfrutre".

Benign_o dijo...

Lejos estoy de ser un defensor de Pancho I.
Me parece medio exagerado decir que es un psicopata, por dos razones, la primera que no lo conocemos con la profundidad necesaria para hacer un diagnostico, y la segunda porque si el fuese un psicopata seria un enfermo y si asi lo fuera no seria, en principio responsable de sus actos (al menos con esta enfermedad).

Yo creo que tenemos tres hipotesis sobre Pancho I y su realidad.

1) O es un empleado del Anticristo, con un rol pendiente de definir, lo cual como ya hemos dicho aqui seria una señal mas de los tiempos.

2) O es un psicopata o loco de algun tipo, lo que lo hace, como ya dije antes, mas victima que victimario, y al mismo tiempo titere de vaya a saber que matufia vaticana.

3) O es un peronista porteñito que llego ahi por obra de la casualidad (que sabemos no existe) y que en semejante lugar no hace mas que mostrar su ignorancia al pueblo. Bergoglio de Papa es lo mismo que un loquito que vi el otro dia en una motito de 50 cc andando por el quinto carril de la panamericana.

De las tres, debo reconocer, me gusta mas la ultima ya que es la menos grave de las tres.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

El perfil que Wanderer describe es el típico del porteño piola. Si tuviese además la faceta de la viveza criolla, en el sentido de tratar de sacar ventaja de los demás, coincidiría con el perfil tratado detalladamente en un libro que sólo se consigue usado, "Contra los argentinos", por Marcelo Moreno, 2002.

Anónimo dijo...

Benign_o, parafraseando el refrán criollo -loco pero no b...- y aplicándoselo a su psicopatía, verá que pueden calzar todas las alternativas en una sola persona.

Las cuatro.

Y no necesitamos saber más nada.

Bueno, me parece.

Atentamente

El Aprendiz II

Jorge Rodríguez dijo...

Al revés que la psicología, la iglesia no juzga los actos interiores, esos los deja para Dios. A mi no me cambia mucho que sea un psicópata o un buen tipo con ideas equivocadas. Lo que importa es lo que hace (enseñar herejías, demoler la Iglesia), no porqué lo hace.

Anónimo dijo...

La psicopatía es una enfermedad mental que afecta únicamente a la voluntad. No afecta a la inteligencia, a diferencia de los estados de enajenación mental que afectan a la voluntad y a la inteligencia.

Anónimo dijo...

Jack Tollers: me parece que Castellani sí lo vio venir, y creo que, como siempre, da en el clavo cuando dice que el problema es la apostasía. Hablando sobre los signos de los últimos tiempos escribe el Padre Leonardo Castellani en Cristo ¿vuelve o no vuelve?:
“el peor signo es la apostasía universal, que no sólo es posible, sino que cunde hoy día. Hasta en la misma Iglesia, como saben, ha entrado la confusión. Hace solamente dos días [el texto fue escrito en 1966] un sacerdote me dijo que él no cree más en la Iglesia Católica, ésta; él cree en la que va a venir: un sacerdote que dice la misa y predica todos los días.
Y hoy me mandaron de la librería Lohlé una propaganda de un libro de un padre agustino, Robert Adolfs, que se titula La Iglesia es algo distinto; y la propaganda de ese libro, que no sé si será exacta o invención del editor, dice más o menos lo siguiente: la Iglesia hoy día pasa por una crisis espantosa, porque antes -dice- teníamos una tradición fija a la cual se apegaban los católicos, y ahora resulta que toda esa tradición antigua era equivocada. Todo eso debe ser clausurado, todo eso ha claudicado, y por lo tanto naturalmente hay una gran crisis; pero tenemos que esperar la formación de la nueva Iglesia que ahora se viene, y "es una cosa distinta". ¿Distinta de quién?
Que no vaya a ser tan distinto que venga a ser la Iglesia del Anticristo.
Como ven, han entrado por todas partes los vientos de la herejía. Hay progresistas y tradicionalistas que tienen ideas religiosas enteramente inconciliables, incluso entre los cardenales; y también, posiblemente, entre los Papas, pues nada impide sea elegido un cardenal progresista como Papa.
Si todo esto es así, lo único que queda por decir es: Dios nos pille confesados. Yo no lo voy a ver, pero por las dudas me conviene mantenerme confesado”.

