sábado, 9 de abril de 2016

Y al final de camino, nada

Como San Juan de la Cruz que, cuando alcanzó la cima del Monte Carmelo se encontró con NADA, así también nosotros después de terminar al largo “camino sinodal”, como le gusta decir al papa Francisco, nos encontramos como nada.
Ayer leí la exhortación apostólica Amoris letitia, de cabo a rabo y la verdad es que, tal como varias veces dijimos en este blog, es más de los mismo, dicho en lenguaje bergogliano que, debemos reconocer, es el único que entiende el hombre contemporáneo, aunque ese hombre no vaya a leer jamás semejante mamotreto.
Se trata de un larguísimo documento, escrito a varias manos. Esto es más que evidente. En el capítulo IV se hace un interesante análisis del famoso himno paulino del amor, con abundantes recursos al texto griego y correspondencias con el Antiguo Testamento. Eso, por cierto, no pertenece al pontífice argentino que escasamente domina el cocoliche porteño. Las múltiples intervenciones de su pluma son fácilmente reconocibles. Por ejemplo, el alto contenido teológico que aparece en esta expresión: “[el cónyuge] Es el compañero en el camino de la vida con quien se pueden enfrentar las dificultades y disfrutar las cosas lindas”. (163). O en esta otra: “Sabemos que a veces estos recursos alejan en lugar de acercar, como cuando en la hora de la comida cada uno está concentrado en su teléfono móvil, o como cuando uno de los cónyuges se queda dormido esperando al otro, que pasa horas entretenido con algún dispositivo electrónico” (278).
La vena poética del pontífice que se manifiesta en la inclusión de un poema de Benedetti: «Tus manos son mi caricia / mis acordes cotidianos / te quiero porque tus manos / trabajan por la justicia. / Si te quiero es porque sos / mi amor mi cómplice y todo / y en la calle codo a codo / somos mucho más que dos». (181). Para los argentinos, esta poesía nos resuena como la canción ícono del destape homosexual de los ’80, interpretada por Sandra Miahanovich, lesbiana pública.  Y Tulio quedaría deslumbrado ante este construcción retórica: “El problema es que el deslumbramiento inicial lleva a tratar de ocultar o de relativizar muchas cosas, se evita discrepar, y así sólo se patean las dificultades para adelante” (209).
Si vamos al fondo de la cuestión y nos escapamos de la trampa de los titulares periodísticos, el documento pontificio tiene varios aspectos positivos que, más allá de mis críticas a su autor, es importante destacar.
1. Es muy claro acerca de algunos temas a los que podría haber evitado o hacerse el distraído. Vemos algunos casos. Refiriéndose a la a la teoría del género y la pretensión de imponerla en todos los ámbitos, dice: “Una cosa es comprender la fragilidad humana o la complejidad de la vida, y otra cosa es aceptar ideologías que pretenden partir en dos los aspectos inseparables de la realidad. No caigamos en el pecado de pretender sustituir al Creador. Somos creaturas, no somos omnipotentes (56).
O bien, tal como han proclamado los medios de difusión, se pronuncia a favor de la educación sexual de los niños, pero lo hace muy bien: “282. Una educación sexual que cuide un sano pudor tiene un valor inmenso, aunque hoy algunos consideren que es una cuestión de otras épocas. Es una defensa natural de la persona que resguarda su interioridad y evita ser convertida en un puro objeto. Sin el pudor, podemos reducir el afecto y la sexualidad a obsesiones que nos concentran sólo en la genitalidad, en morbosidades que desfiuran nuestra capacidad de amar y en diversas formas de violencia sexual que nos llevan a ser tratados de modo inhumano o a dañar a otros. 283. […] Es irresponsable toda invitación a los adolescentes a que jueguen con sus cuerpos y deseos, como si tuvieran la madurez, los valores, el compromiso mutuo y los objetivos propios del matrimonio”.
Y es muy claro acerca del famoso “matrimonio homosexual”: “Debemos reconocer la gran variedad de situaciones familiares que pueden brindar cierta estabilidad, pero las uniones de hecho o entre personas del mismo sexo, por ejemplo, no pueden equipararse sin más al matrimonio”. (52)
2. En varias partes del documento insiste sobre un aspecto que considero muy valioso y que es olvidado por todos, tanto tradis como progres. Dice: “Por lo tanto, la decisión de casarse y de crear una familia debe ser fruto de un discernimiento vocacional (72)”. Muchos dirán: “Ya sabíamos que el matrimonio es una vocación”. Sí, pero lo entendíamos siempre como opción a la vocación a la vida consagrada. Lo que el Papa dice aquí es que, porque el matrimonio es una vocación, es un camino de vida propia de los cristianos, y de los cristianos comprometidos. “132. Optar por el matrimonio de esta manera, expresa la decisión real y efectiva de convertir dos caminos en un único camino, pase lo que pase y a pesar de cualquier desafío. Por la seriedad que tiene este compromiso público de amor, no puede ser una decisión apresurada, pero por esa misma razón tampoco se la puede postergar indefinidamente”. “Tenemos que reconocer como un gran valor que se comprenda que el matrimonio es una cuestión de amor, que sólo pueden casarse los que se eligen libremente y se aman” (217). ¿Qué es lo que yo entiendo de estas afirmaciones? Que si alguien no toma al matrimonio en estos términos y está dispuesto a aceptar todos los compromisos que supone, mejor que no se cases. Que se vaya a vivir con tu novia, y después verá.
“¡Pero cómo, dirán algunos, van a vivir en pecado!” Sí, van a vivir en pecado de fornicación, y seguramente falten también al tercer mandamiento porque no irán a misa los domingos, y al noveno, y a varios más. No será el único pecado con el que vivirán. Pero si se casan, sin haber aceptado libremente la vocación cristiana al matrimonio, lo más probable es que en tres años comiencen a vivir en adulterio y comiencen a sumar fracaso tras fracaso, y pecado tras pecado.
Dicho en otros términos: los sacerdotes deberían ser mucho más restrictivos a la hora de admitir a una pareja al matrimonio. Convengamos que la mayoría de los matrimonios que se celebran actualmente son matrimonios nulos, y esto lo puede decir cualquier canonista serio.
3. Lo que todos esperaban es que el papa admitiera públicamente a los divorciados y recasados al sacramento de la eucaristía. Por supuesto, eso no ocurrió. Y se expresa con claridad acerca del divorcio. “Pero otra cosa es una nueva unión que viene de un reciente divorcio, con todas las consecuencias de sufrimiento y de confusión que afectan a los hijos y a familias enteras, o la situación de alguien que reiteradamente ha fallado a sus compromisos familiares. Debe quedar claro que este no es el ideal que el Evangelio propone para el matrimonio y la familia”. (298). O bien: “Obviamente, si alguien ostenta un pecado objetivo como si fuese parte del ideal cristiano, o quiere imponer algo diferente a lo que enseña la Iglesia, no puede pretender dar catequesis o predicar, y en ese sentido hay algo que lo separa de la comunidad”. (297).
Hace un guiño al mundo, jugando con el término “excomulgar”, que la mayoría entiende erróneamente como separados de la comunión eucarística, cuando repite que “A las personas divorciadas que viven en nueva unión, es importante hacerles sentir que son parte de la Iglesia, que «no están excomulgadas » y no son tratadas como tales, porque siempre integran la comunión eclesial”. (243) Eso ya lo sabemos, y no aporta nada nuevo.
He encontrado solamente tres párrafos que habilitarán, seguramente, la manga ancha de muchos curas y obispos en el tratamiento de los recasados:
1. “Hay una cuestión que debe ser tenida en cuenta siempre, de manera que nunca se piense que se pretenden disminuir las exigencias del Evangelio. La Iglesia posee una sólida reflexión acerca de los condicionamientos y circunstancias atenuantes. Por eso, ya no es posible decir que todos los que se encuentran en alguna situación así llamada «irregular » viven en una situación de pecado mortal, privados de la gracia santificante”. (301). El principio es correcto. Hay muchos casos que objetivamente son irregulares pero que, subjetivamente, la persona, acompañada y aconsejada por un buen y sabio sacerdote, puede tener la certeza moral de estar en gracia de Dios. Como dice el Papa, esta es doctrina de la Iglesia y ha sido suficientemente estudiada y fundamentada por los teólogos. Lo que no me suena bien es ese “ya”, como si antes sí se podría haber hecho esa afirmación y ahora, fruto de alguna desconocida evolución en el dogma, ya no.
2. Dice el documento: “Ruego encarecidamente que recordemos siempre algo que enseña santo Tomás de Aquino (Summa theologiae I-II, 94, 4), y que aprendamos a incorporarlo en el discernimiento pastoral: «Aunque en los principios generales haya necesidad, cuanto más se afrontan las cosas particulares, tanta más indeterminación hay […] En el ámbito de la acción, la verdad o la rectitud práctica no son lo mismo en todas las aplicaciones particulares, sino solamente en los principios generales; y en aquellos para los cuales la rectitud es idéntica en las propias acciones, esta no es igualmente conocida por todos […] Cuanto más se desciende a lo particular, tanto más aumenta la indeterminación ». (305)
El Aquinate habla en ese artículo de las posibilidades de conocimiento que tiene tanto la razón especulativa como la razón práctica de la ley natural. El problema es que no sé (y pido si algún lector sabe verdaderamente, lo aclare) si el principio tomista puede ser aplicado al caso. Al estar hablando de la ley natural, es claro que un indígena de la Polinesia, aunque pueda atisbar que la norma general indica la monogamia, su acto particular sea indeterminado, y tenga tres mujeres. Pero no me parece que eso pueda aplicarse a un bautizado que debe conocer muy bien su catecismo y la doctrina de la Iglesia sobre el matrimonio cuando se casa. No me parece que haya aquí posibilidades de “indeterminación” del acto particular, sino más bien de “imperfección” la que, en lenguaje católico, se llama “pecado”, y en este caso concreto “adulterio”, y los adúlteros no pueden comulgar. Me suena entonces, y los especialistas deberán aclararlo, que la referencia a Santo Tomás es tramposa.
3. “El discernimiento debe ayudar a encontrar los posibles caminos de respuesta a Dios y de crecimiento en medio de los límites. Por creer que todo es blanco o negro a veces cerramos el camino de la gracia y del crecimiento, y desalentamos caminos de santificación que dan gloria a Dios”. (305). Una vez más, no está mal lo que dice, pero es darle una navaja a un mono, o a un cura, que suele ser lo mismo. Porque el Evangelio nos dice claramente que todo es blanco o negro: “El que no junta conmigo, desparrama; el que no está conmigo, está contra mí”. No se puede juntar un poquito y desparramar otro poco: o se junta, o se desparrama. Y si, en algún momento se desparramó, hay que confesarse y prometer no volver a desparramar. Esta es la doctrina evangélica y la doctrina de la Iglesia.

Conclusiones:
1. El documento es de mala línea y completamente prescindible. Redactado en el espumoso lenguaje que maneja el Papa Francisco, pasará sin pena ni gloria a los anales de la Iglesia. Pero tampoco podrá ser considerado un documento progresista. Afirma, a su modo la doctrina de la Iglesia, y las innovaciones, si existen, no son más que acentuaciones de las morigeraciones que siempre existieron.
2. ¿Qué efectos tendrá el documento? Ninguno. Se seguirá haciendo lo que se hace desde hace décadas: admitir a los divorciados y recasados a la eucaristía. Les pido a los lectores del blog que levante la mano el que conozca algún cura que le haya negado la comunión a un fiel que vive en adulterio. Difícilmente encontremos algunos. Y el que lo hiciera, al día siguiente aparecería en todos los diarios y sería reprendido por su obispo. Todo seguirá como estaba, y Bergoglio se llevará la palma del misericordioso e innovador, y los aplausos del mundo.
3. Finalmente, el documento deja a varios pagando y a otros desencantados. Quedaron pagando Elizabetta Piqué y el cardenal Kasper, por ejemplo. La primera, a duras penas puede rescatar algunas frases que llevan agua para su molino. El segundo, no sabrá dónde meterse luego de haber afirmado, hace dos semanas, que la exhortación apostólica cambiaría 1700 años de historia de la Iglesia. Sucedió exactamente lo contrario.
Y deja también a varios desencantados. Por ejemplo, a las decenas de comentaristas de este blog que se frotaban las manos esperando un documento hereje y rupturista que provocara un cisma y muchos descalabros más. Nada de eso.

Es teología barata, con un poco de Bucay, otro de Pilar Sordo y adiciones de libros de autoayuda que le sopló el Tucho. Nada más que eso. Es Bergoglio en estado puro. 

79 comentarios:

Anónimo dijo...

Ayuda. Lei solo el cap. VIII. No entiendo esto del .305: "...es posible que, en medio de una situación objetiva de pecado —que no sea subjetivamente culpable o que no lo sea de modo pleno— se pueda vivir en gracia de Dios..."

¿que es eso de culpable?
Q: si me divorcio de mi jermu, y mas que seguro que no voy a tener el 100% de la culpa, ya que de vez en cuando no le pone sal a la comida y ya cumplio 40, y digamos... me caso con otra bruja modelo 90-94, ¿puedo comulgar? ¿eso dice la cita del amoris laetitia?

Ayuda en serio. No es ironia. Necesito algo bien academico. Porfa. Gracias.

Wanderer dijo...

Estimado, no creo que diga eso, pero muchos podrán interpretar eso y mucho más. Lo que yo entiendo es lo siguiente, y pongo como ejemplo un caso que conocí hace añares. Una pareja de gente mayor a la que yo siempre consideré un matrimonio. Misa dominical, fidelidad, vida virtuosa durante décadas, siempre dispuestos a ayudar a quien fuera. Me llamaba siempre la atención la mirada límpida de ambos y el amor que se profesaban.
En un momento me entero que no estaban casados y por eso no comulgaban. Él se había casado siendo muy joven, su matrimonio había durado meses y su mujer lo había abandonado. Tiempo después, se había juntado con la mujer con la que lo conocí.
Cuando me enteré, me escandalicé, y le pregunté a un cura, que era tradi. Y me dijo: "Sólo Dios sabe lo que hay en el corazón del hombre". Me pareció bien la respuesta.
Esa pareja estaba en situación objetiva de pecado pero a mi me costaría mucho creer que no estaban en gracia de Dios. "Por sus frutos se conoce el árbol".

Ludovicus dijo...

Lo de Benedetti es berretísimo.

Pensar que alguien protestaba cuando el gran Pîo II citaba a Virgilio y a Horacio, y tenía que excusarse contestando "rechazad a Eneas, aceptad a Pío"

Esto no es la Edad de Hierro del Papado. Baronio la llamaría la Edad del Cartón o del Tetrabrik.

Ludovicus dijo...

Por cierto, para cuando la Pastoral del Swinger? Como dice Bergoglio, el Evangelio no condena a nadie para siempre, y no se peca mortalmente si no se comprenden los valores de la norma moral...

Anónimo dijo...

Supongo que la situación objetiva de pecado es una aparente donde conviven dos o un divorciado pero que lo hacen de forma casta, "como hermanos" (o es lo que se proponen no obstante las caídas). Si no me quivoco, en tal caso podrían vivir "en gracia de Dios" y comulgar.

Bruno Acosta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

El Panchampla de Su Majestad Dulcinea lo adelantó. No se si con ventaja, pero sí en cuanto a su genio y figura. Elisabeto Kaspaseborrea y Coffcoffcoff, Conde de Humaitá.

Prosopon dijo...

Tal vez pueda ayudar un poco mas con la respuesta y para eso voy a citar textualmente un documento de la congregacion para la doctrina de la fe escrito por el entonces Card. Ratzinger. En el punto 3 aclara que con respecto al sacramento del matrimonio el fuero interno en general no es valido como justificación para la recepción de la Comonión (aúnque no deja de ser valida para la persona la certeza moral de la gracia) porque el matrimonio es escencialmente un acto publico y por lo tanto debe juzgarse en el fuero externo.
Continua...

Prosopon dijo...

3. Muchos proponen que se permitan excepciones a la norma eclesial, basándose en los tradicionales principios de la epikeia y de la aequitas canonica.

Se dice que algunos casos matrimoniales no pueden ser regulados en el fuero externo. La Iglesia no sólo podría relegar las normas jurídicas, sino que debería también respetar y tolerar la conciencia de cada uno. Las doctrinas tradicionales de la epikeia y de la aequitas canonica podrían justificar, tanto desde el punto de vista de la teología moral corno desde el punto de vista jurídico, una decisión de la conciencia que se aleje de la norma general. Sobre todo en el tema de la recepción de los Sacramentos, la Iglesia debería dar pasos adelante y no sólo ofrecer prohibiciones a los fieles.
[...] A este propósito hay que distinguir claramente tres tipos de cuestiones:
a) La epikeia y la aequitas canonica tienen gran importancia en el ámbito de las normas humanas y puramente eclesiales, pero no pueden ser aplicadas en el ámbito de las normas sobre las que la Iglesia no posee ningún poder discrecional. La indisolubilidad del matrimonio es una de estas normas, que se remontan al Señor mismo y, por tanto, son designadas como normas de «derecho divino». La Iglesia no puede ni siquiera aprobar prácticas pastorales [...]
b) La Iglesia, en cambio, sí tiene el poder de especificar qué condiciones deben cumplirse para que un matrimonio sea considerado como indisoluble según la enseñanza de Jesús. [...]
En esta línea se coloca el posterior desarrollo jurídico del Código dé Derecho Canónico de 1983, que otorga fuerza de prueba a las declaraciones de las partes. Conforme a ello, según la opinión de personas competentes, parecen prácticamente excluidos los casos en que la invalidez de un matrimonio no pueda ser demostrada por vía jurídica. Las cuestiones matrimoniales deben resolverse en el fuero externo, ya que el matrimonio tiene esencialmente un carácter público-eclesial y está regido por el principio fundamental nemo iudex in propria causa («nadie es juez en causa propia»). Por eso, si unos fíeles divorciados y vueltos a casar consideran que es inválido su matrimonio anterior, están obligados a dirigirse al tribunal eclesiástico competente, que deberá examinar objetivamente el problema y aplicar todas las posibilidades jurídicas disponibles.
c) No se excluye, ciertamente, que en los procesos matrimoniales sobrevengan errores. En algunas partes de la Iglesia no existen todavía tribunales eclesiásticos que funcionen bien. Otras veces los procesos se alargan excesivamente. En algunos casos se dictan sentencias problemáticas. No parece que se excluya, en principio, la aplicación de la epikeia en el «fuero interno». La Carta de la Congregación para la Doctrina de la Fe de 1994 alude a este punto, cuando dice que con las nuevas vías canónicas debería excluirse, «en la medida de lo posible», toda divergencia entre la verdad verificable en el proceso y la verdad objetiva (cf. Carta, n. 9). Muchos teólogos opinan que los fieles deban de atenerse, también en el «fuero interno», a los juicios del tribunal eclesiástico, aún cuando les parezcan falsos. Otros sostienen que en el «fuero interno» cabe pensar en excepciones, porque en el ordenamiento jurídico no se trata de normas de derecho divino, sino eclesiástico. Este asunto exige más estudios y clarificaciones. A fin de evitar arbitrariedades y proteger el carácter público del matrimonio —sustrayéndolo al juicio subjetivo— deberían dilucidarse de modo muy preciso las condiciones para dar por cierta una «excepción».
Texto completo: http://www.vatican.va/roman_curia/congregations/cfaith/documents/rc_con_cfaith_doc_19980101_ratzinger-comm-divorced_sp.html
Desde el viejo continente...