Anónimo dijo...

Benign_o:

«... porque si el fuese un psicopata seria un enfermo y si asi lo fuera no seria, en principio responsable de sus actos»

El problema de los psicópatas es que no son propiamente locos. De hecho, si alguno de ellos delinque, no va a parar al manicomio, sino a la cárcel: discriminan entre el bien y el mal. Destaco del artículo «Psicópatas» lo siguiente:

«Sin embargo, el narcisismo, la deshumanización del otro, la ausencia de compasión, la manipulación, no son síntomas de un déficit de neurotransmisores, sino conductas moralmente malvadas que todos podríamos llegar a desarrollar en ciertas condiciones. Y de hecho la inmensa mayoría de los psicópatas jamás saldrán en las noticias, y estarán entre nosotros con apariencia de normalidad.
[...]
»¿Ha dejado este artículo de sonar a psiquiatría y a parecer teología? Es porque la psicopatía nos ofrece un modelo empiricamente estudiable de lo trascendente en nuestra vida, de la importancia personal y social de la metafísica. Y nos ofrece una prueba palpable del error roussoniano.
»Una cultura individualista termina potenciando el egoísmo, y eso lo vemos día a día. Cuando hay predisponentes congénitos o traumáticos que favorecen la aparición de la psicopatía, esa atomización social y personal la hace aflorar con mayor facilidad y fuerza en esa persona concreta.
»Puedo terminar tranquilamente este artículo afirmando que el psicópata no es más que aquel que ha escogido el camino satánico de ser como Dios, de hacer girar sobre sí toda su vida, de cerrarse a los demás hasta el extremo de verlos como objetos y no como prójimos.
»Y la apostasía generalizada, la pérdida de una moral natural y objetiva y de los lazos familiares y comunitarios contribuyen a facilitar la manifestación de esas tendencias en Occidente.
»La liberación del hombre de todas sus ataduras tal vez lo que nos esté revelando no es un santo, sino un monstruo. Tal vez algunas de esas normas tenidas por ataduras esterilizantes, en realidad eran correctores de nuestros malas inclinaciones innatas (¿es el hombre el lobo del hombre?); caminos que nos llevaban al Bien.
»Dios no quiera que con el tiempo, nuestra cultura moderna no acabe convirtiéndonos, en sí misma, en una sociedad psicópata.»

Vale la pena leer con detenimiento el artículo completo. No son locos. El problema es que, al haber leído poco tiempo antes la biografía de Omar Bello, se me empezaron a poner los pelos como escarpias. Curiosamente este artículo salió al poco de que Wanderer citara y colgara la copia de la biografía de Francisco. ¿Casualidad? ¿Crítica velada? ¿Aviso a lectores perspicaces?

Anónimo dijo...

Me di cuenta que era un psicopata un mes despues de su eleccion.
Hacia pocos meses que habia leido , providencialmente, el librito, EL JEFE PSICOPATA : Radiografia de un depredador.
Supe algunas pocas cosas de su pasado, y observe sus primeras actitudes luego del 13 de marzo.
Reafirme mi convencimiento leyendo el libro de Omar Bello, sobre la personalidad de Bergoglio.
Luego, por si hiciera falta, hizo centenas de cosas, como las descriptas en el articulo.

Un psicopata, que no es un enfermo, que quede esto claro, NO ES NI SIQUIERA UN HEREJE.

La descripcion del articulo es suficientemente clara, aunque creo que le falta subrayar mas una caracteristica fundamental.

Esta es que un psicopata es un MENTIROSO, como EL PADRE DE LA MENTIRA.

Un psicopata NO ES NI SIQUIERA UN HEREJE porque NO PROFESA RELIGION ALGUNA.

VALE LA PENA DISCUTIR LA CUESTION DE LA AUTORIDAD DE UN NN PARA ESTABLECER SI ES VICARIO DE CRISTO ?

Anónimo dijo...


Anónimo

del 23 de enero de 2016, 1:51..

Eso es una opinión aislada , o generalizada por multitudes .....

Anónimo dijo...