Anónimo dijo...

Pues tiene usted razón como siempre, Don Wanderer, yo estaba esperando un documento rompedor que hiciera inevitable que acabásemos a garrotazos y me encuentro con un rollazo súper cursi en el que me aconsejan que no deje a los niños todo el día enganchados al móvil.
Y, además, como soy de pueblo no me entero de qué va todo eso de los caminos y los discernimientos pero si que pienso en los dos años de obispos para acá y para allá y los ríos de tinta y el dineral que habrá costado este parto de los montes para dejar todo como estaba , con cada uno haciendo lo que le da la gana.
Pero, claro, ahora resulta que el Señor a la adúltera la invitó a una vida digna. Con lo fácil que me resultaba entender eso de " no peques mas.., "
Voy a intentar eso de la ternura con mi familia que son bastante burros. A ver qué resultado me da.

stranger dijo...

Wanderer,

Dos cosas:

Primero: afirma usted que "Hay muchos casos que objetivamente son irregulares pero que, subjetivamente, la persona, acompañada y aconsejada por un buen y sabio sacerdote, puede tener la certeza moral de estar en gracia de Dios", y me pregunto sinceramente si esto es así. He estudiado teología moral pero solo en sus fundamentos básicos, por lo que tal vez algo se me escape, pero en razón de lo que he estudiado razono lo siguiente: Si la situación es "irregular" ha de entenderse que no hay matrimonio ni natural ni sacramental entre los ayuntados. Luego, todo acto sexual entre los mismos será o bien adulterio o fornicación (dependiendo de si hay o no un vínculo esponsal contraído previamente). Ahora bien, ambos tipos de acto son intrínsecamente malos, con lo cual, siempre que se los elige voluntariamente se incurre en pecado. Si se los elige con conocimiento de su malicia y voluntad deliberada, el pecado es mortal. Al momento de realizar un acto sexual, excepto en el caso de la coerción, no veo como alguien puede escogerlo de ordinario sin que haya voluntad deliberada (¿una pasión irrefrenable? Alguna vez podrá ser, pero no de ordinario en una convivencia "more uxorio"). Piénselo por este lado: ¿cómo puede una persona que habitualmente comete actos fornicarios estar en gracia de Dios? Porque si no hay vínculo matrimonial, sea sacramental o natural, por más que haya hijos, convivencia, fidelidad, etc., el acto sexual no puede sino ser, en el mejor de los casos, fornicación. Recordemos que estamos hablando de preceptos de Ley Natural, con lo cual, la ignorancia nunca es totalmente excusable.

Segundo: Me parece que a usted también se le escapó el texto más crucial del documento: La nota al pie 351. Si se fija en el número 305, verá que este afirma que "A causa de los condicionamientos o factores atenuantes, es posible que, en medio de una situación objetiva de pecado —que no sea subjetivamente culpable o que no lo sea de modo pleno— se pueda vivir en gracia de Dios, se pueda amar, y también se pueda crecer en la vida de la gracia y la caridad, recibiendo para ello la ayuda de la Iglesia[351].", y si va a la desde ahora y para la eternidad célebre nota al pie número 351, verá que dice: "En ciertos casos, podría ser también la ayuda de los sacramentos."

¿Que se sigue? Que si alguien no es plenamente culpable de una "situación objetiva de pecado", podría "en ciertos casos", "recibir la ayuda de los sacramentos". Cosa que la Iglesia, desde su orígenes hasta antes de ayer, rechazaba, "fundándose en la Sagrada Escritura (...) dado que su estado y situación de vida contradicen objetivamente la unión de amor entre Cristo y la Iglesia, significada y actualizada en la Eucaristía. (...) Además (...) si se admitieran estas personas a la Eucaristía, los fieles serían inducidos a error y confusión acerca de la doctrina de la Iglesia sobre la indisolubilidad del matrimonio." (Cf. El Magno Súbito en la Familiaris Consortio)

Pero claro, entre tanto despliegue de verborragia es comprensible que a uno se le escapen cosas.

Sinceramente ya no se qué pensar.

Un saludo.

PS: El caso que usted planteó unos comentarios atrás es, me parece, puro sentimentalismo. Cuando un bautizado se casa, se compromete frente a Dios y la Iglesia, en caso de que el cónyuge lo deje, a BAN CÁR SE LA. Con las ya excesivas facilidades que ha dispuesto Pancho para que salgan las "nulidades", no hay excusas para no resolver la cuestión en el fuero externo-jurídico (que es el que corresponde a las cuestiones matrimoniales, por afectar al bien común y la moral pública), excepto tal vez en algún país donde todavía no haya tribunales eclesiásticos.

Bruno Acosta dijo...

Benedetti no era afín al catolicismo, verbigracia, lo que hace a la cita torpemente peor.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Tras leer esta especie de justificación de las terroríficas barbaridades bergoglianas que uno observan ese documento, solo me queda añadir que, si Bergoglio salió de la República Argentina, es por algo.

Anónimo dijo...

A Wantherer de las 13.13 y de paso para todos. Tantas palabras...estamos perdiendo la lucidez de la Luz de la Verdad.
Dijo el Señor: EL QUE REPUDIA A SU MUJER Y SE CASA CON OTRA COMETE ADULTERIO Y EL QUE SE CASA CON ELLA TAMBIEN LO COMETE"
Y SAN PABLO : "EL QUE COME EL CUERPO DE CRISTO (EN PECADO) COME SU PROPIA CONDENACION",
Lo digo por ese matrimoio anciano que ud. cita Wanteherer que eran muy santos y no comulgaban. Simplemente ERAN OBEDIENTES! Recordar que NUESTRO SEÑOR MURIO OBEDIENTE Y OBEDIENTE DE MUERTE DE CRUZ. Es decir que la obediencia si puede dar esa gracia santificante, presumo en mi propia cultura cristiana que no es tan leida como la de Prosopon al cual no entiendo.
Y me acabo de acordar del Libro Carta del Diablo a su sobrino de Lewis dónde dice que todo lo simple favorece al enemigo (el enemigo que cita Escrutopo, el tio diablo, es nada menos que el mismo Dios). Y todas estas disquisiciones que hacemos y el mismo documento en si no es nada simple (aunque es simplon) y confunde y da argumentos para muchos casos de un lado y del otro cuando en realidad nuestro Señor Fue claro y simple.
No puse las citas del Evangelio y de Lewis pues no tengo tiempo en este momento.
Lo de Lewis esta en las 2 o 3 primeras cartas.
PERO DE NINGUNA MANERA QUIERO PERDER EL HORIZONTE CLARO DE LOS Consejos Evangélicos,sino...dónde vamos a ir a parar....??
Que Maria Esposa del Espiritu Santo nos ilumine a todos.
JUANA

Anónimo dijo...

Esta vez no concuerdo con Ud, don Wanderer: Ahora tendrán argumentos doctrinarios (digamos) para hacer lo que ya hacían. Por ejemplo en la nota 351, referida a aquellos que están (...) "en medio de una situación objetiva de pecado —que no sea subjetivamente culpable o que no lo sea de modo pleno—(...)
[351] En ciertos casos, podría ser también la ayuda de los sacramentos. Por eso, «a los sacerdotes les recuerdo que el confesionario no debe ser una sala de torturas sino el lugar de la misericordia del Señor»: Exhort. ap. Evangelii gaudium (24 noviembre 2013), 44: AAS 105 (2013), 1038. Igualmente destaco que la Eucaristía «no es un premio para los perfectos sino un generoso remedio y un alimento para los débiles» (ibíd, 47: 1039).

En realidad concuerdo con los que dicen que esto es un torpedo bajo la línea de flotación de toda la Teología Moral, porque ya no hay más normas objetivas. Ahora todo será casuistica y relativismo.

Y como leí en un blog del Norte: "The banality of evil. The terror of low expectations. (Or as Eliot might say, this is how Church teaching ends, not with a bang, but a footnote.)" (1Peter5).
Esto es terrible. Y hay algo distinto aquí, porque ya no es totalmente ambiguo. En fin, si usted se queda tranquilo....
A.S.

Anónimo dijo...

Wanderer, aquí Fray Gerundio dice exactamente lo contrario que usted. ¿Tendrá la hombría de bien de poner a disposición de sus lectores lo que el que piensa diametralmente opuesto a usted ha dicho? Porque a mí, me ha censurado. ¿Lo va a censurar también a Fray Gerundio?

https://fraygerundiodetormes.wordpress.com/

"Yo he explicado hoy -con toda solemnidad- a mis novicios y a mis hermanos frailes, que a partir de este mismo día pienso hacer lo siguiente con todo lo que venga de Francisco: lo que esté de acuerdo con el magisterio de siempre, lo aceptaré. Pero lo que esté en contra, lo recontextualizaré y lo rechazaré. Lo siento, pero él se lo ha buscado. Es herética esta Exhortación y es herética esta consideración pastoral que pisotea lo que siempre ha dicho la Iglesia. Eso sí, con cara de buenistas, misericordiosos y buena gente. Así que yo, recontextualizo a Francisco."

Anónimo dijo...

Kasper desilusionado? Si parece escrita por el!
Logró que ya nadie mas se acuerde que existe una Familiaris Consortio, y en especial, su numero 84.

Iac dijo...

Agradezco al Wanderer la lectura del documento y la honestidad de destacar ciertos aspectos positivos que a muchos nos resulta difícil encontrar en el Papa.

En suma, parece que estamos ante un documento que, a pesar de poseer la impronta bergogliana, conserva la característica de muchos de los documentos postconciliares. Y en este sentido, podrá ser invocado tanto para apoyar la doctrina de la Iglesia, como para desvirtuarla. Es más de lo mismo. Pero de los giros coopernicanos y los cambios radicales en la doctrina que muchos vaticinaron, nada de nada...

Reitero mi agradecimiento al Wanderer. He aprendido mucho en este sitio.

Iac

Wanderer dijo...

Anónimo de las 15:13: Tiene razón. La nota a pie de página se me pasó. Demasiado sacrificio es leer el texto para ir también a las notas! Y esa notitia agrava la situación porque sería, según me parece, el único caso en que menciona los sacramentos. Es por eso que insisto, y con esto respondo también a otros comentaristas, que este documento en la navaja en manos del mono y, también, como escribía otro, es dar fundamentos cuasi doctrinales para que se siga haciendo lo que se hacía.
En cuando al ejemplo que puse en el comentario 13:13 hs., allí claramente dije que esa pareja "no comulgaba". En cuanto a su estado objetivo de pecado, y reconociendo que el silogismo que usted hace es correcto, no lo tengo tan claro.
Como dije en el texto del post, agradezco a los que conocen de teología que den su opinión.

Anónimo dijo...

wanderer ...qué comentario pedorro es este de 9 de abril de 2016, 13:13? .Muchos conocemos casos como los que ud plantea.Pero el caso es no la cara de buenos de los supuestos adulteros para creer que están en gracia, sino, que hayan intimamente decidido vivir como hermanos y de esa manera alcanzar el perdón en una confesión y por ende comulgar. Esta es la verdadera práctica de misericordia que deberían realizar los curas.

Iac dijo...

Leyendo algunos comentarios, no comprendo por qué tanto escándalo por un par de citas ambiguas ¡Cómo si no fuese la praxis el dar la comunión a los adúlteros! O como si estuviesemos asistiendo por primera vez a la promoción solapada del relativismo por parte de un documento eclesial que, al haber sido escrito con el mágico lenguaje postconciliar, al mismo tiempo es capaz de apoyar la doctrina de la Iglesia. Eso no es nuevo. Esa moda no la inventó Francisco. Así que de aquí en adelante todo seguirá tan cual. Los curitas seguirán admitiendo irresponsablemnete al matrimonio a jóvenes que solo quieren utilizar una iglesia para tomarse fotos, y estos mismos curitas seguirán diciéndole a los adúlteros que pueden comulgar... Y entonces, ¿Qué es lo que cambia? ¿O es que acaso estamos ante el inicio del relativismo moral? ¡Por favor! ¡Pongan los pies en la tierra!

Iac

Anónimo dijo...


El comentario de Wanderer del

9 de abril de 2016, 13:13

Conozco tres o cuatro casos que son parecido a ese caso , y pienso como Ud...

No olvidamos , que las leyes de la Iglesia son para todos ...Pero los casos ( situaciones ) de nulidad , son individual y intimos .....

Eck dijo...

Hay otros dos motivos de alegría:
-Ha pensado, sobre todo, en los próximos adviento y cuaresma. La lectura y, más aún, el intentar enterderlo (junto con ese monumento filosofico-teologico de la Evangelii Gaudium) es una penitencia de alto valor. Ya veo a curas, monjas, religiosos y movimientarios sufriendo por ello. Y este valor aumentará con lo siguiente:
-Ha dado temas de sobra para la redacción de tesis, tesinas, estudios, libros de espiritualidad, sermones, congresos y etc. de carreristas, pelotas, obispos y cardenales más in por lo menos hasta que venga el siguiente sucesor de San Pedro. Pobres los negros de los redactores y de los tribunales que lo tengan que juzgar.
Fuera de bromas, otra jugada redonda.Ha generado un revuelo impresionante para un parto de los montes, se ha vuelto a poner de victima de los oscuros, malvados miembros de la curia, sabiendo que el victimismo es la mejor manera de ser un héroe para la gilada. Con Kasper estoy impresionado. Es una obra de arte política florentina. El alemán se ha creido que podía ser consejero aúlico,portavoz y privado, y encima publicamente, pero el Jesuita no consiente en ser mangoneado ni influenciado ni mucho menos que lo parezca y solo admite comparsas en el escenario. Ha jugado con él como ha querido y además le ha dado excusas ante el mundo: "mi plan era el de Kasper pero como es un bocazas egocentrico ha puesto en guardia a los retrógrados antes de tiempo y me han impedido seguir mis planes." Y ante los conservadores y otros: "A mi no me controla Kasper ni me presiona." El Papa Sol no admite segundo en su corte.

Anónimo dijo...

Anónimo de las 13:46, una convivencia de forma casta, "como hermanos", NO es una situación objetiva de pecado.

"Situación objetiva de pecado" se refiere a la realidad, no a la apariencia. La apariencia debe ser cuidada por otro tema, el riesgo de escándalo a un tercero que pudiese ver a estas personas yendo a comulgar y creyese que están conviviendo como marido y mujer y no como hermanos.

Anónimo dijo...



La situación objetiva de pecado , NO es la situación " aparente " , pues si es aparente es al contrario subjetiva ...Solamente , los interesados , y los confesores conocen la situación objetiva....

Anónimo dijo...

A ver si puede ser así la cosa: la situación objetiva de pecado es el hecho mismo de la convivencia conyugal de quienes no están casados por la Iglesia. o sea, externamente se presentan como un matrimonio regular pero no lo es (el caso que comentaba el wanderer) o simplemente todo el mundo sabe que no son casados. será también subjetiva cuando no viven como hermanos. si se diera lo primero y no lo segundo (cosa bastante poco probable, aunque hay casos, especialmente en parejas mayores), y la situación no es conocida, tengo entendido que podrían confesarse y comulgar. tal vez se refiera a esos posibles casos la famosa notita.

¿Estaré muy errado? Bueno, cualquier cosa corrijan con caridad que soy muy sensible...ja

house

Martin Ellingham dijo...

El caso que menciona Wanderer encuadra dentro de los “casos de buena fe”, del fuero interno. En tales casos los fieles no deben comulgar, no porque tengan conciencia de pecado mortal -que podrían no tenerla por ser nulo el primer matrimonio y a la vez estar imposibilitados de demostrarlo en juicio- sino por otras razones del fuero externo. La respuesta de FC, 84, que sigue en vigor, es la prohibición de comulgar incluso en esos casos, aunque sean subjetivamente inculpables. Se aconseja la comunión espiritual, pero está prohibida la sacramental.
Podrían estar en gracia, porque son personas que se quieren casar pero no pueden por un obstáculo ajeno a su voluntad, un impedimento de mero derecho eclesiástico (suponiendo siempre, que el anterior matrimonio es nulo en la realidad pero que esto no se ha podido demostrar jurídicamente). Son casos límite, no hay que generalizar, pero podrían presentarse y ya estaban previstos. Si un día llegaran a probar la nulidad del primer enlace o muriese el cónyuge, podrían regularizar su situación por medio de la sanación en la raíz.
Saludos.

Anónimo dijo...

Estimado Iac:

Es verdad que todo seguirá mas o menos igual (o peor... probablemente). Pero creo que ello no nos exime de conocer lo mejor posible la verdad, aunque nada cambie por ello, porque es un valor en sí misma. Y acá lo más importante no es tanto discutir sobre el sentido de las citas bergoglianas, sino profundizar en la verdad sobre el matrimonio cristiano.

me parece...

house

Anónimo dijo...