En cuanto al tema litúrgico, Ex Orbe da en el clavo a mi criterio, agregando de mi parecer y entender que esto abre las puertas a que entre los doce pueda haber travestis (Loki ya lavó los pies de un@) y públicos y notorios homosexuales/lesbianas; como así también el diaconado para mujeres. Loki y sus mandantes no son improvisados: saben muy bien donde quieren llegar.

Drakkar

Anónimo dijo...

Todo puede cambiar si observamos la presencia de este Papa desde otro punto de vista. Creo que este Papa es una clara manifestación del estado actual de la Cristiandad, que ha alcanzado su punto más bajo. Todo lo que aquí y en otros posts de Wanderer se dice del Papa Francisco en realidad deberíamos observarlo como algo que nos concierne directamente. Nada escapa a la Misericordia Divina, ni siquiera la aparición de este Papa. Muchos dicen que los pueblos tienen el gobierno que se merece, y si esto es así entonces también debemos concluir que Francisco es el Papa que la Cristiandad de hoy se merece, o al menos que personifica el estado de profunda caída en el que hoy nos encontramos, todos, sin excepción. Me parece que tenemos una oportunidad única de mirarnos a nosotros mismos e identificar cuánto nos hemos alejado de Cristo. Mientras sigamos poniendo el error y el pecado afuera de nosotros estaremos desperdiciando una oportunidad excepcional, una oportunidad de purificarnos antes de la inminente llegada de nuestro Salvador.

Anónimo dijo...

Anónimo de las 12:38, ¿ cómo sabe que es inminente la llegada de Nuestro Señor ?

Anónimo dijo...



Por el tema del video del Papa ..
le sugiero eso , de parte de un neurólogo ....

https://es.wikipedia.org/wiki/Tic...

Anónimo dijo...

Otra muestra más de la actualidad de la Iglesia. Monseñor Karcher, acaba de confirmar que tendremos el "primer santo ciento por ciento argentino", refiriéndose al Cura Brochero.
Evidencia de la manipulación del lenguaje, del falseamiento de la historia y de la calaña de estos sujetos.
No pueden ni siquiera mencionar al santo argentino Héctor Valdivielso Sáenz, fusilado por en la revuelta de Asturias por los rojos asesinos, ya que sería políticamente incorrecto mencionar que antes de la guerra civil de España, el comunismo había ya instalado la muerte y la persecución por el sólo hecho de profesar la Fe de la Iglesia (esa que decimos que nos honramos de profesar).
Basuras son, sólo eso. Y como todo el mundo, tendrán que rendir cuentas alguna vez y no ante cualquier cómplice.
Alguien que hubiera sido fusilado o masacrado si hubiera vivido en la España de los años 30'. Por ir a misa.

Anónimo dijo...

comparto el comentario del anónimo de las 12:38

Anónimo dijo...

El Papa Francisco ya lavó los pies de una musulmana (¿creería esa musulmana en la divinidad de Jesús?. ¿En la Eucaristía instituida en esa última cena?. ¿Tendrá alguna remota idea de por qué le lavaron los pies?.). Así que no nos vamos a despeinar porque se laven los pies a mujeres cristianas.
Lavapies a una musulmana

Anónimo dijo...

También en vena litúrgica:
la semana pasada un grupo de luteranos finlandeses oyó Misa en la Basílica de San Pedro. Al momento de la comunión, se acercaron, concientes de no poder comulgar -y no deseándolo- para recibir una bendición del sacerdote. Y así se lo hicieron saber al sacerdote católico. Este, no obstante, le dió la comunión a todo el grupo, obispo luterano incluido.
Comunión pública a luteranos en San Pedro

EM dijo...

Anónimo del 23 de enero de 2016, 17:05:

con la premisa de que no soporto ni a Francisco ni a sus adláteres como Karcher, le comento que la "argentinidad" de San Héctor Valdivielso fue in invento de Cacho Caselli y de Carlos Menem.

Es verdad que nació en la ciudad de Buenos Aires, por lo tanto es argentino, pero su familia volvió a España. Se formó allí y entró en la congregación de los Hermanos de las Escuelas Cristianas.

Su causa fue elevada por los lasallanos y en Argentina no teníamos ni idea de quién era.

Ésa es la realidad.

De hecho Brochero será canonizado junto a un cristero tan políticamente incorrecto como los mártires de la guerra civil española.

Brochero nació en Argentina, se formó aquí y desarrolló su ministerio en este país, teniendo devoció y siendo promovida su causa aquí.