Después de leer la entrada, iba a comentar sobre la nota al pie (que bien puede considerarse una patada) Nro 351. Ya alguien lo hizo, pero en Clarín (donde vi por primera vez esa mención) está incompleta. Leída íntegramente, es peor:

A causa de los condicionamientos o factores atenuantes, es posible que, en medio de una situación objetiva de pecado —que no sea subjetivamente culpable o que no lo sea de modo pleno— se pueda vivir en gracia de Dios, se pueda amar, y también se pueda crecer en la vida de la gracia y la caridad, recibiendo para ello la ayuda de la Iglesia

Y aquí continúa la nota: En ciertos casos, podría ser también la ayuda de los sacramentos. Por eso, «a los sacerdotes les recuerdo que el confesionario no debe ser una sala de torturas sino el lugar de la misericordia del Señor»: Exhort. ap. Evangelii gaudium (24 noviembre 2013), 44: AAS 105 (2013), 1038. Igualmente destaco que la Eucaristía «no es un premio para los perfectos sino un generoso remedio y un alimento para los débiles» (ibíd, 47: 1039).


No. No es buena la exhortación. Está muy mal. Y sin saber si es cierto lo de María de la Divina Misericordia, viene acertando bastante. Miren lo que dijo el 23 de diciembre de 2012:

Mi muy querida hija, muchos de Mis servidores sagrados, están por enfrentar un terrible desafío. Éste consistirá en que se les convencerá para escoger uno de dos caminos diferentes. Dependerá de cada quién, por su libre albedrío, cuál de los dos caminos debe escoger. Porque la abominación se dará a conocer, dentro de poco tiempo.
Muchos de Mis servidores sagrados al principio, no reconocerán inmediatamente qué es lo que está pasando. Será hasta cuando lean las cartas a ellos dirigidas, enviadas por los que están en puestos/posiciones importantes, cuando encuentren dificultades.
Aquéllos que se mantienen en Mi Santa Palabra, entregada al hombre mediante el Regalo de la Santa Biblia, serán desafiados y les insistirán para que acepten modificaciones (enmiendas). Estas modificaciones les serán dadas, con la expectativa de que las asimilen y que las acepten como La Verdad. Ellas equivalen una cosa:
Ellos presionarán a Mis Santos servidores sagrados, a aceptar la tolerancia al pecado.
Se les dirá que Dios es un Dios siempre Misericordioso y que Él ama a todos. Sí, esta parte es verdad. Pero después se les darán instrucciones para establecer leyes que ante Mis ojos son una abominación. La unidad de la familia y la destrucción de ésta, constituirán el comienzo de todo.


Tirosa Laire

Andrea Greco y Fernando Álvarez dijo...

Don Wander me parece que se quedó corto en este caso. Creo que la cosa es más grave y profunda. Me convencen más los análisis de Adelante la Fe, por ejemplo el de Christopher Ferrara de Remnant http://adelantelafe.com/papa-francisco-la-exhortacion-apostolica-la-la-conciencia-individual/; el de Voice of the family http://adelantelafe.com/los-catolicos-no-pueden-aceptar-elementos-la-exhortacion-del-papa-amenazan-la-fe-la-familia/; el de John Vennari para Catholic Family News http://adelantelafe.com/exhortacion-papa-francisco-promueve-una-etica-situacion-subvierte-la-teologia-moral/; el de Rorate Caeli http://adelantelafe.com/amoris-laetitia-conflicto-la-fe-catolica/
En fin, seguramente habrá mucha tela para cortar, lamentlabemente.

Gregorio de la Banda Oriental dijo...

Wanderer: lo felicito por el análisis, estoy de acuerdo.
Sigue siendo para mi una incógnita este Papa. Tiene la capacidad de dejar a todos, o casi todos contentos.
Los progres, piensan que con alguna cita ambigua se les a dado autorización para legalizar los atropellos que de hecho ya realizan,
Los conservadores, van a justificar que el documento no cambia en nada la doctrina.

Personalmente me sorprendió, que afirme en forma bastante contundente (dentro de sus posibilidades)la oposición a la ideología de género. Su referencia en forma negativa a los divorciados vueltos a casar, y a los homosexuales.
Esto no lo esperaba, y para mi es un gol del Papa, que no se como lo pueda tragar Kasper and company.

Realmente, en el sínodo y en este documento queda patente que a
Bergoglio no lo manejan, se maneja solo y no hay quien pueda con él.

Dios quiera se complete su vaticinio sobre la incorporación de la Fraternidad, y ahí seguiremos dando gracias a Dios por obrar misteriosamente en su Iglesia.

Esta es una prueba más de que la Iglesia le pertenece a El, y ni las puertas del infierno prevalecerán sobre ella.

saludos a todos


La Esposa de Gregorio de l Banda Oriental dijo...

Querido Wanderer, nosotros si Usted nos permite, queremos tomar esta página como Magisterio Ordinario de la Iglesia, es posible?

Anónimo dijo...

Como dijo un comentarista, gracias por haberse tomado el trabajo de leer el documento, cosa que nunca haré. Y darnos así una idea equilibrada sobre él. Y también a quien mencionó la nota 351, y el comentario de W a dicha nota. Y a M. E. por su acotación.

Supermercado La Anónima

Anónimo dijo...

Y de que sirve la comunión espiritual, si igual están en pecado? ese verso de la comunión espiritual es lo mismo que las nulidades, inventos modernistas.

Anónimo dijo...

En otra vena, este comentario que leí por ahí, me parece de lo más acertado que se ha dicho:

«"El Papa incorporó también frases de escritores e intelectuales como Eric Fromm, Martin Luther King, Jorge Luis Borges, Octavio Paz o Mario Benedetti, de quien copia el verso: "Si te quiero es porque sos/mi amor, mi cómplice y todo/y en la calle, codo a codo/somos mucho más que dos" para hablar del amor conyugal".
Esto pasa por tener como único material de lectura la agenda de las Paulinas...»

Supermercado La Anónima

marcos dijo...

Don Wanderer : yo vivo en un pueblo del interior.Aca nadie de los que van a Misa saben que es ser tradi,neocon o progresista .Para el comun de los fieles lo que diga Pancho the first,es santa palabra.No imagina usted las burradas cosmicas que dicen los catequistas ,quienes repiten cada cosa que dice Jorge Mario ,sin compararlas ni un segundo con las enseñanzas de siempre de la Iglesia.
Ahora, con este cuadro de situacion que supongo se repite en el 95 % de las parroquias del pais : tiene usted idea lo que sera interpretar para llevar a la practica este nuevo engendro francisquista ????
A mi humilde entender,esto traera mas confusion, mas comuniones sacrilegas,mas adulterios ,mas situaciones de pecado mortal en definitiva.
Y usted cree que no se hizo lo que Kasper queria ??? Cree usted que este documento no tendra ninguna consecuencia ???......
Que El Señor Todopoderoso conserve su optimismo .
Con el mayor de los respetos.

criollo y andaluz

Anónimo dijo...

Se les dirá que Dios es un Dios siempre Misericordioso y que Él ama a todos. Sí, esta parte es verdad. Pero después se les darán instrucciones para establecer leyes que ante Mis ojos son una abominación. La unidad de la familia y la destrucción de ésta, constituirán el comienzo de todo.
esto es desde hace cincuenta años mas o menos
pero recién ahora se lo dice, medio tarde no?

Anónimo dijo...

Impecable Wanderer, como siempre.
2 cosas:

1) A su pregunta (creo que retórica) respondo que, lamentablemente, me la paso negando la absolución a juntados, aunque nunca me tocó uno que venga a comulgar conociendo yo su situación irregular. En cuanto a no absolverlos, lo hago con una catequesis de por medio y, casi todos, se van conformes porque -como dice ud.- a muchos no le interesan los sacramentos y ni van a Misa dominical.

2) Lo felicito por el estómago para leer el documento, no pienso hacerlo porque, como ud. afirma, es completamente prescindible. Por otra parte la exhortación confirmará a muchos: a los tradi en interpretarlo en la Tradición y a los progres, como ya lo vienen haciendo, en el error.

S.A.

Anónimo dijo...

Si, me han convencido de que mi suposición benévola de lo que podía refrir el apartado 305 (una convivencia casta...) no es la hipótesis que se contempla allí.

Anónimo dijo...

El que desprecia las cosas pequeñas, poco a poco caerá.

El que no atiende a las pequeñas caídas vendrá un día a caer en algún precipicio. El Señor ha dicho: Porque eres tibio... comenzaré a vomitarte de mi boca. Y ser vomitado de Dios significa ser de él abandonado, o a lo menos privado de aquellos divinos auxilios especiales, que tan indispensables son para mantenerse en su gracia.

Meditemos bien este punto. El concilio de Trento condena a los que dicen, que podemos perseverar en el camino de la salvación hasta la muerte sin socorro especial del Señor.

No podemos pues perseverar en la gracia hasta la muerte sin un socorro especial y extraordinario del Señor.

Pero Dios lo rehúsa con justicia, los que no tienen escrúpulo en cometer voluntariamente pecados veniales. ¿Tiene acaso Dios obligación de conceder ese socorro especial a los que no temen disgustarle cada instante voluntariamente?

Quien escasamente siembra, escasamente también segará, dice el Apóstol. Si somos mezquinos con Dios, ¿cómo podemos esperar que sea Dios liberal con nosotros?

Infeliz aquella alma que hace paces con el pecado, aunque sea con el venial. Caminará de mal en peor, porque las pasiones van tomando cada día mayor imperio sobre ella, viniendo a menudo al fin a cegarla; y el ciego fácilmente puede caer en el precipicio cuando menos lo piensa. Temamos pues caer en la tibieza voluntaria: la tibieza voluntaria es semejante a la tisis, que no asusta al enfermo; pero es tan maligna que difícilmente se cura nadie de ella.

Por lo demás, aunque difícilmente se corrige una alma tibia, no por eso faltan remedios si quiere hacerlo. En primer lugar debe resolverse a salir de aquel miserable estado toda costa. Debe por tanto huir de toda ocasión de caída; porque sin esto no habría esperanza de enmienda; y encomendarse a menudo a Dios, rogándole con fervor le conceda fuerzas para salir de tan lamentable estado, sin dejar de rogar hasta verse libre de él.

Señor, tened piedad de mí. Conozco que merecería que me vomitáseis: tan tibio he sido en amaros. Me encuentro sin amor, sin confianza y sin fervor; Jesús mío, no me abandonéis. Tendedme vuestro brazo omnipotente, y sacadme de esta fosa de tibieza en que me miro sumergido.

Hacedlo por los méritos de vuestra pasión, que son toda mi esperanza. Virgen Santa, vuestros ruegos pueden socorrerme. Rogad a Dios por mí.

San Alfonso María de Ligorio

Anónimo dijo...

Un comentarista hizo referecia a la "comunión espiritual". ¿Podría decirme algún entendido si esto es algo tradicional, si está en los Santos Padres, en Sto. Tomás, o en algún lugar serio, y, en tal caso, qué implica? La verdad es que a mí también me parece un invento total. ¿Es algo más que un mero acto de contrición? (y se supone que si alguien tiene previsto seguir viviendo en adulterio, mucha contrición no tiene). Gracias.

Capitán Ich

Anónimo dijo...

No comparto el punto de vista de Wanderer. Por un lado los de Religión Digital están contentos y piden que se apoye a Francisco y sus REFORMAS, mientras por otro lado la mayoría dicen que no hay motivo de alarma porque no se ha reformado NADA. Pues yo me uno a los que hacen este análisis que sí me parece el certero.
http://adelantelafe.com/los-catolicos-no-pueden-aceptar-elementos-la-exhortacion-del-papa-amenazan-la-fe-la-familia/

Saludos. María J.

Anónimo dijo...

Estimado Wander,
Esta es la explicación que da el P. Iraburu, afirmando que la doctrina de Santo Tomás en la Exhortación, está mal entendida.
http://infocatolica.com/blog/reforma.php/1604081100-371-amoris-laetitia-301-disce.
Un saludo.
Celina

Anónimo dijo...



Las " Tablas de la Ley " que Dios entrega a Moises , era para hacer recordar lo que los hombres habían olvidado desde el pecado original ...

El mismo fin tienen : El Catecismo del concilio de Trento , el Catecismo de San Pio X , el Catecismo de la Iglesia Católica ......... y la Exhortación AMORIS LAETITIA.....es para recordar ....

Los interesados sabran que hacer . Los otros ,.... que le importa ....

Anónimo dijo...

Es curioso. Las opiniones sobre cómo iba a ser el documento, no variaron después de conocido su texto. Los que pensaban que iba a haber un cambio para bien, dicen que hubo un cambio bien. Los que pensaban que no iba a pasar nada, dicen que no pasó nada. Y los que pensaban que iba a haber un cambio para mal, dicen que hubo un cambio mal. O sea, un documento que permite pensar lo que uno quiere. Y eso es malo.

Después de leer la nota al pie nro 351, creo que las cosas van a pasar así (a ver que les parece):

1) Un adultero le pide la Comunión a un buen cura
2) El cura se la niega.
3) El adúltero lo denuncia ante el obispo
4) El obispo conmina al buen cura a que le dé la comunión por ser un caso especial, etc, y en virtud de la nota al pie de la exhortación apostólica, etc etc etc.
5) El sacerdote se niega
6) El sacerdote es excomulgado por desobediente e inmisericorde.

No creo que sea muy rápido el proceso. Pero esto ya estaba pasando y este documento lo va a potenciar. (Si no recuerdo mal, creo que en la Diócesis de La Pampa, el obispo ya estaba presionando el año pasado a los sacerdotes para que dieran la comunión a los adúlteros).

Alfonso Jesús Vivar

Anónimo dijo...

Buen dia. Yo soy el de las 12.38, el primer post. No entiendo el ejemplo que puso. O en realidad lo que no entiendo es la necesidad de poner en primer lugar el "amor" -con miradas puras o no- de las personas. Aun antes del evangelio. Como si se tuviera que adaptar todo -Dios, los santos evangelios- a las necesidades-decisiones de las personas. ¿Por que?

¿como puede haber frutos buenos cuando son dudosos?
Voy hasta un naranjo a coger una hermosa y jugosa naranja y dos milimetros antes de que mis dedos toquen la fruta me saltan las alarmas. Wait a minuto! ¿Esta es naranja o manzana? Pero si parece naranja!

-No, no, no. -la voz de un aclarador de turno- Come tranquilo que son frutas muy buenas. No importa si es naranja o manzana, son buenas, muy buenas personas. Siempre dispuestas ayudar a todo el mundo. Nutritivas y llenas de vitaminas.

Y yo... perplejo, en silencio, empiezo a tirar pasitos para atras.

Anónimo dijo...

Un rollo de 200 páginas para presentar al adulterio como una nueva forma de dar gloria a Dios en la Iglesia Católica. Eso es lo que ha hecho bergoglio. Y para algunos, nada ha pasado...

Anónimo dijo...

0:37 la comunión espiritual lo enseñó la iglesia antes del concilio, pero ¿hasta que punto alguien en pecado mortal por más que quiera puede hacerlo? en principio es contradictorio, más como los modernistas todo lo tuercen para llevar agua a sus molinos, ellos aplican todas las fórmulas a todos los casos, son inclusivistas ¿vió?

Anónimo dijo...

Capitán Ich, la comunión espiritual, para resultar en un aumento de la gracia y la caridad, requiere que el fiel esté en gracia. Y la práctica no es ningún invento espúreo, siendo tal vez su más sólido respaldo la visión de Santa Catalina de Siena a Jesús con dos cálices, Quien le dijo: "En este cáliz de oro pongo tus comuniones sacramentales, y en éste de plata tus comuniones espirituales. Los dos cálices me son agradables."

Si el fiel no está en gracia, lo cual implica usualmente que está decidido a seguir pecando gravemente (porque si tiene propósito de enmienda puede hacer un acto de contrición y volver a estar en gracia aún antes de confesarse), entonces la situación es totalmente distinta. Porque no tiene sentido que alguien le pida a Cristo que venga a su alma (o su corazón, si prefiere) mientras está decidido a continuar ofendiéndolo. Es como invitar a la casa a un vecino para insultarlo.

Stranger dijo...

Martin Ellingham,

No se engañe, FC 84 ya no está mas en vigor. De AL 305 con su infame nota al pie 351, se sigue que un pastor podría "lícitamente" (uso las comillas porque dudo que "ius sit") admitir a los sacramentos a una persona en situación objetiva de pecado, si "discierne" que hay algún elemento atenuante que haga del adulterio permanente un pecado venial, como por ejemplo "no comprender" los "valores inherentes" a la norma moral, estar en una situación que le impide a uno dejar a la "pareja", etc.

En segundo lugar, la posibilidad de que hoy día no puede alcanzarse la verdad con respecto a la nulidad de un matrimonio en el proceso jurídico correspondiente es prácticamente inexistente, toda vez que, como indica el texto citado por el comentarista prosopon, la declaración de las partes tiene actualmente fuerza probatoria. Mas aún, como yo sugería anteriormente, luego de la reforma fracisquista, es mucho mas probable la declaración errada de nulidad que la de validez. Es verdad que podría darse el caso. PERO, con todo, no debería haber razón para dispensar a priori al fiel del proceso jurídico correspondiente, como pretende la AL.

Stranger.

Anónimo dijo...

La lectura de solo algunos puntos principales del ladrillo me lleva al convencimiento de su nocividad.
La FSSPX ha advertido durante años las graves consecuencias que aun hoy padecemos por la ambigüedad de muchos de los textos del CV2 cuando no directamente su desconexión con la Tradición y Magisterio anteriores, todo lo cual produjo la implosión de la doctrina y la moral de la Iglesia mas grande de su historia y el famoso espíritu del concilio traducido en una pastoral a piacere.
Este documento interminable e inmasticable no escapa en absoluto a lo anterior y no me cabe duda que dentro de poco tendremos la crítica apropiada al mismo de la misma Fraternidad.
Por ello creo sin duda que las consideraciones del presente artículo son irreales.

Drakkar

Martin Ellingham dijo...

Sobre la comunión espiritual:

http://info-caotica.blogspot.com.ar/2015/01/precisiones-sobre-la-comunion-espiritual.html

Anónimo dijo...

Para la cita de Santo Tomás le recomiendo el enlace a este artículo:

http://infocatolica.com/blog/reforma.php/1604081100-371-amoris-laetitia-301-disce#more30692

Evidentemente está mal traida la cita.