Saque Ud sus conclusiones, pero sin condicionamientos.

Un hijo de la Iglesia dijo...

Opino que el perfil psicológico de Francisco es lo menos importante de la cuestión.
Que el hombre es "rarito", muy "rarito", salta a la vista, pero el problema grave no es ese, sino la evidentísima conciencia descatólica (no sé qué palabra usar) que tiene, y, lo que para mí es especialmente preocupante, que, no obstante ello, los cardenales lo hayan nombrado Vicario de Cristo.

Anónimo dijo...



Anónimo

23 de enero de 2016, 17:05......

Deje la hipocresia de costado , pues , mas allá del " lapsus " ( gordo ) de Karcher , quien sabía en Argentina ( dentro de los católicos , incluyendo el clero ) , antes de su béatificación , quien era Héctor Valdivielso Sáez, San Benito de Jesús , mártir ...

Tambien me acuerdo de la reacción de un Santo cura , el día de la béatificación de
Laura Vicuña ( a la cual tengo mucha devoción ) como diciendo : " quien es esta ..no la conozco ."

BJP

Anónimo dijo...



para EM

Tambien el Papa Francisco hace cosas " políticamente incorrectas "...........

Anónimo dijo...

Dar la impresión de que todo este "descalabro bergogliano" es responsabilidad del propio personaje es una trampa Don Wanderer, por favor no caiga en ella.
La iniquidad es más organizada, "universal" y siniestra.
Está todo bien calculado y bien pensado, se enmascaran muchos daños en una supuesta "frescura" y espontaneidad de Bergoglio, otros más graves necesitan ser enmascarados en una supuesta improvisación o en hasta una supuesta ignorancia del personaje, pero es una falacia, un acto.
Está todo bien calculado, en el impacto, las formas, el daño a producir y en el pie que se da hacia el próximo escalón de la "autodemolición".

R.

Anónimo dijo...

a propósito de la transcripción que hace el anónimo del 22 de enero de 2016, 19:04 de Castellani: en la semana le oí decir a un cura en la basílica de San José de Flores que la Iglesia había jorobado desde siempre con el asunto del sexo, que había que terminar de andar confesado "pecados" sexuales, que era hora de terminar con todos esos prejuicios Y QUE LOS NUEVOS TEÓLOGOS YA DESCUBRIERON que el sexo siempre es algo bueno salvo que se perjudique a un tercero, y que nunca hay pecado en el sexo ni nada de que arrepentirse porque somos seres sexuados y el placer es algo bueno y querido por Dios. Así que damas y caballeros a fornicar o masturbarse sin culpa que los actos impuros y la lujuria son puro verso.



Anónimo dijo...

Anónimo de las 2:07,
lo que usted dice es así. Para muchos sacerdotes católicos, parecería que el sexto y el noveno se han derogado. Ahora bien, esto es parte de una corriente mucho más grande, y que explica casi todo lo que está pasando. Una corriente que considera que la Iglesia debe calcar el pensamiento 'políticamente correcto' de las élites progresistas occidentales. Es decir: el sexo consensual entre adultos es siempre un bien, la autonomía del individuo contra la represión es un bien, hay que salvar el planeta y jugarse por la ecología, los más pobres y desposeídos del mundo son un dedo que nos acusa y hay que elegirlos por sobre los demás, etc.. Más allá de que algunas de estas causas sean atendibles, ¿por qué los sacerdotes católicos han hecho de este programa progre su nuevo credo?. ¿Por qué han descartado las instrucciones reveladas por un Dios trascendente, y han adoptado en su lugar este credo humanista circunstancial?. Creo que la única explicación posible es esta: son gente que tiene una vocación de hacer el 'bien' (no nos metamos acá a definir el 'bien'), y, por otro lado, han llegado a la conclusión de que ni la Revelación, ni el Dios Trascendente, son lo que dicen ser. Es decir, han dejado de creer. Pero han dejado de creer de manera sistemática y programada, por lo que les enseñan en los seminarios. Los seminarios han adoptado –según creo- el método histórico crítico sin beneficio de inventario. Y lo dan como un hecho. Por tanto, si los Evangelios son un recocido al que llegaron unas comunidades de fieles, luego de muchas décadas de macerar unas tradiciones orales, y de modificarlas a la luz de su experiencia, concluimos que no es posible saber nada concreto sobre Jesús (más allá de que fue un gran maestro de moral. Como el Buda. Como Mahoma.). De una moral que estaba, lógicamente, prisionera de las costumbres y de la cultura del pueblo judío de ese tiempo. Por tanto, el mensaje cristiano deberá ser despojado de toda adherencia propia de otra cultura y tiempo, y esa esencia que nos quede, ese concepto vago del ‘bien’, deberá revestirse -usando el sentido común-, de las características que hagan valioso –e inteligible- ese mensaje para el hombre actual. Y es ahí en donde creo que estamos. Por otro lado, los pastores de los templitos evangélicos son grasas, no han pasado por la facultad ni por un seminario, y entonces no tienen empacho en citar la Biblia, y en hablar de Satanás, y del Pecado. Y consiguen así que mucha gente con hambre espiritual los siga, y que los Obispos católicos se interroguen sesudamente sobre el fenómeno de ‘las sectas’.
(Contra este fenómeno del dominio absoluto y dictatorial del método histórico crítico en los seminarios y universidades católicos se levantó Benedicto XVI. Y lo dijo de manera absolutamente explícita en sus trilogía “Jesús de Nazareth”, identificando a cierto tipo de biblista con lo demoníaco. La estructura, por supuesto, primero lo neutralizó, y luego lo eliminó).