Saludos.

Anónimo dijo...

al anónimo de las 15:45,
mateo 18:3
"les aseguro que si no se hacen como niños no entrarán en el reino de los cielos"

dedicado al anónimo de las 15:45 y a todos los que le gustan las cosas complejas, elaboradas, trabajadas, estudiadas...

Anónimo dijo...

Jose E. Lugo • hace 15 horasPara los anos 80 era un joven seminarista redentorista , en teologia moral recibi esa blasfemica teologia situacional , que por cierto el especialista modernista en esta teologia, un redentorista que se presentaba mas sabio que santo tomas , al poco tiempo abandono el sacerdocio y se caso por una iglesia protestante. Lo peor era lo que decia sobre eso del foro interno de Dios que lo perdona todo sin que el pecador se enmiende y aunque siga disfrutando el pecado se salva por que despues que hagas una opcion por Cristo lo demas no importa ya no tienes que obedecer los mandamientos. Gracias a Dios que me enferme y me regrese a mi Diocesis tradicional de Ponce , Puerto Rico ,corrigiendo estas herejias y otras peores. Que ahora estan de moda. Pero las cosas en mi Diocesis y en Puerto Rico tambien estan cambiando con el " aire fresco de Bergolio ".

http://adelantelafe.com/exhortacion-papa-francisco-promueve-una-etica-situacion-subvierte-la-teologia-moral/

Anónimo dijo...

Un rollo de 200 páginas... y el vaticano segundo un rollo pior para presentar lo que se enseñaba antes del concilio como pasado de moda y si no pregúntenle al benenito---

Anónimo dijo...

Como si se tuviera que adaptar todo a las necesidades-decisiones de las personas...


anónimo con el vedos tornaron antropocéntrica a la iglesia por eso ahora deben ajustar los otros tornillos que faltan, o terminar de desajustarlos. El hombre vedosiano ya es como Dios gracias a estos pastores expertos en dinamitar todo lo que tocan.

Anónimo dijo...

El mismo fin tienen.... los tercos que no quieren ver.

Anónimo dijo...

En definitiva, el pasaje citado en el primer comentario resulta una perogrullada. Que quien subjetivamente está en el error sobre su situación (no es consciente de su pecado) está en gracia. Difícil de creer pero posible. Lo otro es que le dé "derecho" a comulgar, lo cual nunca será así de acuerdo a la Ley de Dios. Ambigüo, nada más que eso.

Anónimo dijo...

En esta proclama en la que bergoglio "engalana" la práctica VIVA del adulterio, cita a Jorge Luis Borges, Octavio Paz, Mario Benedetti, Martin Luther King, Erich Fromm y la película La fiesta de Babette. ¿Desde cuándo el magisterio se define así?

Anónimo dijo...

Gracias, Doc Martin. No recordaba ese post.

Capitán Ich

Anónimo dijo...

Impecable Roberto De Matei, mejor incluso que Sandro Magister:
http://adelantelafe.com/la-exhortacion-postsinodal-amoris-laetitia-primeras-reflexiones-documento-catastrofico/

Anónimo dijo...


EL DISCURSETE DE LOS HIJOS DE bergoglio !!! por DIOS!!.... les queda alguna duda de quien es bergoglio luego de leer esto????



...........................


EN LA VEREDA DE ENFRENTE
CARTA DE LA CONFAR (Confederación Argentina de Religiosos)

confar8“Este 24 de marzo, coincide con ese “Jueves Santo”, cuando hacemos memoria del Golpe de Estado Cívico-Militar en nuestro país, como en varios países Latinoamericanos, 40 años atrás. No fue una guerra, fue un Estado que se volvió terrorista, para imponer un modelo económico que saqueó a nuestro país y lo endeudó impunemente.

Así como a Jesús, en la noche o a la luz del día, detenían y desaparecían miles de hermanos/as, decimos 30.000 pero sabemos que fueron muchos más. Mucho de ellos sin ningún juicio, sin ninguna defensa posible, después de torturarlos los tiraron vivos al mar. Esto pasó en nuestro país y no lo podemos olvidar. Claro que hubo delitos, pero los delitos tienen un procedimiento, un juicio para determinar si es culpable o no.

Somos testigos de muchos religiosos/as y muchos otros más, que derramaron su sangre por querer crear un país más justo y solidario. En medio de esta tremenda injusticia se hizo presente una vez más, ese “viento en los ojos” del Espíritu de Jesús, dando coraje, creatividad y lucidez para gestar vida.

Cómo no hacer memoria de “Madres de Plaza de Mayo” que fueron paridas por sus hijos; de su amor por buscarlos y de las “Abuelas” buscando a los hijos de sus hijos, los nietos recuperados; son un signo de esperanza en medio del horror. Nos viene al corazón la imagen de Fray Antonio Puigjané, OFM Cap., de Mons. Jorge Novak, SVD y de Don Jaime de Nevares, SDB, comprometidos con los familiares de desparecidos/as.

Queremos hacer memoria de las Monjas Francesas: Alice Dumon y Leoní Duquet, que acompañaron de cerca al Movimiento de los DDHH que se iba gestando en la década de los 70. Ellas también fueron detenidas y desaparecidas junto a otras diez personas en la Iglesia de la Santa Cruz.

También, recordamos la masacre de los Religiosos Palotinos en San Patricio, y del Hermano Mauricio Silva, Hermano del Evangelio y barrendero de la ciudad de Buenos Aires.

No olvidamos a Carlos de Dios Murias- OFM Conv., junto al cura Gabriel Longueville, a nuestro querido obispo Enrique Angelelli y al laico Wenceslao Perdernera que derramaron su sangre por el Evangelio en tierra riojana.

Así como hacemos memoria de estos mártires y profetas, como íconos de tantos/as movidos por el Evangelio, no podemos dejar de reconocer que parte de nuestra Iglesia ha sido cómplice de ese terrorismo de Estado. La mejor manera de pedir perdón es ponernos al lado de los “crucificados” para seguir haciendo una Patria de hermanos/as”.

Junta Directiva Nacional

PRESIDENTA

–Hna. Ana María Guantay (Agustinas Misioneras) VICEPRESIDENTE I–Hno. Horacio José María Bustos Kessler (Hermanos Maristas) VICEPRESIDENTE II–Hna. Silvia Ana Tulissi (Franciscanas de Gante)

http://catapulta.com.ar/?p=131

Anónimo dijo...

jajajaja
..........


http://www.ewtn.com/v/experts/showmessage.asp?Pgnu=1&Pg=Forum24&recnu=13&number=647547


Pagina web Denzinger Bergoglio
Pregunta hecha por Padre Ramón Helí Pérez Rivas el día 4/9/2016:

Doctor Morera: He escuchado muy buenos comentarios sobre la pagina Denzinger Bergoglio en Teleamiga, canal catolico colombiano. Como sacerdote tengo mis dudas sobre esta pagina. Le agradeceria si me diera su opinion lo mas pronto que le sea posible.

Respuesta por Frank Morera el día 4/9/2016:
Hola Padre. Esa pagina (aunque no dice quien la lleva) tiene tintes "Sedevacantista" y continuamente esta haciendo graves acusaciones al Santo Padre. Sinceramente no creo que ningun Catolico fiel pueda recomendarla.Bendiciones+

Epiphanio dijo...

Estimado Wanderer, a propo/sito del ejemplo de las 13:13 del 9 de abril, queri/a solo aclarar que un caso como el que presento/ se asemeja e ilustra tantos otros en los cuales encontramos la paradoja del amor y el bien humano contrapuesto a la ley de Dios. Aunque no sea igual, sino ma/s bien ana/logo, e/ste tipo de situaziones esta/ tratado por Dante Alighiere cuando visita junto a Virgilio el ci/rculo de los lascivos, donde reconoce Paolo y Francesca. Ellos se amaban y sin embargo fueron castigados por Dios. Cuando Dante comienza a compadecerse de ellos Virgilio lo reprende diciendo que no se debe entristecer por la suerte de los condenados. La doctrina moral cato/lica es dura y es necesario practicar las virtu/des humanas y sobrenaturales para cumplirla. En el caso especi/fico del ejemplo puesto de la pareja juntada desde hace annos que paso/ la vida haciendo el bien al pro/jimo, es claro que objetivamente no estaban en gracia de Dios, por el mismo estado irregular de sus vidas. Las obras de bien que haci/an no podi/an tener me/ritos para el Cielo, eran so/lo obras humanamente buenas. Dios puede dar la gracia de la conversio/n a cada uno para hacer obras meritorias, como es el caso de la pareja que cito/ en el ejemplo. Esto no debe ser confundido con lo que dice el Papa actual de la justificacio/n del estado objetivo de pecado mortal habitual de una pareja de juntados ili/citamente, en el cual los actos de intimidad sexual caen fuera del matrimonio sacramental. No es el caso de la pareja de la que Ud. cita.
Espero haber sido claro y le agradezco la paciencia.

Anónimo dijo...

Dos cosas:
Ha quedado clara la nocividad doble del documento bergogliano, por su carácter objetivo primero, al abrir la puerta a recibir la Sagrada Comunión a quienes se hallaren en estado objetivo de pecado mortal; y por la insidia de disimular esta doctina perversa, segundo, mediante un extensísimo e indigerible mamotreto que hace gala de una gigantomaquia verbal propia de quien está ocultando algo, y valiéndose de una figura tan entrañable y vigorosa como lo es la Divina Misericordia.
Pero no debe dejarse de lado lo que juzgan algunos acertados comentaristas, que ven en esta Exhortación la consagración definitiva del relativismo moral en materia religiosa y nosotros agregamos, que vemos además la abrogación implícita de un principio consular en materia moral, cual es el que establece que nadie es tentado más allá de sus fuerzas. Según esta pseudo Encíclica, habría gente tentada más allá de sus fuerzas, esto es, que viviendo situaciones "objetivas" de pecado [mortal, claro] sin culpa de su parte, o inocentemente, o porque no ha comprendido la norma moral -supuesto ontológicamente inaceptable- o no lo ha podido superar. La doctrna moral de la acción libre y responsable en su génesis (actio libera in causa) se viene abajo completamente; o lo que es igual, es totalmente ignorada, también.
Es pues mi opinión que esta Exhortación es mucho más insidiosa, y consiguientemente más peligrosa y herética, que si dijera sencilla y explícitamente: "Deroguemos el Decálogo".
J.

Anónimo dijo...

Le admiro sinceramente por muchas razones, Wanderer, pero he comprobado que alguna vez censura o suprime alguno de mis comentarios si no coinciden con sus tesis, a pesar de no ser ofensivos ni insultantes ni soeces. No sé, pero esto no me cuadra con lo que usted representa para mí . Ni Germinans ni fray Gerundio de Tormes ni otros blogs similares suprimen nunca una opinión , sea la que sea, si no es un caso flagrante de insulto o procacidad,etc.

Anónimo dijo...



Para los amigos historiadores del blog , y tambien para los amigos de Catapulta ...

http://www.taringa.net/posts/info/1220086/Joe-Baxter-o-el-fatalismo-de-vivir-peligrosamente.html

Anónimo dijo...

Es pues mi opinión que esta Exhortación es mucho más insidiosa, y consiguientemente más peligrosa y herética, que si dijera sencilla y explícitamente: "Deroguemos el Decálogo".



asi trabajan los modernistas, eso lo ha explicado muy bien San Pío X en Pascendi.

Anónimo dijo...


No deje de meditar esa frase de la exhortación .....

"No todas las discusiones doctrinales deben ser resueltas con intervenciones magisteriales"....Siempre buscando a entender

En una situación social en un momento determinado de la historia , se habían vuelto duros los corazones de los Israelitas , entonces Moisés no encontró nada mejor que autorizar la poligamia , como solución al concubinato múltiple ...

Parecida la solución " ojo por ojo , diente por diente "... paro los que abusaban del "derecho” a la venganza ...

Si consideramos que vivimos en un mundo y en una época bastante salvajes , podemos considerar la preocupación de la Iglesia para resolver , mitigar , o atenuar los efectos de este salvajismo ...

P...S...

Anónimo dijo...

Anónimo del 10 de abril de 2016, 12:59, lo que Ud dice al principio de su comentario es una perogrullada. Es elemental que para que alguien crezca en la gracia y la caridad, sea por hacer una comunión espiritual o por hacer una obra buena, primero tiene que tener la gracia y la caridad infundidas en el alma. Lo que no existe no puede crecer.

La diferencia entre la comunión espiritual y las obras buenas es que algunas obras buenas la persona tiene que hacerlas lo mismo aunque no esté en gracia para no cometer un pecado adicional, por ejemplo socorrer a un accidentado. Además le generan virtud a nivel humano, lo cual le va a facilitar practicar la caridad cuando le vuelva a ser infundida por Dios en algún momento futuro, cuando se convierta, arrepienta y confiese.

Anónimo dijo...

Me da la impresión de que JB ha adoptado la actitud hermenéutica de sus amigos con kipá, que son en su gran mayoría, si no todos, rabinos conservadores, no ortodoxos.

Los judíos conservadores asignan un considerable grado de libertad al magisterio rabínico de cualquier momento para cambiar ("reinterpretar") las prescripciones de la Torah, a diferencia de los ortodoxos, para quienes esa libertad desapareció en algun momento del pasado, por ej. cuando se terminó de escribir el Talmud.

Ejerciendo esa libertad, el Committee on Jewish Law and Standards aprobó en diciembre de 2006 por 13 votos sobre 25 un responsum (Dorff et al) permitiendo la celebración pública de uniones homosexuales y la ordenación de rabinos abiertamente homosexuales, manteniendo solamente la prohibición de la sodomía. Simultáneamente aprobó, también por 13 votos sobre 25, otro responsum (Roth et al) manteniendo el statu quo. Cada rabino adopta el responsum que considere correcto.

Cualquier similitud con la situación presente intra-Ecclesia Catholica puede no ser mera coincidencia. La diferencia es que en vez de un rabino en el comité votando por ambas responsa tenemos un rabino en jefe emitiendo un responsum ambiguo que cada rabino (lease obispo aunque la decisión bien podría quedar a nivel de cada párroco) puede interpretar como quiera.

Anónimo dijo...

Conclusión: un documento papal peronista: para tener contentos tanto a la izquierda eclesial como a la derecha eclesial, a progresistas y a!conservadores, cada uno interpreta a su manera porque eso es lo que busca su autor. Cada vez que Bergoglio anuncie una buena noticia para los tradicionalistas, hay que echarse a temblar, porque seguidamente viene la buena noticia para los progres. Es el Papa de Meinvielle. Tenía que ser un cura argentino quien describiera al Papa peronista.

Iván de Pineda dijo...

A mi me jodió mucho el pasaje en el que dice que los cónyuges deben quererse igual, a pesar,entre otros factores, de los cambios físicos operados por el paso del tiempo. Tuve una discusión con la patrona en estos términos: -¡Gorda, aflojale al morci-pan!-¡Para,Cacho, ¿te viste la zapán, quién te-cres-que-sos? ¡Leé ,leé a Pancho! Él sí que es un tierno. Nos ama a todos, con o sin Scardale,con o sin Cormillot..."
¿Qué hago Wanderer? ¿Dice algo Evagrio Póntico sobre la obesitas?
Gracias,desde ya.
Iván de Pineda

Anónimo dijo...

Encontrarse con nada...qué maravilla!!
Nada que puede ser vacío, o puede ser plenitud.
Cada cual según su oculista...y Dios con todos, vale?

Anónimo dijo...


cof cof....



------------------
http://www.ewtn.com/v/experts/showmessage.asp?Pgnu=1&Pg=Forum24&recnu=3&number=647653
pregunta
Pregunta hecha por Bruno el día 4/16/2016:

Como le va señor frank..el genesis como debe interpretarse?he leido varias opiniones,unos dicen que Adan solo representa el origen de israel,otros que representa a toda la humanidad,otros interpretan literalmente??que dice la iglesia a esto?

Respuesta por Frank Morera el día 4/16/2016:
Hola Bruno.El libro del Genesis es la vision ESPIRITUAL de la Creacion y la respuesta de porque una Obra buena se daño, no esta escrito con sabiduria humana, es una vision celestial, es la evolucion vista desde arriba, mucho se ha discutido sobre la Existencia de Adan y Eva y aun dentro de la Iglesia hay quienes creen que representan a la humanidad, pero aca el punto no es de humanidad, es de creacion..fuimos creados en masa??? NO LO CREO, y mientras dentro de la Iglesia se niega a Adan y Eva la ciencia se hacerca mas a ellos Actualmente productos de los análisis científicos, sabemos que evolutivamente habrían existido un antepasado común masculino y uno femenino. El término también sería usado para referirse al colectivo de Homo sapiens sapiens, que seria el origen de la humanidad.

Así a la Eva científica se denomina Eva mitocondrial. Se sabe de la existencia posible de esta Eva mitocondrial a causa de las mitocondrias (un orgánulo celular) que solo se pasan de la madre a la prole. Cada mitocondria contiene ADN mitocondrial y la comparación de las secuencias de este ADN revela una filogenia molecular. Así este análisis estaría indicando que todas las líneas maternas convergen en un punto en que todas las hijas que tuvieron decendientes actuales comparten la misma madre ya humana; sucediendo esto entre hace 150.000 o 200.000 años, cuando ya existía la especie Homo sapiens.

En el caso del ancestro común más cercano por vía paterna, este ha sido apodado Adán cromosomal-Y. Así como las mitocondrias se heredan por vía materna, los cromosomas Y se heredan por vía paterna. El análisis de estos cromosomas igualmente indicarían que todas las líneas paternas convergen en un punto en que todos los hijos que tuvieron decendientes actuales comparten el mismo padre ya humano. Es por esto que dada esta confusion yo prefiero quedarme con el mesaje de Adan y Eva que es lo que Dios quiere que yo entienda y dejar los debates cientificos a quienes les sobra el tiempo para ello.

Te invito a entrar a www.apologeticasiloe.com y en la seccion de Clases, seguir las clases del Genesis. Bendiciones+

Anónimo dijo...

... no anónimo 0:29 no vale, lo suyo es relativismo, muy lejos de la verdad.

Anónimo dijo...




¿..Preguntaron a un cura lefe que piensa del relato de Génésis ...?