Anónimo dijo...

coincido totalmente con el comentario d las 10.31

Anónimo dijo...

Muchos gobernantes actuales son psicópatas. Así lo parecen los más publicitados como la Clinton y nuestra Cristina, quién según los diagnósticos mediáticos es bipolar; así los que han ordenado tantas masacres en nuestro tiempo como también los que hacen el papel de reaccionarios. Todos dementes.
Si comparamos la Nación con un árbol cuya vitalidad debe conservarse en el tiempo, las distintas facciones políticas podrían discutir como podarlo, regarlo, sanearlo; pero hete aquí que la facción triunfadora le aplica el hacha en la raíz, lo tumba y hace leña de él convenciendo a la gran mayoría de que han hecho un cambio histórico (que significa muy bueno, superador y favorable), eso sí con coraje ante los grandes desafíos. Dementes.
Pero no basta ser psicópata para hacer leña del árbol, quien lo hace tiene que ser perverso.
Si subimos al peldaño de la Religión y vemos que nada menos que la Viña del Señor es atacada en su raíz, y quien lo hace muestra los rasgos propios de un psicópata, que es lo que se ve, por el objeto atacado se infiere la perversión que no se ve; o al menos no fácilmente, aunque es de fácil aprehensión por una cuestión de reduccionismo.
Recurriendo a las conferencias del Padre L. Castellani reunidas en el libro: “Psicología Humana”, que se puede bajar de aquí:
http://disenso.info/wp-content/uploads/2013/07/Psicologia-humana.-Leonardo-Castellani.pdf
En el capítulo III “La Integración” trata las definiciones y límites entre lo normal y lo anormal, como así lo que es una alteración de la psiquis y lo que es una afección espiritual.
No pretendo con la lectura de un capítulo de un libro “hacer diagnóstico”, no soy un especialista, más bien un ignorante ilustrado, altamente preocupado no tanto por sí mismo como por muchos, empezando por el entorno familiar estupefactos y perplejos. Participo estas consideraciones teniendo claro lo que veo y de lo que se trata, mirando con un ojo los hechos y con el otro las profecías.
La Providencia, así como nos dio un Jorge Mario, nos dio un Castellani. Transcribo algunos párrafos y tomo de él el discernimiento que creo le caben a los hechos que nos tocan vivir.
En la página 46 escribe:
“La normalidad tiene un solo grado y la anormalidad tiene muchos grados; y en los grados superiores, en los anormales espirituales”.......”ningún sistema behaviorista, basado en la sola observación externa, podrá cubrir todo el campo de la Psicología humana, y se le escaparán por lo menos dos misterios: el misterio de la santidad y el misterio de la perversidad”
En la página 48:
“Perversión significa una cosa total y su asiento está en el espíritu, no en la psiquis ni en el cuerpo. Yo (Castellani) me he topado en mi vida con la anormalidad y con el satanismo o demoniosis o perversidad o maldad y se perfectamente que son diferentes”
En la página 51:
“La normalidad es la integración, un equilibrio dinámico; la anormalidad es la desintegración, siempre que no sea dominada, en estos grados: neurosis, aberraciones o degeneraciones, psicosis y perversión.

Ramón I Agüero - Sigue

Anónimo dijo...

En las páginas 59/60:
“... concretándonos a lo demoniaco espiritual sus características son las siguientes:
1°- el mutismo, la reserva absoluta, el encierro del alma. El Evangelio habla de hombres que tienen un demonio mudo. El demoniaco no puede abrir su interior a los demás, y lo que es más curioso, ni siquiera a sí mismo: no puede examinarse, no puede juzgarse, no puede mirarse siquiera, corre una cortina de humo entre su mente y su corazón.
2°- la proyección malvada de sí mismo: el demoníaco acusa a los demás de sus propios pecados, se descarga de ellos en el prójimo, a veces por medio de las calumnias más inverosímiles.
3° (y que las comprende a todas) —la angustia ante el Bien: como el santo se angustia instintivamente ante la maldad, el demoniaco se angustia instintivamente ante lo santo, lo huele desde lejos con ese instinto que se llama “hierognosia”. El Evangelio narra que cuando Cristo pasaba los demoniacos gritaban: “¡Vete de aquí! ¿Por qué nos molestas? ¿Qué tenemos que ver contigo? ¡Sabemos quién eres, oh Santo del Señor!”
......” Esa “angustia ante el Bien”, calzada en una soberbia infinita, se manifiesta en las siguientes formas:
1°- el demoniaco no hace crímenes groseros: los hace hacer por otros, los inspira.
2°- el demoniaco vierte continuamente un veneno invisible; donde él esta se producen perturbaciones, incluso sociales.
3°- el demoniaco atrae a la gente y la repele a la vez; tiene un misterioso poder de fascinación.
4°- el demoniaco hace acciones enteramente incomprensibles, cuya motivación escapa a todos; el marqués de Sade salvando de la guillotina a sus suegros.
5°- el demoniaco distingue al santo, y lo señala con su desprecio infinito y su odio gratuito.
6°- el demoniaco odia gratuitamente: esta es la gran señal, pero su odio es frio, contenido y calculador por lo mismo que es infinito y espiritual.”
..........................................................................
Creo que a estos hombres que gobiernan la iglesia les pasa como a Lutero quien fue un fracaso de espiritualidad, transformándose en reformador. En vez de reformarse ellos se ponen a reformar la Iglesia.
La persecución de Cristo la hicieron aquellos fariseos hasta darle muerte, la persecución final de la Iglesia fiel, peregrina y doliente, la están haciendo estos fariseos, también hasta darle muerte. La iglesia corre la suerte de su Maestro completando la obra redentora en la Cruz con Él.

Ramón I. Agüero - Fin

Epiphanio dijo...

Lamentablemente el fuso horario no me permite intervenir apenas se publica un post.
A proposito del argumento en question queria solo decir que lo de la psicosis se asemeja y se relaciona con un post ya publicado sobre el "resentimiento", de hecho un blogger hizo referencia a un capitulo de la "Psicologia humana" de Castellani en el cual se tratava de las caracteristicas de la persona resentida, como el emperados Tiberio. Tales caracteristicas, entonces, se relacionarian con las del psicopata, si no son las mismas. Cierto, son temas muy interesantes para explicar en algun modo la existencia de un Papa demoledor y sobrellevar el peso de un personaje como Bergoglio. Es una razon explicativa, como es tambien una razon la tesis de las irregularidades de su eleccion, que en particular no comparto. De hecho, al fin, el unico que puede parar la marcha de Bergoglio & co. es Nuestro Sennor Jesucristo, a nosotros nos tocaria resistirle mientras trabajamos por nuestra santificacion personal. Es mejor que cuando Cristo vuelva "nos pille confesados", decia Castellani. Saludo al sr Wanderer y a los participantes de este blog.

Man With No Name dijo...

wanderer, se le olvido otra característica del psicópata, la gran capacidad para manipular a los demás, y en eso bergoglio ha sido muy exitoso.

Anónimo dijo...

(Contra este fenómeno del dominio absoluto y dictatorial del método histórico crítico en los seminarios y universidades católicos se levantó Benedicto XVI. Y lo dijo de manera absolutamente explícita en sus trilogía “Jesús de Nazareth”, identificando a cierto tipo de biblista con lo demoníaco. La estructura, por supuesto, primero lo neutralizó, y luego lo eliminó).


ah jajajajajaja benedicto.... ´por favor
anónimo si usted gusta de tragarse ese cuento no pretenda que nosotros también lo hagamos.

Anónimo dijo...

Anónimo de las 3:51,
¿usted leyó los libros de Benedicto sobre Jesús de Nazareth?. Porque ahí está lo que yo digo. No hay que tragarse nada. Hay que ir y leer.

Jaime dijo...

Parece claro que cuando un presidente asume un encargado de la AFI ex SIDE, le debe acercar la única copia de su dossier y lo mismo sucede con el papa. A partir de ese momento se va armando un dossier de mayor calibre, en el que no hay chismes sino hechos concretos de las acciones del papa.
Dicen que Juan XXIII en ese acto descubrió que había sido sospechado de modernista cuando era joven.
Eso le pasó también a Francisco.
De todos modos parecería que Kolvenvach dio en el clavo.
Pero siendo ya papa y notorio psicópata no parece significativa esa apreciación de la autoridad máxima jesuítica. Estos criterios ersn importantes cuando no existía internet y nadie conocía al otro, salvo por informes.

Anónimo dijo...

Los de THE REMNANT no llegan a tanto como se dice aquí, pero ya empiezan a ver que como mínimo tiene un tornillo flojo:

«¿Está Francisco en su sano juicio?»

Anónimo dijo...

http://www.lanacion.com.ar/1865136-papa-francisco-suecia-martin-lutero-500-anos-reforma

Anónimo dijo...

31/10/2016 El jefe will commemorate together with Lutheran brothers, in Sweden, the anniversary of the Reform, end of the game. God have mercy on us.

J.M.Tenreiro dijo...

Coincido con lo que otra persona ha expresado anteriormente : Lo que sucede en el mundo y en la Iglesia es la consecuencia de haberse desvirtuado esta sociedad en la que vivimos, al igual que la sal de la parábola. Tanto progreso no ha servido más que para apartarnos de Dios y olvidarnos del prójimo.
No me importa quién sea Francisco pero me compadezco del triste papel que le ha tocado representar en esta hora. También Judas, uno de los elegidos, ha tenido el suyo en la Redención pero no por eso lo maldecimos.
No sé si Francisco tendrá un sucesor pero no es difícil intuir de que antes de que eso suceda ha de ocurrir algún cataclismo horroroso y sobrecogedor. Más que lo que se pregona desde Santa Marta, que lo tratado en el Sínodo de la Familia o cualquier innovación de la Liturgia, me preocupa grandemente el crimen del aborto del que nadie habla, y menos desde Roma, y que -estoy seguro- ocasiona al Señor un dolor sólo comparable con de su Pasión y Muerte, al ver que Satanás y sus sicarios le arrebata millones de almas creadas para su Reino y redimidas con su Sangre. Y no me refiero a los niños inocentes asesinados sino a sus madres y a todas las personas que intervienen tan abominable crimen. En las preces de la Misa podemos invocar a unos y a otros aunque el celebrante no lo haga, y mucho habremos adelantado.
No censuro a cuantos se escandalizan por cuanto vemos y oímos en este mundo sodomizado. Lot y su familia también vivían torturados pero el Señor ha querido rescatarlos a tiempo, excepto a su mujer que echó de menos por un instante lo que atrás dejaba. Además de ser pocos no seamos mal avenidos.
Y mientras tanto permanezcamos " alegres en la esperanza, pacientes en la tribulación y perseverantes en la oración ".

Anónimo dijo...

Dice el sr.Tenreiro

"Judas, uno de los elegidos, ha tenido el suyo en la Redención pero no por eso lo maldecimos".

MALDECIR: es DECIR MAL.

Por eso Nuestro Señor dijo de Judas: "Más le valía no haber nacido" .

NB.El triste papel que le ha tocado a Francisco es EL QUE ÉL QUISO (Necesaria o culpablemente)

NO ES INIMPUTABLE.